Sigue debate por compra de baldíos en la altillanura colombiana

Junio 14, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

El Gobierno anunció que radicará un proyecto de ley para dar claridad jurídica a la venta de estas tierras.

El ministro de Agricultura, Francisco Estupiñán, insistió ayer que las investigaciones sobre la concentración de tierras que han sido baldías, no son nuevas y que desde el año 2010 esta entidad y el Incoder trabajan en el tema.Explicó que esas investigaciones concluyeron con la presentación de las primeras demandas de nulidad de contratos de compraventa de estas tierras durante este año.“Se han presentado 12 demandas por parte del Incoder ante los jueces de la República y se ha solicitado a las entidades del sector agropecuario que tomen controles sobre los programas de ayuda o incentivo al desarrollo rural en los cuales se tengan indicios sobre concentración indebida de baldíos”, dijo el funcionario. El Superintendente de Notariado, Jorge Enrique Vélez, afirmó también que los casos estudiados suman 328.000 hectáreas y se contempla la posibilidad de que las empresas acusadas tengan que devolver los predios. Los casos La compañía Riopaila Castilla, una de las organizaciones que ha sido cuestionada por la supuesta compra ilegal de tierras en el Meta y Vichada, viene desarrollando desde hace varios años dos proyectos agroindustriales en esa zona del país.Uno de ellos es La Conquista, ubicado en Puerto López, donde tienen sembrados de caña con el objetivo de suministrar la materia prima a la firma Bioenergy que construye una destilería en la zona. Según el informe de sostenibilidad del 2012 de Riopaila Castilla, en el departamento del Meta tenían al cierre del año pasado 801 hectáreas sembradas en caña, dentro de las 5000 hectáreas presupuestadas por la organización. El segundo proyecto se desarrolla en el Vichada, donde según el mismo documento, cuentan con un previvero para la siembra de 2000 hectáreas de palma de aceite, la siembra y cosecha de 416 hectáreas de soya y el proyecto de levante de ganado. Las directivas de Riopaila Castilla, dijeron que por ahora no se pronunciarán sobre el tema, pero una fuente cercana a esta empresa, sostuvo que las negociaciones se hicieron con total transparencia, pues para ello se contrató a una firma especializada que evaluó la legalidad de la compra.Otras compañías igualmente dijeron que adquirieron de buena fe y como Palma Vista decidieron devolver los terrenos adquiridos.El representante a la Cámara, Wilson Arias, presentó al Congreso un informe que fue entregado además a la Contraloría General que vincula a grandes compañías del país que supuestamente adquirieron predios en esa zona. Se les acusa de ilegalidad, porque son terrenos baldíos, donde la ley colombiana limita la compra de los predios por persona natural o jurídica, dado que son tierras para entregar a los campesinos.Entre otras compañías denunciadas están algunas del grupo Sarmiento Angulo que tendrían 13.785 hectáreas entre predios de naturaleza privada (que se sospecha, tienen el antecedente de baldíos). Por ejemplo, Pajonales S.A. que acumula más de 4000 hectáreas en una zona donde la Unidad Agrícola Familiar es de 699 hectáreas, indica la denuncia.Asimismo, la firma Timberland Holdings Limited tendría 10 predios ubicados en el municipio de La Primavera (Vichada), todos con antecedentes de baldíos y que cubren un área contigua de 13.000 hectáreas.También aparecen con predios por encima de los permitidos en zonas baldías la Sociedad Agroindustria Guarrojo SAS, Mónica Semillas, filial de una compañía del Brasil; Palma Vista, entre otras.Minagricultura anunció ayer que presentará un proyecto para dar claridad y certidumbre jurídica al tema y aseguró que se seguirá investigando sobre las denuncias de acumulación de predios.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad