Puestos de control en los Farallones llevan dos años de atraso

Marzo 10, 2017 - 12:55 a.m. Por:
Redacción de El País
Farallones de Cali.

Vista general de Los Farallones de Cali. Autoridades locales dicen que este 2017 se implementarán dos puestos de control en la zona para contrarrestar la minería ilegal. Uno en el corregimiento de Los Andes y otro en Minas del Socorro.

Oswaldo Páez / El País

Se espera que antes que termine este 2017, después de dos años de retrasos, se construyan los dos puestos de control que buscan frenar la minería ilegal que aún amenaza a Los Farallones de Cali.

Según José Manuel Diaz, subdirector del Dagma, ese fue el compromiso al que se llegó tras una reunión de la que participaron este ente ambiental, Ejército, Parques Nacionales, Secretaría de Gobierno y Secretaría de Gestión del Riesgo.

De estos puntos se viene hablando hace dos años, pero el requerimiento de una licencia de construcción tenía frenado el proceso.

“Nosotros como Dagma elevamos una consulta el año pasado a la Curaduría porque habían dudas sobre la construcción y ellos responden que ésta se debe viabilizar a través de una licencia. Entonces nosotros consultamos al Ministerio de Ambiente y Parques Nacionales en Bogotá sobre este concepto y dicen que el Parque Natural Farallones es competencia de Parques Nacionales, por lo que esa licencia no es necesaria. A partir de allí comenzamos este año reuniones con los diferentes grupos jurídicos de las entidades involucradas para destrabar el tema y darle vía libre al proceso”, indicó el subdirector del Dagma.

Según Jaime Celis, jefe del Parque Nacional Natural Farallones de Cali, 12 personas del Cauca subieron esta semana para “bajar material del área. Después lo van a trabajar al Cauca”.

Afirmó que, en ese sentido, se seguirá adelante con la construcción de los puestos de control. Uno de ellos en El Arbolito, corregimiento de Los Andes, sector Venteaderos, vía a Pichindé, por valor de $1500 millones. Y otro en Minas del Socorro, por $2500 millones.

“Estos puestos de control buscan impedir el paso de material e insumo para la explotación minera ilegal, de Cali hacia el parque, así como evitar la bajada de material. En los puestos habrá personal de parques, Dagma y Ejército Nacional”, precisó Diaz.

Añadió que habrá un tercer puesto de control en la subida por Pance, estimado en $2000 millones de pesos, pero no para este año.

Por su parte, Jaime Celis, jefe del Parque Nacional Natural Farallones de Cali, solicita por el momento la presencia de uniformados, en el sector de Venteaderos y al frente del Centro Cultural de La Leonera, para controlar el paso de vehículos que movilizan gran cantidad de material usado para construcción de viviendas irregulares, 18 toneladas se decomisaron en los últimos tres meses. “Son controles que requerimos hacer dos o tres días en semana”, señaló Celis.

Lea también: 'Con retenes ambientales en el Oeste buscan mejorar calidad del agua en zona rural de Cali'.

Dijo que ante la falta de puestos de control, Parques Nacionales en apoyo con el Ejército está realizando recorridos permanentes en las Minas del Socorro. “Son unos 100 hombres del Ejército y dos personas de Parques Nacionales haciendo controles contra la minería ilegal constantemente, pues tenemos 700 hectáreas deterioradas”.

Aseguró que se han realizado capturas pero estas no son efectivas, “de 2016 hasta la fecha fueron capturados 100 mineros, aunque como los delitos de minería son excarcelables los sueltan. No son suficientes delitos como invasión de área protegida, daño ambiental y explotación ilícita de yacimientos mineros”.

“La minería sigue siendo una amenaza”

Un habitante de la cuenca alta del río Cali, quien pidió reserva de su nombre, dice que la minería ilegal sigue siendo una amenaza latente y “no se detiene porque no hay controles y sanciones efectivas”. Afirma que “en Las Minas del Socorro quedaron una o dos betas por donde siguen sacando oro”.

“El problema es que como el tema de la minería sigue siendo una amenaza, siguen haciendo casas irregulares, suben materiales y la presión sobre el bosque sigue creciendo. Eso sigue caminando lentamente y afectando las condiciones en el parque nacional Los Farallones. Esos puestos de control se requieren”, manifiesta el vecino de la zona.

También denunció que los corregidores no funcionan “porque dicen que no se van a meter en lío” por lo que los habitantes del sector se mantienen en riesgo.

En Los Farallones

  • Hay 421 socavones identificados.
  • 700 hectáreas afectadas por la minería ilegal.
  • 90 cambuches fueron desmantelados entre 2015 y 2016, pertenecientes a 44 campamentos tanto para dormir como para labores de minería.
  • Cerca 197 mil hectáreas tiene el parque y de esas 13 mil están en Cali.
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad