José Alberto Tejada, el periodista que llegará a la Cámara por el Valle, habla sobre sus planes como congresista

Abril 07, 2022 - 11:45 p. m. 2022-04-07 Por:
Redacción El País
José A. Tejada

José A. Tejada es cabeza de lista a la Cámara por el Pacto Histórico.

El País

José Alberto Tejada, electo representante a la Cámara por el Valle del Cauca, luego de ser la cabeza de lista del Pacto Histórico a esa corporación, se prepara dejar a un lado su trabajo como periodista, luego de realizar un cubrimiento especial desde las calles de Cali durante el estallido social del 2021.

¿Cómo se está preparando para ocupar su curul en la Cámara de Representantes a partir del próximo 20 de julio?

Lo primero es que tengo un equipo de personas asesoras desde el principio cuando me hice candidato acompañándome sobre lo que llamamos lo programático, lo que debe ser la agenda legislativa y las responsabilidades que como congresista se tienen de cara al departamento en otros aspectos que no sea la promulgación de leyes: las prioridades que haya en los municipios, en la Gobernación. ¿Cómo podemos ayudar tanto a la Gobernación como a las alcaldías a hacer gestión ante el Gobierno central? y también a las comunidades con las que nos hemos unido. En varios municipios estamos con la campaña ‘A legislar con nuestra gente’, con la que buscamos identificar los tres problemas, prioridades o desafíos más acuciantes de su territorio con las mismas propuestas que a ellos se les ocurra que podría resolverlas.

¿Cree que la nueva bancada de congresistas del departamento sí va a poder trabajar unida o, dadas las diferencias ideológicas, sería una bancada dividida?

Creo que hay muchas posibilidades de trabajar como una bancada departamental de manera consistente. Yo diría que tal vez hay uno o dos candidatos que quizás están un poco reacios, o por lo menos no tan cercanos, pero el papel que nos ha puesto (Gustavo) Petro a los congresistas electos es que hablemos con todo el mundo, no solo de cara a las elecciones sino de cara al oficio parlamentario. A mí me eligieron los vallecaucanos y no me eligieron para hablar solo del Pacto y de lo que a nosotros nos interesa. Yo quiero hablar con los liberales, los de Cambio Radical, los de Partido de la U, los de Mira, los de Justa Libres, el Centro Democrático, porque ese es el deber ser de un congresista.

Usted fue elegido en representación de los jóvenes, ¿qué va a hacer por ellos?
Primero, sueño con ayudarles a construir un movimiento político de juventudes. Ya la dinámica dirá qué forma va a ir adquiriendo, pero el mensaje es que tienen que prepararse para recibir la posta del manejo político del territorio. Segundo, quiero ayudar a crear una escuela de formación de juventudes en tres ejes: política, gestión pública y en gestión económica y social, porque muchos de ellos van a llegar a los escenarios públicos y otros van a ser líderes en sus comunidades. Necesitamos que los proyectos que emprendan sean consistentes y coherentes con las realidades del territorio.

Tercero, quiero ayudar y me quiero dejar medir, porque en el 2023 algunos de estos jóvenes de cualquier municipio, serán candidatos a los concejos, a la Asamblea Departamental y a las alcaldías. Esta juventud de hoy en día está mucho más ubicada de lo que la gente cree. Hay mucho mito, pero estos jóvenes tienen unas sensibilidades nuevas que hay que saber aprovechar.

Una última cosa, quiero promover pasantías a esta juventud, que vayan a hacer intercambios dentro y fuera del país, a conocer experiencias territoriales de economía social que estén probadas, para que a ellos se les mueva el cerebro y vengan aquí a hacer experiencias adaptativas de este tipo de iniciativas y tengan contactos directos con otros líderes.

El electo representante a la Cámara José Alberto Tejada aspira a abrir cuatro sedes territoriales en el Valle del Cauca para brindar cercanía a los territorios.

Ha pasado ya casi un año del estallido social, ¿de poder cambiar algo de lo que sucedió en Cali, qué cambiaría?
Repito lo que siempre dije, este estallido, desgraciadamente, fue como un guión criminal que no le paró bolas a la protesta de la muchachada y no solo el Gobierno, porque uno puede decir el Presidente, la Gobernadora y el Alcalde no le pararon bolas y desestimaron la contundencia de la protesta nacida en la muchachada, pero el Comité Nacional del Paro tampoco entendió, no decodificó el grito de indignación que estaban tirando estos muchachos.

Si yo hubiera sido gobernante, llamo a una mesa de negociación inmediata. Eso se hubiera podido solucionar en una semana o en quince días, si hubiera habido voluntad política desde el Presidente hasta los alcaldes, pero hubo desdeño, no ponerles cuidado, criminalizarlos. Con sindicarlos de que eran guerrilleros y terroristas, creímos todos que se solucionaba el problema.

Segundo, creo que la clase dirigente de la sociedad civil, no hablo de los ricos, sino de maestros de escuela, periodistas o líderes religiosos, ya que todos tenemos capacidad de incidir en el ambiente de la sociedad, que teníamos la posibilidad de hacer convocatoria, no la hicimos a tiempo. Un poco tardíamente, pero a buena hora, Propacífico y Compromiso Valle unieron a un grupo de empresarios que entendieron que tenían que meterse al baile a conocer los problemas del territorio. También, aunque yo fui muy crítico del Alcalde de Cali, porque consideré que era inaceptable que permitiera que los generales Zapateiro y Vargas vinieran a mandar en una ciudad que no los había elegido, tardíamente Ospina reconvirtió su decisión y apostó por intentar entender que esta muchachada tiene justificación en sus voces.

A propósito, ¿cómo ve la gestión del Mandatario caleño?

Creo que lamentablemente el Alcalde tuvo dos problemas muy graves que no se le desea uno a nadie que tenga poder político: primero, le tocó bailar con la pandemia y después con el estallido social, dos temas gordos, que a cualquiera, por bravo y capaz que sea, lo descolocan. Además él mismo no se ha ayudado. Yo se lo he dicho de mil maneras: ha sido un tanto arrogante, no ha querido escuchar voces disímiles y gente de su propio entorno le ha dicho: ‘Jorge Iván, hay que abrirse a otras ideas, a otras posibilidades’. Entiendo que ahora la Alcaldía está definiendo cinco o seis proyectos estratégicos que quiere dejar terminados o en dinámica antes de que salgan, en el 2023. Como representante a la Cámara del Valle, estoy dispuesto a colaborarle a la Alcaldía, sin ser incondicional.

Tres (3) meses de acceso ilimitado por $4.700. Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS