Vuelve el invierno

Escuchar este artículo

Vuelve el invierno

Marzo 03, 2021 - 11:55 p. m. Por: Editorial .

Los aguaceros de los últimos días en el Valle y el suroccidente colombiano, que causaron graves estragos, son el anuncio de la difícil temporada invernal que se avecina en el país. Tomar las precauciones del caso y mantenerse alerta son indispensables para mitigar los riesgos y evitar desastres mayores.

Dos días de lluvias a principio de esta semana causaron 30 emergencias en Cali, entre deslizamientos de tierra en la zona de ladera, inundaciones en diferentes sectores de la ciudad, caídas de árboles e incendios eléctricos. Al mismo tiempo, nueve municipios vallecaucanos se vieron afectados por los desbordamientos de sus ríos así como por movimientos de tierra producto de las precipitaciones y aún se busca un joven que habría desaparecido en la quebrada La Pradera, entre San Pedro y Tuluá.

Es el invierno que se siente en el suroccidente del país, donde además de las emergencias del Valle se presentaron tragedias en el Cauca y en Huila, departamento en el que murieron la cónsul de Panamá en Bogotá, su esposo y una allegada cuando su carro fue por arrastrado por la corriente de un río.

Son los desastres ocasionados por una temporada de lluvias que apenas empieza y que lanzan una advertencia para las próximas semanas, que no serán fáciles como ya lo pronostican la CVC y las autoridades meteorológicas del país. Si bien en el 2020 se anunció la llegada del fenómeno de la Niña desde finales del año pasado, apenas ahora se comienza a sentir su influencia en el clima, por lo que marzo y abril tienen todas las previsiones de ser difíciles.

Por ello hay que prepararse para lo que se viene, empezando por la activación de los protocolos y de las unidades de prevención y atención de riesgos en cada uno de los municipios del Valle y en su capital. Cali y el departamento conocen bien cuáles son los puntos que deben ser atendidos, como la ladera y los cerros caleños, donde son frecuentes los deslizamientos de tierra en esta época, así como las zonas de invasión en cercanía de los ríos o en terrenos inestables. Anticiparse a lo que pueda suceder como resultado de las precipitaciones, significa evitar tragedias y salvar vidas.

Colombia en general debe estar lista para afrontar temporadas de invierno como la que está iniciando. Que ya se sabe son cada vez más intensas y desafiantes como consecuencia del cambio climático y del calentamiento global por los cuales fenómenos naturales como la Niña o el Niño se han vuelto más potentes e impredecibles. No sobra recordar temporadas recientes donde la lluvia y las crecientes de los ríos se unen con la falta de precaución para producir tragedias que pueden evitarse.

Por ahora, la época de lluvias vuelve a ser motivo de preocupación para la Nación, y en particular para regiones como el Valle del Cauca. Ojalá en las próximas semanas no se presenten mayores emergencias como las que sucedieron a principio de esta semana, y sobre todo que el país se encuentre mejor preparado para atenderlas y evitar que, como en ocasiones anteriores, el invierno se convierta en una tragedia para muchos hogares colombianos.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS