Escuchar este artículo

Julio

Julio 25, 2021 - 11:50 p. m. 2021-07-25 Por: José Félix Escobar

Ningún mes más prolífico en celebraciones que Julio. La primera gran conmemoración es la del 4 de Julio, día de la Independencia de los Estados Unidos. Piénsese o dígase lo que se quiera, la historia moderna cuenta con la gran potencia norteamericana como actor principal. El historiador William McDougall dijo: “La genialidad del pueblo americano es que muy a menudo sus flaquezas resultan ser creativas”.

Ya se ha institucionalizado el 11 de Julio como el día de la libertad en Cuba. A pesar de todas las restricciones en materia de comunicación, el mundo presenció asombrado la marcha de miles de cubanos hastiados por las torpezas del régimen, pidiendo no sólo alimentos y medicinas contra una pandemia desbordada, sino simple y llanamente “Libertad”. El presidente Joe Biden se expresó en términos contundentes: “El comunismo es un sistema fallido”.

Los hechos han terminado por imponerse. La economía de mercado, aunque no es perfecta, es la única que asegura una provisión abundante de bienes y servicios. Los sistemas comunistas han fracasado uno tras otro y solamente subsiste con éxito el atípico sistema chino que mezcla elementos del capitalismo y la represión política.

A nadie convence la eterna excusa de los castristas que siguen culpando al embargo norteamericano de todas las inoperancias del régimen. Los jóvenes no entienden cómo a 90 millas de la isla se puede bailar, reír, llevar el pelo como a bien se quiera, tatuarse, vestir lo que le plazca a la gente, expresarse libremente a favor o en contra, comunicarse por internet, hablar por celular sin interferencias, comer hamburguesa o perro caliente, etc., etc.

El día 19 de Julio y tras largas semanas de demandas y recuentos, Perú reconoció por fin el triunfo electoral de Pedro Castillo. El dirigente agrario obtuvo una mínima mayoría sobre su contendora Keiko Fujimori, pero mayoría al fin y al cabo. No hay duda sobre las dificultades que el folclórico nuevo presidente del Perú tendrá a la hora de ejercer su mandato en lo interno y la representación exterior de su país. Los Estados modernos se han vuelto maquinarias complejas, que requieren del manejo de personas muy preparadas. Pedro Castillo no lo es.

Bien movido estuvo el 20 de Julio en Colombia. El presidente Iván Duque pronunció un discurso sólido en la instalación del Congreso de la República, que por varios minutos fue aplaudido por la mayoría de las bancadas. Lastimosamente alguien lo aconsejó mal y se fue del recinto antes de escuchar, aunque fuera por simple cortesía política, las previsibles andanadas de la oposición. Oposición que, por demás, demostró su animadversión a los símbolos patrios: colocaron en pleno recinto del Congreso un tricolor al revés.

La votación en blanco que dejó por fuera de la mesa directiva del Senado a Gustavo Bolívar fue, ante todo, una operación de higiene democrática. Sería vergonzoso que las gamberradas de Bolívar recibieran el premio de una posición directiva en el Senado de la República. Este personaje es el mismo que descubrieron aportando pertrechos y provisiones a los vándalos en el sur de Bogotá. La denunciante de ese proceder condenable fue la propia alcaldesa Claudia López.

El 25 de Julio debe celebrarse en Cali un nuevo aniversario de la fundación de nuestra ciudad en 1.536. ¿Dónde está la estatua del fundador? La respuesta la debe tener el alcalde Ospina.

Obtén acceso total por $9.900/ trimestre Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS