Tacañería, el mal que arruina cualquier relación

Septiembre 05, 2021 - 07:55 a. m. 2021-09-05 Por:
Redacción de El País
Noviazgo, relación sentimental, novios, pareja, dinero

La tacañería no solo tiene que ver con temas monetarios, sino también con temas como el afecto, gestos de amor, palabras y elogios.

123rf / El País

“Pero él sí era generoso, siempre me llevaba a buenos restaurantes y lo acompañé en sus viajes”, dice Claudia en consulta con su psiquiatra. Y este le aclara, después de conocer el perfil de la ex pareja: “A los restaurantes y los viajes la invitaba para tener compañía, pero sí era tacaño en realidad, porque emocionalmente no se daba, no escuchaba, no estaba, no compartía su mundo o sus emociones, no estaba interesado en usted y sus asuntos y jamás movió un dedo para desacomodarse él y pensar en usted. La tacañería, cuando existe, no es solo con el dinero, es una actitud ante la vida”.

Casos como estos escuchan los expertos en terapia y pareja, sexualidad y matrimonio, de sus pacientes. Se ha creído que la tacañería tiene solo que ver con temas monetarios, cuando lo más preocupante de esta postura vital es ser tacaño con el afecto, con los gestos de amor, con las palabras y los elogios, con las caricias y, por supuesto, tacaño en la sexualidad, pues un amante generoso es aquel que sabe complacer a su pareja, piensa en el deseo del otro, toma acciones para mantener viva la pasión y se esfuerza por salir de los baches de inactividad o rutina.

Así que, dicen los expertos, la tacañería debe ser analizada de forma integral. Es posible que una persona esté pasando por un momento económico complicado en estos momentos, pero que su naturaleza sea infinitamente generosa, y cuando regresen los buenos tiempos económicos seguramente compartirá todo lo que posee, pues está en su naturaleza.

Lea también: Cinco escenarios de crisis que viven las parejas

Según una encuesta de Mutual Northwestern y The Knot, el 82% de la parejas recién casadas dicen sentirse más cerca una vez que están de acuerdo en temas financieros, pero sobre estos temas no se habla mucho por ser tabú. Al colombiano le enseñaron que hablar de dinero abiertamente era una falta de educación, así que muchas parejas arrastran la insatisfacción con los asuntos de dinero sin atreverse, por años, a contarle al otro lo que sienten sobre los gastos, la repartición de las cargas, los regalos, los viajes, los detalles chicos, los hijos, la familia política, etc. Según la analista financiera Elizabeth Sánchez, las parejas que se entienden en asuntos de dinero tienen claras cinco cosas:

1. Hablan del tema en un ambiente agradable

“Hablar de finanzas con nuestra pareja no tiene que ser incómodo ni verse como una tarea”, dice, y sugiere tratar estos temas como si fuera “una cita”. Una cena, en un horario tranquilo, con música, etc.

2. Tienen sus sueños alineados

A lo mejor su pareja no es tacaña, simplemente ustedes dos tienen sueños distintos. Usted sueña ir a París en diciembre y desgastar la banda de su tarjeta de crédito en las mejores tiendas del mundo. Pero quizá su pareja piensa a largo plazo y necesita sentir estabiliad para ser feliz, así que mide sus gastos del hoy con miras a la tranquilidad del mañana.

“Siempre es recomendable empezar la conversación en torno a metas o sueños, de esta manera es más fácil para la otra persona empatizar y entender el por qué detrás de las decisiones financieras que se tomen”, explica Sánchez.

3. Conocen su personalidad financiera

Es importante reconocer la postura de su pareja sobre inversiones, gastos, hipotecas, etc. “Esto se puede definir teniendo en cuenta la manera en que cada uno gasta, ahorra e invierte su dinero”, dice la experta. Lo que para uno es ahorro, el otro lo puede vivir como tacañería, por su personalidad financiera.

4. Arman su presupuesto

Al conocer a la pareja y sus deseos y necesidades, la pareja puede hacer un presupuesto para regalos, lujos, viajes o lo que sea importante para cada uno. Así estarán cubiertas esas otras “necesidades”.

5. Tienen respeto y comprensión por el otro

“Es importante respetar el punto de vista de la pareja, sin importar cuánto aporte a las finanzas del hogar, y llegar a acuerdos que busquen el beneficio económico de la unión”, explica Sánchez.

Puede leer: Relación en redes sociales: ¿qué tan pertinente es mostrar su amor en internet?

Finanzas para enamorados

Forma 1
Juntos y revueltos


Es cuando “todo lo que gane cada parte va a ser integrado en una cuenta conjunta y se va a gastar según el presupuesto que hicieron”, dice la analista financiera Elizabeth Sánchez. Y añade que esta es una forma ideal para relaciones a largo plazo.

Forma 2
Tus obligaciones, mis obligaciones


“Se basa en repartir los gastos conjuntos y que cada parte aporte por separado. Si tienen ingresos similares se recomienda dividir mitad y mitad, 50% cada uno”, dice la experta.

Pero si los salarios son muy distintos entre los miembros de la pareja, lo ideal es tener sentido de la proporción. “Si uno gana 800 y el otro 200, el primero pagará el 80% y el otro el 20”, sugiere la analista.

Seis (6) meses de acceso ilimitado por $9.000. Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS