Escuchar este artículo

Oasis

Octubre 20, 2021 - 11:30 p. m. 2021-10-20 Por: Gonzalo Gallo

Reflexiona sobre el precepto de honrar a padre y madre. Es muy importante para poder llevar una buena vida.

¿Qué es honrar? No tiene nada que ver con el honor. Es aceptar a los padres y comprender que dieron lo mejor que podían.

Entonces, en lugar de odiarlos o juzgarlos, los pones en su lugar ya que te dieron el gran regalo de la vida.

No es fácil si ellos en su dura realidad no cumplieron con su misión, te abandonaron o te trataron muy mal.

La verdad es que antes de encarnar escoges a tus padres así como son y, con sus vacíos y fallas, son perfectos para tus aprendizajes.

En relax y comunión amorosa con Dios diles sin juicios ni odios a cada uno de ellos, ojalá visualizándolos:

“Mamá (papá), te honro y te pongo en tu lugar de madre (padre). Gracias por darme la vida.

Comprendo que me diste o me das lo que puedes condicionado por tu realidad y tus duras circunstancias. Te perdono de corazón”.
Sigue en Instagram @Gonzalogallog

Obtén acceso total por $4.700/ trimestre Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS