¿Personaje público?

¿Personaje público?

Septiembre 20, 2016 - 12:00 a.m. Por: Gloria H.

Cuando sales del anonimato a la palestra pública, estás expuesto a correr todos los riesgos de que tu vida personal se vuelva pública. ¡Es el precio de la fama! Los Medios son ‘demoledores’ con los artistas a quienes les hurgan en su intimidad de manera despiadada. Lo uno por lo otro. Con los políticos a veces hay más cautela pero es importante ‘destapar el velo’ cuando las incoherencias son abismales. Lo que más impacta no son las fallas humanas, todos las tenemos, sino exigir comportamientos que, el que pregona, no los practica. ¡Este es el problema! Guido Nule escribió su tesis de grado sobre ‘Ética y responsabilidad’. Algunos jerarcas católicos hacen la apología de la castidad y ellos ni siquiera la vivencian. ¿Qué se esconde detrás de nuestras motivaciones?La semana anterior el excanciller israelí Shlomo Ben-Ami dijo que las pasiones se vuelven ideologías. “La única razón por la que Uribe se ha lanzado de esta forma contra el proceso de paz es la envidia personal. En política los sentimientos y las emociones se visten de ideología. Pero lo que hay detrás son pasiones humanas”. Palabras del excanciller profesor de la U. De Columbia. Siguiendo esta línea es hora de ‘quitarle el velo’ al referendo de Vivian Morales por lo que tiene de cobro o resentir inconsciente. Vivian es madre de una mujer lesbiana y la pelea soterrada entre ella y Claudia López y Angélica Lozano pareciera que fuera un cobro de situaciones no asimiladas. Detrás, el famoso referendo donde ella aboga por una familia y por comportamientos que ni siquiera ella misma pudo construir. En un trino alguien le dijo que “es la única madre que recoge 2 millones de firmas para discriminar a su propia hija". ¿Qué se guarda en el inconsciente de su historia familiar?Nada de lo que voy a señalar aquí es censurable. Nada. Pero lo que impacta es la incoherencia, lo que deseo recalcar. Vivian aboga por una familia tradicional, conservadora, formada por un hombre y una mujer estables, donde padre y madre eduquen juntos a sus hijos. Pues bien, Vivian ni siquiera vivió lo que idealiza puesto que se separó dos veces. Tuvo 3 hijos de un primer matrimonio y una de ellas, educada por padre y madre, es lesbiana. Pero Vivian no permite que su familia ‘se toque’. Ella argumenta que ellos no serán tema de análisis. ¿Cómo así? ¿Intenta construir un modelo de sociedad y de familia que ni siquiera ella pudo hacer y espera entonces desde las leyes que otros sí lo hagan? ¿De acuerdo a su historia personal, desde que lugar de su inconsciente legisla: desde la rabia, la frustración, la culpa o todas las anteriores? ¿Cómo pretender legislar sobre comportamientos humanos cuando ella misma no los practica? No existe vida privada separada de vida pública. Cuando conviertes tu ideología o tus creencias en modelo de comportamiento, estás expuesto a que hurguen hasta el último centímetro de tu vida. Es el precio de ser líder. Y los que resuenan en la historia del líder significa que algo de su propia historia sintonizó con ella. Entonces, la vida privada de Vivian Morales sí importa en el referendo de adopción. Es ‘desde esa emoción’ donde ella ‘fabrica’ su referendo que pretende cubrir de velo fanático. Hay que quitarse las caretas y no jugar a moralidad cuando lo que se guarda es resentimiento. Sigue en Twitter @revolturas

VER COMENTARIOS
Columnistas