Naciones Unidas pide elecciones inmediatas en Venezuela

Naciones Unidas pide elecciones inmediatas en Venezuela

Febrero 26, 2019 - 11:30 p.m. Por:
Redacción El País
Mural de Chávez en Caracas, Venezuela

Mural de Chávez en Caracas, Venezuela

EFE

Repudio al uso de la violencia durante el pasado fin de semana en los pasos fronterizos de Venezuela con Colombia, Brasil y Ecuador; convocatoria a elecciones pronto e ingreso de alimentos y medicamentos a través de organismos humanitarios fue la constante en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas realizado ayer en Nueva York, EE. UU.

La reunión, convocada de manera extraordinaria, y que terminó sobre las ocho de la noche, vivió su momento de mayor tensión durante las exposiciones de los embajadores ante la ONU de Venezuela, Rusia, Estados Unidos y Colombia. Mientras otros representantes exigieron convocar a elecciones pronto.

Jerry Matthews Matjila, embajador de Suráfrica, propuso que sea “el pueblo de Venezuela el que decida su futuro; nosotros les ayudamos pero ellos deben tomar sus propias decisiones”.

Se preguntó cuál es la alternativa que le queda al diálogo y recordó que “en casos donde se ignoró el diálogo se han presentado crisis prolongadas y complicaciones militares que van en detrimento del pueblo”. Solicitó que las ayudas humanitarias se hagan llegar a los necesitados a través de organizaciones “desprovistas de tinte político”.

Entre tanto, François Delattre, embajador de Francia, fue claro al sostener que su gobierno desde siempre ha condenado la crisis en Venezuela que no es “resultado de la casualidad” y denunció “múltiples violaciones al Estado de derecho cometidas por el régimen”.

Lea también: EE. UU. buscará una resolución en la ONU para exigir que entre ayuda a Venezuela

Recordó que su Gobierno, junto con la Unión Europea y Uruguay ofrecieron promover una salida negociada y pacífica e insiste en ello. Indicó que “al bloquear la asistencia humanitaria el pasado fin de semana, ante la crisis sin precedentes que vive el país, el régimen muestra oprobios ante su pueblo y la comunidad internacional”.

Mientras, República Dominica que señaló que ha mediado en la crisis entre el Gobierno de Nicolás Maduro y la oposición “tratando de lograr entendimiento, pero a pesar del optimismo inicial no se impusieron ni voluntad política y ni madurez”.

Por su parte, Alemania sentó su posición al llamado de elecciones porque la situación se está convirtiendo en una “amenaza para la paz y la seguridad internacional”, al recordar que ya 3,4 millones de personas han salido de Venezuela para refugiarse en los países con los que tiene frontera, generando “inestabilidad en Colombia, Brasil y Ecuador”.

Rifirrafe

Durante el Consejo de Seguridad, Rusia mostró claro respaldo a Venezuela a través de su embajador Vassily Nebenzia, quien hizo un recuento de lo ocurrido en Venezuela desde que Juan Guaidó asumió como presidente interino.

Nebenzia acusó a Estados Unidos de querer interferir en el curso “normal” de un país, poniendo a los ciudadanos como “escudos humanos” y sostuvo que es “paradójico” que ellos que quieren construir un muro en la frontera para impedir el ingreso de forma ilegal a su territorio digan que quieren enviar “ayuda humanitaria a Venezuela cuando en realidad querían meter armas”.

Al respecto, EE. UU. respondió que lo único que ha hecho es brindar socorro ante la petición del “gobierno legítimo de Guaidó” y agregó que: “Rusia alega por la congelación de cuentas a Venezuela, lo hace porque ellos les deben mucho dinero y lo que les preocupa es si ese dinero lo va a cobrar Rusia, no si el mal manejo del Gobierno de Maduro va a seguir llevando la economía por un hoyo”.

Así mismo rechazó “de arriba a abajo cualquier acusación de intervención de un país que está ocupando territorios ajenos como Crimea”.

Jorge Arreaza, canciller de Venezuela, sostuvo por su parte, que están dispuestos a estudiar una nueva convocatoria a elecciones y establecer un diálogo con la oposición, de quien dijo es la que evade la salida negociada.

Desmintió agresiones de la Guardia Nacional en la frontera y por el contrario aseguró que hubo ataques de supuestos vándalos auspiciados por la policía colombiana.

Dichas denuncias fueron rechazadas por Guillermo Fernández de Soto, embajador de Colombia ante la ONU, quien informó que presentará las pruebas de los protocolos de cada paso que se dio el sábado cuando se intentó el ingreso de la ayuda humanitaria.

Recordó el apoyo que recibió el Grupo de Lima para esta tarea de la Organización de Estados Americanos (OEA) y aseguró que “tergiversar y manipular es muy fácil”, como lo hizo Arreaza.

Disipan vientos de guerra

El presidente de Colombia, Iván Duque, afirmó ayer que la declaración emitida por el Grupo de Lima sobre la crisis en Venezuela disipó las dudas de una posible intervención militar en ese país.

“La diplomacia y el cerco diplomático están por encima de cualquier discurso belicista”, manifestó Duque y afirmó que se desmienten las voces que alertaban de “vientos de guerra”.

El Grupo de Lima se reunió el lunes en Bogotá y en su declaración pidió una vez más que se celebren elecciones en Venezuela, en donde consideran roto el orden constitucional y reconocen al líder del Parlamento, Juan Guaidó, como presidente del país.

Duque reiteró ayer que la comunidad internacional “busca alternativas para solucionar la crisis humanitaria venezolana” y recordó que también existe una “gran conciencia internacional” sobre el éxodo de migrantes de ese país.

Asimismo, dijo que el mundo ha reconocido el trabajo de Colombia “para atender a esos migrantes que están saliendo de su país, producto de la dictadura; con hambre, con enfermedades”.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad