Escuchar este artículo

El aislamiento es necesario

Enero 07, 2021 - 11:55 p. m. Por: Editorial .

Nadie quiere que lo encierren ni que limiten su libertad de movilizarse. Sin embargo, frente a la realidad que vive Cali por la propagación del Covid-19 y debido la saturación de sus Unidades de Cuidados Intensivos, no queda otra salida que decretar un nuevo toque de queda extendido para el puente de reyes que comienza hoy.

Es una medida dura, sobre todo para algunos sectores, pero necesaria, obligada por los casi mil casos y un promedio de 18 muertes reportados a diario en la ciudad durante este comienzo de año, a lo que se suma una ocupación del 97% de las camas UCI y la escasez de medicamentos que apenas comienza a superarse. Ello quiere decir que la capital del Valle se está quedando sin capacidad para atender a los enfermos más graves por el virus. Si a ello se suma que entre esta y la próxima semana comenzarán a aparecer los contagios que se pudieron producir durante las celebraciones del triunfo del América y las festividades de Navidad y Año Nuevo, la situación puede tornarse angustiante para el sistema de salud local.

Por esa razón hay que entender que se impongan ahora medidas y restricciones que debieron considerarse semanas atrás para evitar que se llegara a esta situación. Como no se hizo, es necesario endurecer las disposiciones y pedirles a los caleños que esta vez sí las cumplan para que así protejan sus vidas, las de sus allegados y eviten consecuencias peores.

No es fácil regresar al encierro total así sea por solo tres días, y es lógica la preocupación de los sectores económicos que se ven afectados por los dos puentes festivos con toque de queda extendido que se han establecido para Cali. A ellos hay que entenderlos y apoyarlos para que puedan seguir adelante, sostengan sus negocios y continúen generando empleo así como reactivando la economía local, dos impulsos necesarios hoy como nunca.

La prioridad, sin embargo, es detener la propagación de la pandemia, el único camino posible para proteger la vida y la salud de los caleños mientras comienza la vacunación en las próximas semanas, tal como lo ha establecido el gobierno nacional, y se logra en los meses siguientes la inmunidad de la mayoría de la población. Es un deber que será recompensado al reducirse los casos de contagio y la congestión en los centros de salud.

Por ello hay que pedir la comprensión y el compromiso de todos, e invitar a los ciudadanos a acatar las disposiciones así como a protegerse ellos y sus familias para tratar de detener la carrera del que hoy es el enemigo más temible de la salud y la vida. Son 1.737.347 casos de Covid-19 en Colombia, de los cuales 144.000 han sucedido en el Valle del Cauca, así como 45.067 personas fallecidas por el virus, de ellas 4.481 en nuestro departamento.

Cuidarse es la mejor prevención y guardar la cuarentena durante este puente de reyes es la opción para evitar que continúe en Cali el contagio acelerado de un virus que ha causado demasiados estragos en todas partes del mundo. La responsabilidad debe ser asumida por todos los caleños, con la seguridad de que redundará en beneficio propio, de sus familias y de la sociedad en general

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS