Agentes del FBI con lazos en el exterior son más vigilados: New York Times

Agentes del FBI con lazos en el exterior son más vigilados: New York Times

Enero 04, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co | AFP

El diario indica que, tras los atentados del 11 de septiembre, el FBI inició un programa con el que se vigila más a los trabajadores que tienen contacto con extranjeros.

Cientos de agentes del FBI con lazos fuera de Estados Unidos fueron sometidos a lo que algunos llamaron un programa "injusto" de verificaciones para evitar casos de espionaje, informó el sábado el diario The New York Times (NYT).Todos los empleados del FBI con acceso a documentos clasificados son sometidos a verificaciones. Pero entre éstos, los lingüistas, agentes y otros funcionarios con aptitudes y lazos que los vinculan a otros países son más a menudo entrevistados, enfrentados al detector de mentiras y sus comunicaciones más revisadas, señala el diario.El FBI no respondió de inmediato cuando fue consultado por la AFP sobre el tema. La agencia lanzó el programa llamado Post-Adjudication Risk Management (PARM) poco después de los atentados del 11 de septiembre de 2001 para supervisar a los lingüistas recientemente contratados y reducir el riesgo de que sean influenciados por extranjeros.Desde entonces, el programa más que duplicó y pasó a involucrar a cerca de 1.000 agentes del FBI con acceso a información clasificada, añadió el rotativo, citando a personal disconforme con estas medidas.El FBI cuenta con 36.000 empleados y cientos de contratistas. Entre los trabajadores afectados hay personal musulmán y asiático contratado para tareas de inteligencia y lucha antiterrorista. El NYT señala que muchos de los empleados criticados por sus superiores tuvieron que cortar la comunicación con su familia y amigos para poder salirse del programa de supervisión."Este programa fue bueno para los contratados después del 11 de septiembre, pero no para ser usado contra los que ya formaban parte del FBI, algunos de los cuales con 10 o 15 años de experiencia (...) es inaceptable", dijo el agente Gamal Abdel-Hafiz, de origen egipcio, quien entró a la Agencia en 1994 como lingüista y empezó a ser monitoreado en el marco del programa en 2012.Abdel-Hafiz asegura que ya no recibe toda la información confidencial que necesita para poder trabajar. Otros dijeron al diario que encontraron más dificultades para ser enviados en misión al exterior después de haber sido sometidos al programa de vigilancia.Sin embargo, altas autoridades del FBI declararon al medio de prensa que este programa protege los intereses de seguridad nacional estadounidense y aseguraron que no discriminaba a los empleados ni afectaba su carrera laboral.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad