Escuchar este artículo

¿Y si su marido fuera bisexual?

Marzo 20, 2016 - 12:00 a. m. 2016-03-20 Por:
Redacción de El País
¿Y si su marido fuera bisexual?

Según un estudio publicado en el Journal of Consulting and Clinical Psychology,  los hombres bisexuales tienen muchas probabilidades de sufrir problemas de salud mental, como resultado de los deseos de mantener en secreto sus relaciones.

Muchas personas atraídas por alguien de su mismo sexo viven presos en relaciones heterosexuales deshonestas, con la tentación latente de la infidelidad. La comunicación es la clave para sobrevivir en pareja.

"Estoy felizmente casado y soy bisexual. El problema, por así decirlo, es que evidentemente mi pareja no lo sabe, y aunque llevo una vida normal esto me condiciona porque tengo muchos deseos y a veces los satisfago. Siento que vivo dos vidas  y no se cuál es mía y cuál es ajena. Quiero hablar pero no sé si mi esposa podría soportar la presión de que a su esposo le gusten los hombres. Lea también: ¿Qué hacer si descubre que su esposo es homosexual?

Se que no soy el único y mi sexualidad no viene determinada por el vicio, o porque un día me levanté y me di cuenta que me atraían también los hombres. Nací así. Aún llegando a este punto, es difícil en ciertos momentos equilibrar lo que sientes a nivel afectivo, con la atracción puramente sexual”, este es el mensaje que Luis* de Cali dejó en un el perfil de Facebook de una página enfocada en apoyar y defender los derechos de las personas bisexuales y la comunidad LGTBI en español.

 Al igual que Luis son muchos los hombres y mujeres que viven en un matrimonio en el que están cómodos pero no son honestos.  

 “La lucha en favor de los homosexuales lleva décadas, pero la de los  bisexuales aún está en el limbo. Muchos creen que ‘es una etapa, que  están confundidos, que son las consecuencias de una ruptura amorosa, que  ya probó de  todo y quieren cosas nuevas, y que sin duda esto también pasará... Pero no, ser bisexual es una preferencia que puede durar toda la vida y que debe ser respetada”, señala Gilberto Escobar, psicólogo y activista de la comunidad LGTBI.

  Hace pocas semanas el Viceministro del  Interior para las Relaciones Políticas de Colombia, Carlos Ferro, fue puesto en evidencia por medio de un video en el que él confesaba su gusto por mantener relaciones sexuales con hombres,  aún estando casado. 

Si bien el video conmocionó por el contenido y la intromisión  a la intimidad del ahora ex funcionario, el respaldo público de su esposa Marcela Pineda en una entrevista de radio no dejó a muchos indiferentes.

 “La intimidad de Carlos es de él, el resultado de ese video sólo nos incumbe a él y a mí como pareja. Él tiene mi apoyo incondicional. No van a lograr destruir nuestra familia”, sentenció  Marcela en ‘Blu Radio’. 

“¿Estaba fingiendo?” se cuestiona la psicóloga de pareja Ximena Salcedo. “Solo ellos lo sabrán, el caso es que puede que existan parejas que tienen claros los términos de sus gustos y cómo los satisfacen. No porque alguien sea diferente debe ser causa de divorcio. Muchas veces lo que afecta es la infidelidad, la doble vida y  el engaño, eso puede ser mucho más letal y pasa  igual en los matrimonios homosexuales y heterosexuales ”, agrega.

  Estar en una relación con alguien bisexual puede resultar intimidante para muchos, pero hay parejas que aceptan esta condición  desde antes de casarse,  porque su amor es más fuerte o porque se habló claro desde un principio y se establecieron reglas y límites.  Hay que entender que el que  alguien se  sienta atraído por ambos géneros no quiere decir que  le atraiga todo el mundo. 

El sexólogo Ezequiel López  explica que en la mayoría de las parejas se tolera la situación si es la mujer la que tiene relaciones bisexuales, aunque si es una pareja conformada por personas muy conservadorass, es muy difícil aceptar una infidelidad y más en una condición bisexual.

  “En el caso de ser el hombre, a la mujer se le cae un poco la imagen viril y masculina de su pareja, por lo cual perdonarían más fácil una infidelidad con otra mujer, mientras que en el caso de los hombres, ellos casi que prefieren que sea con otra mujer y en muchas ocasiones, incluso, promueven esta situación ya que se le activa la típica fantasía sexual de ver a su pareja con otra mujer. En caso de un trío, es muy raro que él quiera a otro hombre”, agrega el sexólogo. 

Para López Peralta al enfrentar un caso así, se debe  pensar qué tanto  afecta a nivel sexual,  afectivo y el autoestima de cada uno.  “La clave es la  comunicación, al plantear la situación se puede valorar qué  tanto se está dispuesto a aceptar y el papel que se va a jugar. En muchos casos recomiendo la terapia porque así se pueden resolver creencias erróneas. Por ejemplo, que una persona haya tenido una experiencia en su vida no lo convierte en homosexual. Son dudas comunes pero que pueden afectar mucho la relación. ¿Qué haría usted?

Claves de éxito  Hablar con la verdad “No me gusta usar esa palabra,  pero está claro que soy bisexual, y que serlo no es una opción: lo que yo elegí fue ser la pareja de una mujer”, dijo la actriz  Cynthia Nixon al hacer público que se había casado con una mujer, luego de estar casada con un hombre.  Apoyo de parejaEl que su pareja sea bisexual no lo hace infiel.  Si la persona a la que ama le confiesa sus gustos, preferencias o inquietudes respecto al tema, preste atención, piense qué tanto le afecta esta situación y si vale la pena terminar con la relación o seguir adelante. No será fácil, pero muchas parejas llegan a acuerdos en los que ambos pueden explorar sus fantasías,  juntos o por separado. Cuidado con las presiones sexuales Recuerde que su matrimonio es cosa de dos. Si usted está a favor y en paz con la exploración o preferencias sexuales de su pareja, no se deje presionar por lo que puedan pensar sus amigos o familiares. Aunque aún hay muchos tabúes sobre el tema, su matrimonio y sus reglas son asunto suyo.  No permita  que los celos o la  paranoia se apoderen de su relación. Cultive la confianza.   Señales de alerta Su pareja  constantemente lo rechaza sexualmente. Se queja de que la intimidad es siempre igual y hace falta algo de picante.Prefiere salir en grupo  pues estando solo con usted se siente amenazado.Tiene un amigo(a) muy cercano  que le comenta todo y a veces esta primero que usted en las decisiones. Su instinto le habla de una tensión sexual entre ambas personas.

 

Obtén acceso total por $9.900/ trimestre Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS