• social
  • social
  • social
  • social
X
((blockContentFlag)) ((blockContentType))

Primer 'Lío' Mundial: Messi no tuvo un buen partido en su debut en Rusia 

Junio 16, 2018 - 10:52 a. m. 2018-06-16 Por:
Por: Agencia EFE
Argentina - Islandia

Argentina empata con Islandia a un gol

EFE / El País

Se contaron por miles los que tiñeron de celeste y blanco las gradas del moscovita estadio Spartak, ya sobrepasado el gran mazazo de Brasil 2014, cuando el alemán Mario Götze frustró en la prórroga la sonora victoria que todavía añora la generación de Messi.

Esta era nuevamente la oportunidad del astro del Barcelona, de encontrar esa gloria tan anhelada con la 'albiceleste', pero el partido finalizó con ese sabor amargo del empate que no cabe en el diccionario del ego futboístico del argentino.

Leo Messi

El atacante, privado asimismo de la gloria en tres finales de la Copa América, se volvió unir a 22 compañeros para una batalla que aún no cree perdida. A su sueño se aferra el '10', aun sintiéndose menos candidato a alzar el trofeo que el brasileño Thiago Silva, el español Sergio Ramos o el alemán Manuel Neuer.

Esta Argentina de Sampaoli, que sobre todo es la Argentina de Messi, ha volcado su esencia al gusto de su talento, al toque y al apego por el juego, desde la necesidad de activar a su futbolista más determinante. Y es que a diferencia de su primer rival en Rusia, la escuadra argentina huye del contragolpe y del cuerpo a cuerpo.

Para ese desafío Messi sabe ya que cuenta con su amigo Sergio Agüero. El delantero del Manchester City hizo puntuar un potente zurdazo a los 19 minutos. Fue su primer gol en un Mundial, después de todos los disparos desaprovechados en Brasil y en Sudáfrica, en 2014 y en 2010.

Hannes Halldórsson

Esa renta no acomodó las piezas del equipo sudamericano, vestido para la ocasión de negro. Color de la elegancia o el duelo, no pudo disimular sus endebles hechuras defensivas.

En la estrategia también buscó fortuna la selección austral, con Messi como servidor de Tagliafico y Otamendi. No le sirvió en la primera mitad, pero insistió en la segunda sin suficiente convicción como para lograr despertar a su hinchada, acallada por una propuesta paciente y excesivamente pausada ante unos contrincantes agazapados por delante del portero Hannes Halldorsson.

Ever Banega reemplazó a Lucas Biglia en el minuto 54 para enmendar la monotonía. Pudo hacerlo Messi en el minuto 62, en un penalti cometido por Hordur Magnusson sobre Maximiliano Meza.

El '10' lo lanzó a media altura, por su izquierda, y Halldorsson se lo negó para volver a dejar la imagen de un genio humanizado en los 11 metros, como en la última final de la Copa América.

Un sonoro "¡Messi, Messi, Messi!" fue la respuesta los suyos, pero nadie lo agradeció. Argentina no despertó.

Siga aquí: Especial de El País Mundial Rusia 2018, todo lo que tiene que saber sobre la cita global.

Lee contenido sin límites en elpais.com.co por $800 primer mes
VER COMENTARIOS
Comentarios