Dos novias muy felices

Dos novias muy felices

Agosto 28, 2018 - 11:45 p.m. Por: Poncho Rentería

No opino de Iván Duque, apenas lleva 22 días. Ni del América futbolero que hoy pasa mal rato. Voy a la política porque fui parlamentario y en 31 años de columnista en diarios y revistas le conocí sus trucos y marrullas.

Para oponerse a Iván Duque arrancó una exitosa llave política: Claudia López y Angélica Lozano. El periodismo y los analistas les han adjudicado a ellas gran aporte. Pero no exageren porque ‘el atraco al dinero público’ es repudiado en todos los sexos.

Claudia y Angélica han contado su amor de novias felices en radio, prensa y televisión. Su franqueza les trajo respeto. Que ellas planean matrimonio, sería un banquete para radio, fotógrafos, peluquerías, ligas feministas, ‘youtubers’, músicos, meseros y la televisión. Una pareja política como Clinton y su esposa Hillary. Y formarán una tesa llave electoral al 2022 con Fajardo, Petro, Cepeda y Robledo buscando llegar al palacio presidencial. Buena suerte. Punto.

Hoy el país más exitoso en anticorrupción en el mundo es Singapur. Me lo contaba la economista y politóloga Isabella González Castro, 25 años, muy estudiosa, que vivió allí largo tiempo aprendiendo a fondo cómo “defender el dinero público”. En ese país ganó la línea anti-corruptos ‘chuzando’ a los pillos, espiándoles sus teléfonos, esculcando sus cuentas. Isabella prepara un memorando a los ‘brujos de la hacienda pública’ pidiendo que Colombia importe 50 expertos de Singapur que impongan aquí su exitoso modelo. A esta economista le enviamos una felicitación por querer servirle a su país. Punto.

Ganan Claudia López y Angélica Lozano. Pero una mujer cayó en desgracia: Cristina Kirchner, expresidenta de Argentina por sus ‘ahorros exagerados’ (o robados, según otros), de 57 millones de dólares. “Ché, te pifiaste Cristina, vives un tango triste”. Colombia gobernada por dos mujeres: ¿el mundo masculino lo permitiría? Sí, pero con una monumental pereza y aplicándole un teso sabotaje. Aleluya, aplaudan que don Iván Duque tomó en serio los once millones de votos del domingo. Punto.

Un correcto servidor público fue Germán Villegas, él no hizo fortunas en la política, fue leal a su país. Hoy tiene tertulia política con un grupo amiguero, con Gerardo Bedoya, Rodrigo Lloreda, Marino Rengifo y José Pardo Llada, buen quinteto de charlistas, hablarán larguísimo allá, en ese paraíso ecológico, les sobra tiempo. Y Álvaro Uribe Velez y Andrés Pastrana estarán en el menú porque ahora, con Petro, son los que cortan el bacalao y tienen votos a montones. Buenas, buenas.


VER COMENTARIOS
Columnistas