¿Mejorará la gobernabilidad de Duque con el reajuste en su gabinete ministerial?

Escuchar este artículo

¿Mejorará la gobernabilidad de Duque con el reajuste en su gabinete ministerial?

Febrero 13, 2020 - 11:30 p. m. Por:
Kelly Sánchez, reportera de El País
Iván Duque Márquez, presidente de Colombia

El revolcón en el gabinete del presidente Iván Duque reconfiguró el escenario político, aunque los cambios no serían, del todo, lo esperado por el mandatario.

Colprensa

Aunque es claro que el presidente Iván Duque dio un giro en su estrategia de acercamiento a algunos partidos políticos con ocasión de los últimos nombramientos en su gabinete ministerial, tal parece que el reajuste no logró del todo su cometido.

Si bien es cierto que los conservadores vieron con buenos ojos la designación de Rodolfo Enrique Zea en el Ministerio de Agricultura, la llegada de Ángel Custodio Cabrera a la cartera de Trabajo no dejó contentos a todos los miembros del Partido de la U, así como tampoco quedaron completamente satisfechos los de Cambio Radical, CR, con el aterrizaje de Fernando Ruiz en el Ministerio de Salud.

Aunque de entrada parecía que al habérsele dado representatividad a la U y a CR -colectividades claves para conseguir las grandes reformas que impulsa el Gobierno- el Ejecutivo garantizaría sus mayorías en el Congreso de la República, lo que se ha evidenciado en los últimos días es que se ha generado una fractura más marcada al interior de esos partidos, con lo que sus apoyos no están asegurados.

“Lo que hizo fue crear mayores fracturas al interior de la U y Cambio Radical. Esto, lo que va a conducir es a que los votos de esos partidos, en su totalidad, no los va a mantener el Gobierno para la gobernabilidad que requiere. Creería que en algunos proyectos de ley y algunos de reforma legislativa seguramente garantizará los votos, pero en otros temas no”, apunta el politólogo Fernando Giraldo.

Lea además: ¿El nuevo Fiscal General de la Nación podrá trabajar con autonomía?, analistas opinan

Partido de la U

Solo 15 de los 41 miembros de la bancada de la U asistieron a la reunión convocada por la colectividad el pasado lunes, en la que se definiría la posición que tomarían frente al Ejecutivo. Este hecho ratificó las fisuras evidenciadas ya en esa fuerza política.

Aunque Cabrera fue parlamentario por la U -Senado 2014-2018 y Cámara 2005 a 2014-, apenas se conoció su nombramiento en el Ministerio de Trabajo, algunos miembros del partido indicaron que no lo reconocían como cuota suya en la Administración de Iván Duque.

Si algo tenían en consenso los miembros de la Unidad Nacional era su apoyo a la exgobernadora Dilian Francisca Toro para que llegara al Ministerio de Salud, por eso el desconcierto ocurrió cuando el Presidente nombró a Cabrera sin informarle formalmente a la colectividad.

En efecto, el representante a la Cámara por la U John Jairo Cárdenas afirma que Cabrera “nunca fue considerado en la baraja de posibles ministeriales” y agregó que hasta ahora el nuevo funcionario no se ha reunido con ellos para pedirles su apoyo.

Cárdenas señala que un sector del partido piensa que hay que “confiar en Ángel Custodio y que lo que hay que salir es a expresarle un respaldo irrestricto”, mientras otros “pensamos que que primero él tiene que aclararnos cuál es la reforma que tiene en la cabeza, y nosotros, sobre la base de tener esa claridad, definir si vamos a respaldar ese ministro como nuestro. Si no tenemos esa claridad, el partido va a seguir como está, en una situación de indefinición”.

Cabe recordar que estas fisuras no son nuevas. Las divisiones se hicieron visibles cuando en 2018 la Unidad Nacional definió ser parte de la coalición del Gobierno Duque, pero un grupo importante de congresistas expresó su inconformidad.

Así, aunque en el papel hacen parte de la coalición, en la práctica han votado independiente e incluso desde esa colectividad se contribuyó, en gran medida, a hundir las objeciones presidenciales a la Ley Estatutaria de la JEP y se lideró la moción de censura contra el entonces ministro de Defensa, Guillermo Botero.

Cambio Radical

Según se sabe, dentro de este partido se ha dado una puja interna entre el sector de Germán Vargas Lleras, los Char (el clan político de la Costa Atlántica) y el del senador Rodrigo Lara. Cada uno tenía su propia ‘carta’ para el Ministerio de Salud.

Finalmente, quien ganó el pulso fue el exvicepresidente de la República, con la designación de Fernando Ruiz en la cartera. De hecho, se sabe que Ruiz participó en la elaboración de la propuesta de salud que Vargas Lleras les propuso a los colombianos cuando aspiró a la Presidencia en 2018.

El senador por Cambio Radical Carlos Abraham Jiménez señala que “aquí no es tanto que entreguen un ministerio, sino para qué y qué significa. Por ejemplo, si es la responsabilidad de Salud, es una de las responsabilidades más sentidas para todos los colombianos” y añade que de nada sirve entrar a la coalición de Gobierno “por un simple puesto, si los colombianos de a pie no sienten que este partido esté cumpliendo alguna función real. Queremos ser determinantes en los cambios sociales que se tienen que dar en la agenda legislativa”.

Ahora bien, este partido está concentrado en impulsar una reforma a la Justicia. Por eso, dice Jiménez, “no es solo un tema burocrático, como pueden pensar algunas personas. Nosotros tenemos claro el propósito, porque sabíamos que si continuábamos en una posición beligerante no íbamos a poder sacar estas reformas adelante y esto fue lo que entendió también el Presidente de la República: que estas reformas sociales la gente las está pidiendo a gritos”.

Sobre las divisiones que pudiesen haber en este momento en la colectividad, afirma que “es natural que los primeros días hayan esas voces, pero al final todos nos volvemos a sentar. Siempre ha habido una camaradería dentro del partido que nos permite zanjar cualquier diferencia”.

En la noche del miércoles la bancada de CR en la Cámara de Representantes se reunió por primera vez con el nuevo Ministro de Salud y le ofreció su respaldo. En el encuentro estuvo también presente Germán Vargas Lleras. Sin embargo, en sus compañeros del Senado persisten dudas sobre el nombramiento, aunque se habla de una reunión muy próxima.

En lo que sí coinciden algunos analistas es que en la repartición que hizo Iván Duque, más que buscar contentar a todos, se aseguró de definir a quiénes no dejar inconformes.

Los otros grupos políticos

Conservador

Con la designación de Rodolfo Enrique Zea en el ministerio de Agricultura sí se garantiza el apoyo de los conservadores al Ejecutivo, pues con esto solo se reafirma su posición como partido de Gobierno.

“Le está pagando al partido lo que ya venía haciendo, y este está cómodo. Pensaría que a mediano plazo podría ampliar la cuota, porque van a presionar dado que no es posible que tengan la misma cuota burocrática que Cambio Radical, un partido que acaba de llegar, cuando ellos lo acompañaron desde el principio”, dice el politólogo Fernando Giraldo.

Zea hacía parte de un listado de ocho personas que el grupo político entregó al Gobierno para que lo tuviera en cuenta.

“Esto no quiere decir que el presidente Duque haya solicitado nombres, sino que fue iniciativa del partido. No se trata de pedir ‘mermelada’ por puestos ni por votación de proyectos, sino que el Partido Conservador, prácticamente, está exigiendo al Gobierno Nacional la representatividad que debe tener un partido de Gobierno, como lo somos nosotros”, indica el representante a la Cámara conservador José Gustavo Padilla.

Centro Democrático

El gabinete presidencial es mayoritariamente uribista, con lo que el Centro Democrático parece estar a gusto, aunque aún no han tenido reunión de bancada.

La senador Paola Holguín aseguró que han sido respetuosos de las decisiones del Presidente en el nombramiento de su gabinete: “Lo único que esperamos es que esté alineado con las tesis del Gobierno y nos ayude a defender los compromisos que hay, a través del Plan de Desarrollo”.

Colombia Justa Libres

Mucho se ha especulado en los últimos días sobre la posibilidad de que Colombia Justa Libres se decida por la independencia, dado que no tiene representación en el Gobierno, pese a que ha apoyado a Du que esde la primera vuelta presidencial.

Al respecto, el senador John Milton Rodríguez asegura que su acompañamiento ha sido “con convicción y firmeza”, pero reconoce que hay “incomodidades”.

“Fuimos invitados a ser partidos de Gobierno y, sin embargo, no somos parte del Gobierno, no tenemos representación en el gabinete ni en la dirección de ninguna entidad del orden nacional. Obviamente, eso genera incomodidades, y a un tiempo tan avanzado en la gestión del Presidente, esperaría uno que ese tipo de errores se corrijan”.

Liberal

El Partido Liberal, que también es clave para garantizar mayorías en el Congreso, le sigue apostando a la independencia a pesar de los rumores de acercamientos con el director de la colectividad, César Gaviria, para consolidar una alianza.

“Juega a irse independiente hasta el 2022, para constituirse en una alternativa para la Presidencia. Lo que quiere es sintonizarse con la opinión popular”, señala el analista político John Mario González.

Lea además: ¿El nuevo Fiscal General de la Nación podrá trabajar con autonomía?, analistas opinan

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad