Oasis

Oasis

Mayo 30, 2019 - 11:30 p.m. Por: Gonzalo Gallo

Vivir ocupado y esforzarse por completar largas listas de pendientes puede ser una forma de demostrar estatus: “Soy muy importante”.

El impacto es grave: síndrome de desgaste profesional, trastornos de ansiedad y enfermedades relacionadas con el estrés.

Hoy los siquiatras dicen que esos males están al alza y se habla de un nuevo síndrome: el ‘desgaste milenial’.

Bienvenido a la cultura que celebra el ajetreo y el trabajo sin parar. Es una cultura obsesionada con el esfuerzo.

Hay una solución para toda esa locura y está relacionada con una conciencia plena, más ejercicio o una dieta saludable, pero hay algo más:
Se trata de no hacer nada. O, como dicen los neerlandeses, niksen: dedicar tiempo al reposo que da paz y mejora la creatividad.

De modo consciente haz cosas como mirar por la ventana, orar, meditar o permanecer sentado con atención plena.

Si lo sabes vivir, no hacer nada es hacer mucho por tu ser, tu salud, tu mente y tu espíritu. Un buen modo de amarte. Sin descansos no puedes ser eficaz.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS