Rescatan cuerpo de menor de dos años que cayó a la quebrada La Tigresa, en El Cerrito

Noviembre 20, 2017 - 08:51 a. m. 2017-11-20 Por:
Redacción de El País Palmira

Este domingo fue rescatado en Amaime el cuerpo sin vida de una menor de dos años de edad que había caído 24 horas antes a la quebrada La Tigresa, en el corregimiento Aují,  El Cerrito.

Según informó Fermín Alberto Mina, director de la Oficina de Gestión del Riesgo, de El Cerrito, el sábado, hacia la 1:00 de la tarde del sábado se presentó el trágico caso cuando la pequeña en compañía de su padre, Miguel Ángel Herrera, habían salido a esperar, a un lado del camino, en la vía a Tenerife, a su madre, Leydi Johana Paja, que venía de la ciudad en una chiva.

La familia, explicó, se dedica a las labores del campo y vivía en la finca El Horno, en la vereda La Esperanza, corregimiento Aují, El Cerrito.

"Ellos viven a cerca de kilómetro y medio de hidroeléctrica de captación de Amaime, el padre cuenta que bajó en la motocicleta en compañía de la niña a esperar a su esposa. En un momento sintió ganas de orinar y le dijo a la pequeña que lo esperara. Él dice que solo se alejó dos metros pero cuando regresó no encontró a la niña así que se devolvió por el camino que lleva a la casa pero tampoco la vio. Entonces regresó a buscarla por la quebrada que estaba a unos cuatro o cinco metros de donde la dejó y bajó al río Amaime, pero al ver que no aparecía dio aviso al Ejército que estaba en la zona y a la comunidad y empezó la búsqueda", señaló el funcionario.

Sin embargo, y a pesar de que el Ejército y Bomberos Palmira la buscaron hasta las 6:00 de la tarde, ese día no se logró ningún resultado, por eso este domingo, desde primeras horas de la mañana se reiniciaron las labores de rescate en conjunto con la Defensa Civil de Buga, Ginebra y El Cerrito y el apoyo de las Oficinas de Gestión del Riesgo de Palmira y El Cerrito.

La búsqueda, sostuvo Mina, se concentró en los alrededores de la represa teniendo en cuenta que si el río Amaime la arrastró ella podría encontrarse allí.

Con la autorización de los padres se abrieron las compuertas de la hidroeléctrica y efectivamente allí fue hallado el cuerpo sin vida de la pequeña.

"Es algo muy triste pues era solo una niña, su familia está destrozada y todos los que participamos en su búsqueda también hemos quedado muy golpeados", subrayó Mina.

VER COMENTARIOS