Oasis

Escuchar este artículo

Oasis

Abril 21, 2021 - 11:30 p. m. Por: Gonzalo Gallo

Al ego orgulloso le fascina destacarse, imponerse, tener la razón someter, manipular y nunca ceder.

Por lo mismo, sabe infundir temor, es analfabeto en el amor, y sus malas relaciones jamás le dan felicidad.

Tú te amas cuando actúas con humildad, no te ves como superior a nadie y tratas a todos con bondad y amabilidad.

Jeshua y su amada madre María siempre actuaron con una atrayente humildad y le dieron prioridad al amor. No sabían presumir.

El orgullo puede brindarte triunfos pasajeros, pero son como el brillo momentáneo de los juegos pirotécnicos. Al final solo hay humo.

Ahora bien, humildad no es rebajarte o negar tus talentos, es ser bien consciente de tus capacidades y tus debilidades.

Un sabio le dijo hace tiempos a sus discípulos mientras les enseñaba sentados en una hermosa playa:

La mar es más grande, inmensa y valiosa que los rios que le dan su agua porque ella está debajo y no encima de ellos.
Sigue en Instagram @Gonzalogallog

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS