Pistola vs. cortaúñas

Diciembre 05, 2022 - 11:55 p. m. 2022-12-05 Por: Mario Fernando Prado

Guardo por los agentes de tránsito admiración y respeto. A ellos les toca siempre bailar con la más fea. Les echan la culpa de los trancones. Si los semáforos no funcionan, también es culpa de ellos. Si hacen las veces de semáforos los tildan de tarados. Si les dan la vía a unos, los otros los insultan y si se la dan a los otros, los unos los vituperan.

Los guardas de tránsito son los responsables de que el tráfico no fluya. De que invadan los carriles del mío. De que la gente se parquee donde le da la gana. De que las motos hayan convertido los andenes en sus carriles privados y hasta que llueva y se inunden las calles.

Y es que los escasos guardas que hay no se dan abasto. Hacen falta al menos 200 y no hay de dónde sacarlos ni con qué pagarles porque, además, los recaudos se han bajado, entre otras cosas porque los infractores no pagan las multas.

A lo anterior hay que sumarle el riesgo que corren estos cada vez que tratan de que se cumplan las normas que rigen la movilidad.

“Además de insultarnos y hasta escupirnos -como me lo hizo una señora toda encopetada-, nos agreden físicamente con empujones y patadas”, me dijo uno de ellos visiblemente conmocionado porque el día anterior el conductor de un taxi le sacó un machete y le tocó dejarlo ir “porque peligraba mi vida y tengo cuatro hijos”, me confesó.

Le pregunté entonces si es que no andan armados y la respuesta fue que ellos andan armados de valor, y este amigo la única arma que porta es un mísero cortaúñas.

En cambio, agregó, “cualquier conductor de taxi, de pirata, de bus, buseta, camión, camioneta y hasta motocicleta, porta cuchillo, navaja, cortafrío, bate de béisbol, manopla y hasta revólver y pistola traumática y de las que echan plomo ventia’o y uno que con un cortaúñas”.

Me quedé impávido ante ese comentario. ¿Qué pueden hacer los guardas para cumplir con su deber si no tienen manera de hacer cumplir la ley e imponer la autoridad?

Y como aquí hasta que no haya un muerto no se hace nada, ¿tendremos que esperarnos esta tragedia para tomar cartas en el asunto?

Una solución sería armar a los guardas lo cual es poco probable. Otra es entregarle a la Policía el manejo del tránsito, pero si no hay agentes suficientes para salvaguardar las responsabilidades inherentes a sus cargos, menos los va a haber para dirigir el tráfico.

Lo otro sería que se distribuyeran los sectores dejándole los más calientes a la Policía, lo cual sería tan engorroso como complicado.
Otra alternativa podría ser que existiera una línea directa con la Policía para que atendiera de manera inmediata situaciones de violencia y que pudieran llegar a tiempo…

No sé. Creo que tengo el ‘iniciativómetro’ descargado, pero estoy seguro que alguno de mis lectores podrá aportar ideas sobre el particular.

Lo cierto es que no podemos dejar solos a los guardas de tránsito, así nos multen, nos paren por el pico y placa, por no tener los cinturones de seguridad colocados, por pasarnos los semáforos que quedan, por andar a toda mecha y otros pecadillos mayores …

VER COMENTARIOS