Los cuatro hábitos clave para recuperar la pasión con su pareja

Enero 15, 2017 - 12:00 a. m. 2017-01-15 Por:
Elpais.com.co | EFE
Los cuatro hábitos clave para recuperar la pasión con su pareja

En su último libro ‘El amor excelente’, el orientador Fady Bujana revela los cuatro hábitos para mantener la pasión en la pareja y alcanzar la plenitud en la relación

El orientador Fady Bujana explica estos hábitos necesarios para disfrutar de un amor excelente y da las claves para mantener o recuperar la pasión en pareja.

¿Cree que tiene que conformarse con vivir una vida de pareja sin pasión, en la que cada uno se queda atrincherado en su lado del sofá o de la cama sin nada, o quizá solo un poco de roce? Lea también: ¿Cómo saber si perdió la pasión en su relación?

El orientador Fady Bujana proclama un rotundo ¡no! a esa posibilidad y advierte que jamás hay que resignarse a sobrevivir en una relación carente de intimidad y pasión, ya que podemos alcanzar “la plenitud de nuestro corazón y ¡lo mejor: sin que cambiar de pareja!”.

 “Aunque en algunas ocasiones se tiene que terminar, en otras rompemos la pareja cuando queda todavía mucho por delante”, explica este especialista en relaciones de pareja.

En su último libro ‘El amor excelente’ Bujana revela los cuatro hábitos para mantener la pasión en la pareja y alcanzar la plenitud en la relación  y comparte unas sencillas recomendaciones para ponerlos en práctica:

Para Bujana, la empatía es la capacidad de escuchar para poder ver  el mundo a través de los ojos del otro y “requiere aplicar una buena dosis de humildad, porque lo que queremos es  percibir los latidos de la vida en su fuero interior, con curiosidad y amor, sin enjuiciarlo desde una supuesta superioridad moral”, dice.  

“Una forma de cultivar la empatía en la relación es pedir a nuestra pareja que puntúe, libremente, la relación que mantenemos y luego tratar de ver la situación ‘a través de sus ojos’”, sugiere.

Si, por ejemplo, nuestra pareja contesta “un seis”, según  Bujana “es muy importante recibir la respuesta con humildad, sin entrar en lucha ni intentar demostrar que se equivoca en su evaluación, y continuar tranquilamente con la pregunta siguiente”.

La siguiente fase sería decir  a nuestra pareja “me gustaría intentar subir esta nota: ¿me podrías indicar, por favor, si hay algo que podría hacer para que estemos en un ocho o un nueve?”.

Para este asesor, uno de los requisitos del amor excelente es tener un nivel de energía lo bastante alto para poder sentir pasión.

“La pasión es una energía que emana de nuestro propio espíritu: la sentimos cuando hay inspiración y estar inspirado significa estar en espíritu, presente dentro de nosotros  mismos. Cuando estamos en esta situación tenemos un mayor nivel de energía y más entusiasmo ¡ahí es donde vive la pasión!”, destaca.

Fady Bujana sugiere plantearse estas preguntas que  ayudarán a cultivar el entusiasmo y la inspiración en la relación:   ¿Serías capaz de recordar aquellas pequeñas cosas que te inspiraban amor hacia su pareja mientras se iban conociendo?  ¿Qué es lo que hacía tu pareja que te encantaba?  ¿Qué es lo que hacías y te gustaba hacer? ¿Qué proyectos tenían en común? ¿Serías capaz de resucitar algunas  anécdotas para devolverlas a la vida?  ¿Qué proyectos  se han cumplido?  ¿Qué proyectos de futuro tienen  definidos?

“La finalidad de estos interrogantes  es enfocar la mente en las cosas que alimentan nuestro espíritu como los buenos recuerdos,  pensamientos y disposiciones y los proyectos que dan sentido a nuestra existencia”, explica.

“Para que fluya la pasión tiene que haber intimidad y, para poder intimar realmente con alguien hay que estar dispuesto a conectar con su esencia, su propósito vital y asumir el riesgo de ver y ser visto”, prosigue Bujana.

“Dentro de la relación, estar en espíritu significa ser capaz de volver a conectar con la esencia del otro y de uno mismo, ya que cuando se conecta a este nivel, no hay miedo, reproches, malas intenciones, dobles sentidos o agendas ocultas y solo existe el amor”, señala. La inspiración es una gran obra de amor y es el antídoto del miedo: “vive inspirado, no asustado”, recomienda. 

 “Lo que condimenta el amor y permite contemplarlo en toda su magia, es el erotismo, pero para poder utilizar sus capacidades transformadoras, habrá que dejar fuera algunos de los prejuicios adquiridos”, continúa comentando el orientador.

Según Bujana, el erotismo es “la historia” que vivimos dentro de nosotros mismos acerca del encuentro íntimo con otra persona. “Cada persona tiene historias eróticas dentro de sí que, en general, no se atreve a aflorar por miedo al ridículo o a sufrir daños: no nos gusta sentirnos vulnerables ante el otro”, añade.

VER COMENTARIOS