OEA pide moderación para segunda vuelta presidencial en Brasil

OEA pide moderación para segunda vuelta presidencial en Brasil

Octubre 08, 2018 - 11:08 p.m. Por:
Agencia EFE
Candidato ultraderechista Jair Bolsonaro.

Candidato ultraderechista Jair Bolsonaro.

Agencia EFE

La Misión de Observadores de la OEA para las elecciones en Brasil avaló este lunes  el proceso realizado el domingo, pero pidió a los candidatos que asuman una “postura de moderación y responsabilidad” para la segunda vuelta, con el fin de ayudar a “reducir la polarización social”.

La expresidenta de Costa Rica Laura Chinchilla, quien encabeza la Misión, valoró el sistema electrónico de votación, puesto en duda por el candidato presidencial ultraderechista Jair Bolsonaro, quien ganó la primera vuelta y se enfrentará en una segunda al progresista Fernando Haddad.

El sistema, según Chinchilla, “tiene una fuerte legitimidad” y los observadores desplegados en 13 de los 27 estados del país “no encontraron ningún dato que pudiera alterar un resultado” ni algún indicio de irregularidades en las urnas.

Lea también: Bolsonaro sacó ventaja, pero Brasil se va a segunda vuelta presidencial

La funcionaria de la OEA presentó un informe preliminar sobre la jornada del domingo, en el cual llama la atención, aunque sin nombrarlos, sobre la conducta de los candidatos que disputarán la segunda vuelta, sea de las presidenciales o regionales. La Misión “espera que la campaña en las próximas semanas sea menos tensa y se centre más en la discusión de ideas y propuestas que en los ataques personales” y pide a los aspirantes que “asuman una actitud política de moderación y responsabilidad”.

Asimismo, expresó su preocupación por la difusión de noticias falsas, sobre todo en redes sociales incluso el mismo día de la votación, un fenómeno que, según dijo, pudiera tener relación con el tono “exacerbado” de la campaña.

Sin embargo, los observadores también destacaron el “esfuerzo” de las autoridades brasileñas y de la prensa en el combate a las llamadas ‘fake news’, mediante la implementación de sistemas de verificación de información.

La Misión de la OEA está formada por 41 observadores y seguirá en el país hasta la segunda vuelta.

Campaña

Bolsonaro y Haddad empezaron ayer mismo a mostrar sus cartas para la nueva fase de la campaña presidencial.

El ultraderechista, que obtuvo el 46 % de los votos el domingo y quedó a un paso del poder, agitó la bandera del “anticomunismo”, mientras que el izquierdista, apoyado por el 29 % del electorado, visitó en la cárcel a su mentor Luiz Inacio Lula da Silva.

Sin embargo, esa visita le dio munición a su rival. “Ustedes eligen: ser gobernados por alguien limpio o por aquel mandado por la corrupción”, escribió Bolsonaro desde su domicilio, donde aún se recupera de las heridas que sufrió el 6 de septiembre, cuando fue acuchillado durante un mitin.

El Mito, como lo llaman sus seguidores, reiteró que Brasil “no puede” volver a apostar en la izquierda y reafirmó que, si gana la segunda vuelta, su plan pasa por “reducir el número de ministerios”, “privatizar estatales” y acabar con la corrupción.

Haddad, por su parte, dijo que simplemente le “informó” a Lula sobre lo ocurrido en las urnas e insistió en que intentará “unir a las fuerzas democráticas” frente al autoritarismo que le achaca a su adversario, un polémico capitán de la reserva del Ejército.

El aspirante por el PT volvió a criticar la intención de Bolsonaro de liberar la venta y porte de armas para civiles y sostuvo que “la seguridad es un servicio público”, por lo que “armar a la población es dejar de prestar ese servicio” y confirmó que pretende conversar con algunos candidatos derrotados, entre los que citó al laborista Ciro Gomes (tercero con 12,5 %) y al socialista Guilherme Boulos, quien solo obtuvo un 0,58 % de los sufragios.

Niega apoyo 

El expresidente brasileño Fernando Henrique Cardoso negó ayer que haya manifestado su apoyo a Fernando Haddad para la segunda vuelta presidencial: ”Las redes divulgaron que apoyaré a Haddad. Es mentira”.

”Ni el PT ni Bolsonaro manifestaron compromiso con lo que creo. ¿Por qué tendría que pronunciarme sobre candidaturas que son contra o no se definen sobre temas por los que tengo aprecio para el país y el pueblo?”, se preguntó Cardoso en Twitter, al dar a entender que podría permanecer neutro para la segunda vuelta.

Cardoso es el principal dirigente de la Social Democracia Brasileña, cuyo candidato Geraldo Alckmin, fue el cuarto más votado el domingo.

La senadora Ana Amelia Lemos, compa- ñera de fórmula del derrotado Geraldo Alckmin, anunció su apoyo a Bolsonaro para la segunda vuelta.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad