La otra censura

La otra censura

Junio 25, 2011 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

El acto de censura que sufrió el pasado domingo el diario El Heraldo pone en evidencia que la violencia y la intimidación no son las únicas armas de que se valen aquellos interesados en acallar a la prensa. Ese día el rotativo denunció los nexos de varios candidatos del Magdalena a las elecciones de octubre con la parapolítica.Pero las ediciones del diario nunca llegaron a manos de sus lectores porque fueron comprados en su totalidad por desconocidos a primeras horas de la mañana.Es un acto claramente encaminado a entorpecer la labor de un medio que cumple con su obligación de informar sobre las actuaciones de la clase política de una región como el Caribe colombiano, tan golpeada por la corrupción, el saqueo y la ilegalidad. Y como tal merece el repudio de toda la sociedad. Sólo resta esperar que las autoridades den con los responsables de querer silenciar al diario de Barranquilla.

VER COMENTARIOS
Columnistas