¿Cuál compensación?

Abril 14, 2017 - 11:55 p.m. Por: Editorial .

Cuando en Cali se corta un árbol porque la construcción de vías, de obras de infraestructura o proyectos de vivienda así lo demandan, la ciudad espera que se cumpla la norma de compensación.

Eso quiere decir que dependiendo del efecto que tenga esa tala, hay la obligación de sembrar uno o más árboles en los sitios definidos por las entidades ambientales.

Ahora se sabe, por un informe presentado por la Contraloría Municipal, que eso no es lo que se está haciendo en la ciudad y que para cubrir la compensación a la que obliga la ley, se han autorizado en los dos últimos años actividades de poda, transporte de escombros o publicidad, algunas incluso que ya realizan empresas contratistas de la ciudad.

¿Cuál es la razón para que eso se esté permitiendo? Las explicaciones del Dagma no pueden quedarse en los problemas que tienen para sistematizar la información o en los errores que ello genere.

Cali ha sido una ciudad verde que ha visto por años cómo sus árboles se van perdiendo sin que se haga mayor labor para recuperar y sobre todo sembrar los que se necesitan para que mantener el equilibrio ambiental que se requiere en las urbes.

Si la norma de compensación se aplica, son por lo menos 4.300 ejemplares los que se deben reemplazar hoy.

Una cifra insignificante cuando se sabe que la ciudad apenas cuenta con 296.000 árboles de los siete millones que debería tener según la Organización Mundial de la Salud, pero que son indispensables para seguir sumando y ver de nuevo a Cali con el verde que antaño la llenó de orgullo.

VER COMENTARIOS
Columnistas