¿Quién ganará el pulso entre Duque y la oposición por el Ministro de Hacienda?

¿Quién ganará el pulso entre Duque y la oposición por el Ministro de Hacienda?

Septiembre 16, 2018 - 07:45 a.m. Por:
Argemiro Piñeros / Colprensa
Alberto Carrasquilla

Alberto Carrasquilla, ministro de Hacienda y Crédito Público.

Agencia EFE

A Iván Duque Márquez y a Pedro Sánchez Pérez los unen muchas cosas en este momento. Son los presidentes de Colombia y España, respectivamente; ambos llegaron al poder siendo muy jóvenes y hasta les han cuestionado sus títulos académicos.

Pero hay un tema más que los une: los escándalos en la alborada de sus gobiernos de algunos de sus ministros, que en el caso ibérico ya han cobrado dos cabezas, mientras que en Colombia la polémica está al rojo y podría llevar a que salga uno.

El Jefe del Gobierno Español vio cómo en menos de cuatro meses se fueron los ministros de Cultura y Deporte, Maxim Huertas, y de Sanidad, Carmen Montón. Huertas dejó su labor cuando apenas llevaba siete días en el cargo, luego de conocerse que había defraudado al fisco nacional en 256.778 euros entre los años 2006 y 2008. Montón dimitió tras denunciarse irregularidades en la obtención de un máster en la Universidad Rey Juan Carlos.

Aunque en Colombia el caso del ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, no tiene que ver con violación a las normas, como sí sucedió en España, el futuro del jefe de la cartera económica podría ser el mismo en cuanto a su salida del Ejecutivo.

De sus 16 ministros, Duque tiene en Carrasquilla al más frágil, debido a que durante siete años ya había ocupado el mismo cargo durante la administración de Álvaro Uribe, cuando tuvo que liderar reformas pensionales y tributarias y la venta de varias entidades públicas del sector financiero, entre ellas Bancafé. Aunque también es cierto que en el 2007 logró el mayor crecimiento de la economía en décadas, por encima del 7%.

Lea también: '"Yo nunca he hablado de reforma tributaria, sino de reactivación económica": Duque'.

"Tengo toda la confianza en el Ministro... espero que vaya al debate al que está citado y ante los ojos del país siga dejando clara su honorabilidad",
Iván Duque,
presidente de la República.

Al regresar ahora, en 2018, a esa cartera, Carrasquilla es el ministro más criticado, incluso desde antes de posesionarse. Tras la juramentación del pasado 7 de agosto, los contradictores aumentaron cuando anunció diferentes propuestas para frenar la evasión de los impuestos, como también gravar con el IVA a toda la canasta familiar para mejorar los ingresos tributarios.

Pero desde hace una semana, cuando el periodista Daniel Coronell escribió en su columna de opinión de la revista Semana sobre los beneficios económicos que habría alcanzado a través de su empresa Konfigura S.A., al ofrecer y colocar entre municipios y departamentos colombianos los llamados ‘Bonos Agua’, el funcionario no ha dejado de estar en el ojo del huracán.

Con esos papeles financieros se colocaron más de $440.000 millones en deuda a través de 117 municipios que buscaban financiar obras de infraestructura para agua y saneamiento básico. Los bonos están contemplados en la Ley 1176 de 2007, la cual tramitó Carrasquilla.

Debate político

Esta situación llevó a que el caso del Minhacienda se enfrasque más en un debate ético político que jurídico, porque tal y como lo admitió Coronell, Carrasquilla no cometió ningún delito, pero sí queda de por medio que más de un centenar de poblaciones se han afectado por el alto costo de ese endeudamiento.

Desde el Congreso, el senador del Polo Democrático, Jorge Robledo, es quien ha liderado los cuestionamientos en su contra y por eso lo tiene citado a un debate de control político para el próximo martes. El líder de la izquierda fundamenta parte de sus señalamientos al funcionario en que “es el caso del Ministro negociante que abusa del poder del Estado luego de salir del mismo y en su beneficio personal tiene negocios como los bonos del agua”.

Lea aquí: '¿Puede el Congreso destituir al ministro Carrasquilla?'.

Para Robledo, lo que hizo en su momento Carrasquilla fue introducir la trampa en la ley: “Compró bonos con una tasa de UVR + 8 %, mientras que a los municipios les cobraron la tasa de UVR + 11 % y a 19 años de plazo, sin pago anticipado, quedándose aparentemente con un 3 % que fueron unos 14.000 millones de pesos anuales durante cinco años”. El senador asegura que el funcionario debe renunciar.

En concepto del analista Mauricio Jaramillo, este episodio está afectando la imagen y parte de la credibilidad que tiene Iván Duque.
“Le afecta la popularidad a Duque, la gente no hace diferencia entre el Presidente y sus ministros, es su Gobierno”, indica.

La situación en el debate político podría llevar a que Carrasquilla tuviera que enfrentar una moción de censura, que es la máxima sanción que desde el Congreso de la República se le pude hacer a un ministro. Un recurso que, si alcanza las mayorías calificadas, llevaría a que saliera del cargo.

Al respecto, el profesor del Externado Carlos Andrés Arias sostiene que es muy improbable que prospere esta moción, ya que históricamente no se ha dado.

“Carrasquilla fue un actor fundamental en la campaña política y la coalición de Gobierno alcanzaría para que no se dé. Lo que sí puede llegar a suceder es que la opinión pública presione tanto que renuncie”, indica.

¿Renunciará?

El analista Jaramillo coincide en que si se va el actual Minhacienda es porque él toma la decisión, debido a que la polémica no para: “Será clave el debate del próximo martes para Carrasquilla, pero también para que se vea la gobernabilidad del presidente Duque”.

Para esa sesión, los cuestionamientos no solo vendrán de parte de Robledo, sino también del senador Gustavo Petro, quien ya ha dicho que en el caso del Ministro hay responsabilidades que no se han dicho.

“Invito al Partido Liberal, a Cambio Radical y a las bancadas de la oposición a discutir una posición común para solicitar la moción de censura del ministro de Hacienda Carrasquilla. No se trata de hacer un debate ordinario sino de garantizar la votación favorable a la moción”, ha dicho Petro.

Las voces de apoyo al funcionario cuestionado vendrán del Centro Democrático y del Partido Conservador, pero se espera que una de las mayores defensas la haga el senador y expresidente Álvaro Uribe, quien lo tuvo en sus dos gobiernos.

El exdirector de la Dian Juan Ricardo Ortega tiene una lectura particular de lo que está pasando con Carrasquilla: considera que hay una cacería de brujas para afectar el Gobierno, el cual apenas está arrancando, pero al que quieren cuestionar y no dejar actuar.

Lea también: '"Sólo presté una asesoría": Carrasquilla sobre escándalo por 'Bonos de Agua''.

Y es que, a diferencia de España, en Colombia no sería histórico que un ministro tuviera que renunciar fruto de un escándalo. Una de las situaciones más recientes en ese sentido se dio en 1997, cuando el entonces ministro de Transporte, en el Gobierno de Ernesto Samper, Carlos Hernán López, renunció debido a que fue suspendido tras haber participado en un acto político a favor del exsenador Carlos Ferro.

En junio de 2012, el entonces ministro de Justicia, Juan Carlos Esguerra, renunció como consecuencia del escándalo que se dio por la aprobación de la reforma política y a la justicia.

Lo que ha sido tradicional en los últimos gobiernos (Juan Manuel Santos, Álvaro Uribe y Andrés Pastrana) es que cuando un ministro ha perdido respaldo popular o tenido controversias políticas no se los saca de inmediato sino que se los mantiene unos meses más y después, cuando cesa la polémica, se van del Gobierno.

El caso Carrasquilla medirá el la solidez política del Ejecutivo de Iván Duque y será precisamente en el escenario ideal, el Congreso de la República, donde las mayorías deberán empezar a imponerse.

"Acusaciones son falsas": Ministro

”Es falso que yo o mis socios nos hayamos apropiado de la diferencia entre la tasa de colocación y la de préstamo de los ‘Bonos Agua’. Mi participación se limitó a la asesoría para la emisión de los mismos”, dijo el ministro Carrasquilla, tras conocerse la columna ‘La murga de Panamá’, escrita por Daniel Coronell.

”Ni a título personal ni a través de Konfigura Capital se compraron o vendieron ‘Bonos Agua’, ni yo o Konfigura Capital hicimos parte de los contratos de crédito que suscribieron las entidades territoriales con Alianza Fiduciaria S.A.”, agregó.

También indicó que ”decir que los municipios se empobrecieron, cuando en realidad por primera vez pudieron tener agua potable y saneamiento básico, es una falacia. Cada entidad fue responsable de administrar y ejecutar los recursos de estas emisiones conforme lo dispone la ley” y negó haber usado una cuenta en Panamá “para defraudar a las autoridades”.

Carrasquilla aclaró que la firma Navemby Investment Group “se creó para recibir recursos provenientes de los inversionistas que originaron el esquema financiero de los ‘bonos agua’”, los cuales luego fueron trasladados a Colombia para “financiar las actividades necesarias para la buena marcha de la iniciativa, cumpliendo todos los requisitos legales y normativos”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad