¿Cómo va la lucha contra el narcotráfico en el Pacífico colombiano?, habla la Fuerza Naval

Abril 12, 2021 - 12:17 a. m. 2021-04-12 Por:
Andrés Felipe Becerra ibáñez / El País
Seguridad, fuerza pública en Buenaventura

La Fuerza Pública mantiene una ofensiva contra el narcotráfico en las aguas del Pacifico colombiano.

Archivo de El País

El viernes pasado, el contralmirante Francisco Hernando Cubides Granados, comandante de la Fuerza Naval del Pacífico, dio a conocer la captura de alias Chicho, presunto cabecilla del ‘Clan del Golfo’ en el departamento del Chocó.

“La Fuerza Pública mantiene la ofensiva en contra de los grupos armados organizados que delinquen en el Pacífico colombiano y que ponen en riesgo la seguridad y el desarrollo integral de sus comunidades”, dijo el Contralmirante.

Días atrás, Cubides Granados, en diálogo con El País, contó detalles de esa ofensiva de la Armada Nacional contra el narcotráfico en aguas del Pacífico y de la labor humanitaria que desarrollan, sobre todo en época de pandemia, con las comunidades más apartadas de la región.

Contralmirante, ¿qué tanto territorio cubre la Armada Nacional en el Pacífico colombiano?

La Armada de Colombia cuenta con cuatro fuerzas navales: Caribe, Oriente, Sur y Pacífico, que es la que comando. La Fuerza Naval del Pacífico cubre desde la frontera con Panamá hasta la frontera con Ecuador. Una responsabilidad de 1300 kilómetros de costa y 26 kilómetros cuadrados terrestres con los departamentos de Chocó, Valle, Cauca y Nariño. También hay una responsabilidad fluvial, ya que este litoral tiene 21 ríos que son navegables.

¿La Fuerza Naval del Pacífico cómo está distribuida para todo el trabajo que se hace en la región?

Somos 6200 hombres y mujeres, distribuidos en diferentes componentes. El componente naval, el de guardacostas, el aeronaval, el terrestre y el de fuerzas especiales. Todos trabajan de forma articulada en todo el Pacífico, con miras a garantizar la seguridad y bienestar, pero sobre todo, a crear condiciones de desarrollo.

Contralmirante Francisco Cubides

Contralmirante Francisco Cubides, comandante Fuerza Naval del Pacífico.

Especial para El País

¿Cómo ha sido el trabajo en la región en época de pandemia?

Ha sido un trabajo fuerte, ya que este es un escenario totalmente diferente al de las otras regiones y con unas zonas muy particulares y complejas. Hay distintos tipos de amenazas, por ejemplo, en el Chocó está el ‘Clan del Golfo’, que se enfrenta con el ELN. En Cauca y Nariño hay una presencia fuerte de disidencias de las extintas Farc. Y en Buenaventura, Valle, hay grupos criminales, los cuales hemos venido contrarrestando con la demás Fuerza Pública este año.

Ha sido un trabajo duro, donde hemos logrado importantes resultados en contra de estos actores ilegales. En el primer trimestre de este año, por ejemplo, logramos incautar 54 toneladas de estupefacientes, así como la captura de importantes cabecillas de los grupos. También logramos la incautación de más de cinco mil metros cúbicos de flora ilegal y casi tres mil toneladas de pesca ilegal.

En Buenaventura, donde hay una disputa entre bandas, ¿cree que se ha logrado frenar la violencia?

Hay que decir que la intervención que se definió por el Gobierno Nacional ha sido efectiva. Este es un trabajo conjunto, de toda la Fuerza Pública. Las ciudades son responsabilidad de la Policía, pero en este caso la Armada trabaja mano a mano, ya que también tiene en la ciudad ciertos puntos de control, pero además se sale de la parte urbana, hacia a los esteros y demás, donde hay una ofensiva permanente contra el narcotráfico y otros delitos, siempre velando por la seguridad marítima del sector, porque Buenaventura es la joya, la corona del Pacífico, entonces nos demanda mucha atención.

Lea también: Atracadores en moto: ¿cómo operan y por qué no frena este delito en Cali?

Contraalmirante, ¿pero cómo garantizar la paz en el Puerto, que la violencia no se repita cada año?

Buenaventura no solo necesita intervención policial y militar. La ciudad históricamente ha tenido toda clase de comercios ilegales y esto nos demanda mucha atención y cobertura, estamos trabajando con el gobierno local, regional y nacional, así como con otros sectores, en procura de dar condiciones sociales a la ciudadanía, más allá de la seguridad.

¿Cómo ha sido la lucha contra los grupos y sus artimañas para transportar droga en aguas del Pacífico?

Los delincuentes cada vez se la ingenian para mover la droga, pero esas actividades ilegales tenemos que contrarrestarlas de forma contundente, y en este caso la Armada de Colombia ha sido exitosa. Sin embargo, este negocio del narcotráfico es maldito, cuando no existía este fenómeno delictivo, regiones como la del Pacífico eran tranquilas, pero esa paz tenemos que llegar a recuperarla. Acá hemos encontrado de todo, desde lanchas hasta submarinos con todas la caletas de droga que se puedan imaginar y con rutas nacionales e internacionales, por eso debemos trabajar concentrados y de manera inteligente siempre.

¿Qué rutas en el Pacífico tienen identificadas como las más usadas por los grupos narcotraficantes?

En el Pacífico todo está con un enfoque hacia Centroamérica. Por ejemplo, en el norte del Chocó la droga se mueve en pequeños kilos y en lanchas que pasan a Panamá; más hacia el centro de esa región hay rutas que van a Panamá, Costa Rica y Nicaragua; en el Cauca las rutas salen más abiertas por debajo de Malpelo y subiendo hacia México; en Nariño hay una ruta llamada la ‘Ruta del Desierto’, que pasa por Galápagos y luego sube a México y Estados Unidos. Sin hablar de lo que pasa en los puertos, como el de Buenaventura, donde la Policía Fiscal y Aduanera trabaja muy duro y nos mantiene informados de la forma de operar y de contaminar con droga los contenedores. En fin, cada cartel ha definido su ruta, pero ahí estamos nosotros incautando droga y combatiendo este flagelo que afecta a la población global.

¿Cómo entender el desplazamiento masivo que genera el narcotráfico y que en el Pacífico se ve cada tanto?

En la medida en que los grupos ilegales han ganado territorio amedrentan a las poblaciones y es nuestro deber como fuerzas militares hacer presencia en todas las zonas, pese a que los delincuentes obligan a los civiles a oponerse a nuestra presencia. El negocio de la droga es muy lucrativo y la población es afectada por esta dinámica del narcotráfico y cuando no están de acuerdo con esa especie de ley los reclutan o los sacan a la fuerza de sus tierras, y esto es lo que tratamos de evitar en el Pacífico.

Cambiando de tema, ¿cómo se ha desarrollado en esta parte del país la labor humanitaria de la Armada Nacional en medio de la pandemia?

Este es un esfuerzo no armado, que abarca más del 60 % de nuestras capacidades y que además nos demanda mucha sinergia con distintas entidades. Hemos tenido una presencia importante en todo el largo y ancho del Pacífico, llegando a comunidades apartadas y de difícil acceso, como Juradó (Chocó), entre otras, y que en esta pandemia han necesitado más atención. Hemos llegado con buques, que permiten llevar ayudas humanitarias. En este tiempo del virus hemos favorecido a más de 800 mil personas del litoral. Tenemos varios planes, como el ‘San Roque’ y ‘Todos Somos Pacífico’, que buscan mejorar las condiciones de las comunidades. Acá también hemos apoyado para que a las zonas llegue el plan de vacunación contra el covid.

Le puede interesar: ¿Cómo realizar una denuncia virtual ante la Fiscalía?, conozca los pasos y opciones

Lee contenido sin límites en elpais.com.co por $800 primer mes
VER COMENTARIOS