Diez premios

Diez premios

Diciembre 21, 2018 - 11:40 p.m. Por: Muni Jensen

Se acaba el 2018, año de elecciones, protestas, populistas, incendios, hackers, Netflix, guerras, referendos y polémica en el fútbol. De reinas transgénero y de viajes al espacio. Es buen momento para los cierres, resúmenes, listados y premios, para resumir y poner orden a un año que parece más caótico que los anteriores. Aquí los ganadores mundiales en diez categorías, escogidos arbitrariamente:

1. El premio al mejor gobierno casi queda desierto. En época de primeros ministros débiles y presidentes flojos, el mejor fue el de Etiopía, que ha hecho grandes avances en su economía, en la igualdad de género, atracción de inversión y programas de desarrollo. Este país bajo el mando del primer ministro Abiy Ahmed negoció la paz con Eritrea y abrazó la democracia.

2. El mejor desempeño económico es para India, que crece al 7,1 % apalancado por su producción agrícola, y sus políticas están empezando a reducir la pobreza para sus 1300 millones de habitantes. El subcampeón, China, crece al 6,2 % un número inferior a lo esperado, en gran parte afectado por la guerra comercial con Estados Unidos.

3. La peor negociadora es Theresa May, quien camina sobre una cuerda cada vez más floja en sus negociaciones del Brexit, y cuyo liderazgo se cuestiona aun en su propio partido. Ha sobrevivido intentos de retirarla del poder, pero nadie apuesta porque aguante mucho tiempo.

4. El líder más enredado es Emmanuel Macron, vive en sándwich entre la izquierda, que protesta en las calles vestida con chalecos amarillos en lo que se ha convertido en la mayor manifestación civil en décadas, y la derecha extremista del Frente Nacional, que acumula votos fuera de París.

4. La salida más decorosa la protagoniza Angela Merkel, quien se retira de su puesto a la cabeza de Alemania y suelta el timón de Europa que sostiene desde el 2005. La reemplazó como jefe del partido otra mujer, Annegret Kramp-Karrembauer, cuyo apodo es ‘Mini-Merkel’, y que empieza a sonar como una posible Canciller.

5. La pareja más dispareja es Donald Trump y el presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador (Amlo). Lo que prometía ser una enemistad anunciada se ha convertido en alianza inesperada entre el líder socialista y el presidente que más ha insultado a su país. Hoy, los rivales se alaban en público, trabajan juntos para resolver problemas migratorios, y negocian los detalles del acuerdo comercial. Nadie sabe cuánto durará este noviazgo entre el errático Trump y el recorrido Amlo.

6. Las mayores perdedoras en política son las mujeres presidentes. En América Latina salieron las cuatro que había (por suerte, en un par de casos), en Europa no hay, en África unas pocas. La única que suena es Jacinda Ardern de 38 años, primera ministra de Nueva Zelanda, que se hizo famosa por tomar licencia de maternidad tras dar a luz durante su mandato.

7. El premio al héroe caído tiene muchos candidatos. Mientras la integridad y el liderazgo se erosionan, las referencias mundiales se esfuman. En el cine y en la iglesia abundan los abusadores, en la política los corruptos, en el deporte los dopados, en los negocios los que venden información privada. Quizás el premio se lo lleva Facebook, que de escándalo en escándalo no solo pierde valor en la bolsa, sino credibilidad entre sus millones de usuarios. Se les acusa de vender información privada, interferir en elecciones, y transmitir información falsa con devastadoras consecuencias, como ocurrió con los musulmanes Rohingya en Myanmar. Le quedan pocas excusas al infantil genio Mark Zuckerberg.

8. #MeToo gana como el mejor movimiento ciudadano para repudiar el acoso sexual y reclamar los derechos de las mujeres. Tuvo réplicas mundiales y cambió para siempre la cultura de poder en el trabajo.

9. Kim Yong Un, el dictador que no hizo la guerra. Aunque es pronto para declarar victoria, hasta el momento el inexperto y arbitrario líder de Corea del Norte no ha amenazado con disparar.

10. Nicolás Maduro, el peor presidente. No hace falta más descripción, solo el deseo de que el año entrante Venezuela tenga finalmente el líder que se merece.

Sigue en Twitter @Muni_Jensen

VER COMENTARIOS
Columnistas