Choque de posiciones entre Grecia y la Eurozona

Choque de posiciones entre Grecia y la Eurozona

Enero 30, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | AFP
Choque de posiciones entre Grecia y la Eurozona

Primer Ministro griego, Alexis Tsipras, en una rueda de prensa tras su reunión del día jueves, con el presidente del Parlamento Europeo.

Las propuestas para reducir la deuda y la postura antiausteridad de Grecia han sido los temas mas incómodos para la Eurozona.

La Eurozona y Grecia manifestaron este viernes sus diferencias. Bruselas advirtiendo que no se pueden "ignorar" los compromisos y el gobierno de Atenas afirmando que no trabajará con los encargados de supervisar una política de austeridad que rechaza de plano."Ignorar los acuerdos previos no es el camino a seguir", dijo el jefe de los ministros de Finanzas de la Eurozona, Jeroen Dijsselbloem, en una conferencia de prensa con el ministro griego Yanis Varoufakis en la que se les vio a ambos tensos.Después de dos planes de rescate internacionales de un total de 240.000 millones de euros, el ejecutivo griego quiere negociar una reducción de su deuda (175% del PIB) y un abandono de las medidas de austeridad aparejadas a dicha asistencia. Grecia todavía debe recibir unos 7.000 millones de euros de aquí a un mes, como parte del programa de rescate, que expira el 28 de febrero.Dijsselbloem dijo este viernes que "no ha habido conclusiones" sobre la prolongación o no de ese programa, y que el gobierno griego debe determinar su posición para a partir de ahí avanzar. Varoufakis dijo al New York Times que su gobierno no quiere los 7.000 millones de euros pendientes, y que el objetivo es "reestructurar la deuda y la economía para recibir el dinero que necesitamos" en forma de inversiones. En la conferencia de prensa con Dijsselbloem, Varoufakis explicó que su gobierno buscará "la máxima cooperación" con los acreedores del país (UE, BCE y FMI) , pero no trabajará con los delegados que desde 2010 vigilan al detalle el cumplimiento de las reformas y recortes exigidos a Atenas. El ejecutivo griego pide además una conferencia internacional para eliminar una buena parte de la deuda griega y también de otros países europeos, como la que se hizo en 1953 en Londres para reducir la deuda alemana. Respondiendo a una pregunta sobre este punto, Dijsselbloem contestó secamente que "esa conferencia existe, y se llama el Eurogrupo", el foro de los 19 ministros de Finanzas de la zona euro. El holandés fue el segundo dirigente europeo en visitar Atenas, después del presidente del Parlamento Europeo, Martin Schulz, que el jueves se reunió con el primer ministro, Alexis Tsipras. Dijsselbloem se reunió también con Tsipras, con el viceprimer ministro Yanis Dragasakis, que coordina las carteras económicas, con Yorgos Stathakis, titular de Economía, y con Euclides Tsakalotos, secretario de Estado de relaciones económicas exteriores en la cancillería. La bolsa de Atenas reaccionó negativamente, y perdió este viernes un 1,85%. El índice de los bancos cayó por su lado un 1,66%. El mercado de deuda también se tensó, y el rendimiento del bono griego a diez años se acercaba al 11%. La Eurozona, muy expuestaEl gobierno griego dejó claras sus intenciones desde el miércoles, anunciando una lluvia de medidas contrarias a las reformas y recortes dictados desde 2010 por la troika de acreedores, la UE, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional. En virtud de los rescates, los socios de la Eurozona (integrada por 19 países) tienen una exposición de unos 200.000 millones de euros a la deuda griega, a través de garantías a un fondo común y de préstamos bilaterales. Por eso, tanto la Comisión Europea como Francia y Alemania, los dos países más expuestos (42.000 millones y 56.000 millones de euros respectivamente) , no paran de advertirle a Atenas que deberá tener eso muy en cuenta. Jean-Claude Juncker, presidente de la Comisión, el órgano ejecutivo de la UE, dijo al diario francés Le Figaro que "no se plantea eliminar la deuda" griega, aunque "sea posible hacer algunos arreglos".En la misma línea, el ministro francés de Finanzas, Michel Sapin, descartó también una anulación de la deuda, y dijo que lo que sí es posible es aminorar la carga de ésta. "Hablar de la deuda, de acuerdo, para aliviar la carga. Pero anular la deuda, no, porque eso equivaldría a transferir el peso del contribuyente griego al contribuyente francés" , dijo Sapin. El vicecanciller de Alemania, Sigmar Gabriel, dijo que espera que Grecia cumpla con sus compromisos de reformas y disciplina fiscal, adoptados a cambio de la asistencia internacional.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad