Aumenta presión de los 'indignados' en España

Aumenta presión de los 'indignados' en España

Junio 20, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Agencia EFE
Aumenta presión de los 'indignados' en España

Miles de españoles mostraron su indignación por el desempleo, los políticos corruptos y la crisis económica.

Las protestas se hicieron, además de Madrid, en las calles de Valencia, Sevilla Zaragoza y Bilbao. También en otros países.

En una nueva jornada de protesta en España, miles de personas colmaron este domingo las calles de Madrid y las principales ciudades españolas en contra de la crisis económica y de sus responsables políticos y financieros, y reclamaron una huelga general para elevar el tono de la protesta y hacerla “imparable”.La mayor convocatoria tuvo lugar en Madrid, donde el Movimiento 15-M de los ‘Indignados’, con seis grandes marchas confluyendo a lo largo de cinco horas en la céntrica plaza de Neptuno, elegida como fin de la protesta por su cercanía al Congreso de los Diputados, la cámara baja del Parlamento español.“Izquierda o derecha”, “Este país está envejecido”, “Busquemos una alternativa”, “Caminemos juntos contra la crisis y el capital”, “Pienso, luego me indigno” y “Democracia, ¿dónde estás?”, eran algunas de las consignas que se leían en las pancartas en las marchas de Madrid.La múltiple manifestación discurrió de forma pacífica, pues previamente las redes sociales y las páginas web agrupadas en torno al Movimiento 15-M se pronunciaron contra la violencia y dieron consejos para evitar desmanes.En mente estaban los incidentes protagonizados por varios grupos de alborotadores el pasado 15 de junio ante el Parlamento regional de Cataluña, en Barcelona, donde increparon, insultaron y persiguieron a los diputados que intentaban entrar en las Cortes locales.Esta actuación violenta desató muchas críticas y tendió una sombra sobre el espíritu de la protesta, que ayer quisieron borrar los participantes en las marchas, incluida la celebrada en Barcelona.En las demás ciudadesUn festivo dragón de papel y cartón fue el elemento más agresivo advertido ayer en la marcha en la capital catalana, donde muchas pancartas equiparaban la política a la deshonestidad, y otras insistían en el cambio imparable que ha supuesto el Movimiento 15-M.Estiman los organizadores de la protesta que en Barcelona fueron cerca de 260.000 personas las que salieron a las calles para expresar su descontenta con el Gobierno Central, además de las marchas en ciudades como Valencia, Sevilla, Zaragoza y Bilbao.Contra todos esos cambios, algunos ya impulsados por el Gobierno español, como el retraso de la edad de jubilación, la reducción del gasto público o la contestada reforma laboral, un manifiesto leído al concluir las marchas de Madrid pidió una “huelga general” organizada por “las asambleas de trabajadores de barrios y pueblos”, con el objetivo, subrayaron, de “cambiar la sociedad”.El manifestante Antonio Cortés, de 58 años, dijo que las autoridades les están pidiendo a los trabajadores españoles soportar el peso de la crisis financiera.Casi dos años de recesión han dejado a España con un desempleo de 21,3%, el más alto de las 17 naciones que conforman la eurozona.Réplica en PortugalLas ciudades portuguesas de Lisboa y Oporto se sumaron también a la protesta convocada ayer en distintos países por el movimiento y reunieron a más de 300 personas para pedir cambios en el sistema político actual luso.Los protestantes en Portugal enfocaron su discurso reaccionario, mayormente, en el rechazo que se ha generado en la Unión Europea por el llamado ‘Pacto del Euro’, impulsado por Alemania y Francia en favor de la competitividad y que, según los críticos, esconde numerosos recortes y puntos oscuros, al aumentar la edad de jubilación, vincular los salarios a la productividad y flexibilizar más el mercado laboral.En Lisboa los manifestantes se reunieron en la céntrica Avenida Liberdade para realizar un corto recorrido hasta la reconocida plaza del Rossío, donde anoche aún se mantenía una tienda de campaña como símbolo de su protesta, justo un mes después de que ésta comenzara.“Grecia, España, Irlanda y Portugal, nuestra lucha es internacional”, coreaban los participantes, quienes también entonaban el grito de: “Que no, que no, que no, que no nos representan”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad