Combates entre Farc y Ejército causan crisis humanitaria en La Alsacia, Cauca

Escuchar este artículo

Combates entre Farc y Ejército causan crisis humanitaria en La Alsacia, Cauca

Julio 31, 2013 - 12:00 a. m. Por:
Elpaís.com.co

El Consejo Comunitario de la vereda La Alsacia, en el norte del Cauca, denunció que la población ha quedado en medio del fuego cruzado en las últimas semanas. Piden atención humanitaria.

Una compleja situación humanitaria denuncian los habitantes de la vereda La Alsacia, en el municipio de Buenos Aires, Cauca, pues ya completan un mes en medio de los enfrentamientos entre la guerrilla de las Farc y tropas del Ejército Nacional. La situación, según sus habitantes, se agravó desde el pasado 29 de junio, día en el que una unidad militar se instaló en el casco urbano de la población. “El Ejército iba regularmente, pero desde el 29 se quedó asentado aquí. Entonces la guerrilla también tomó posición en la parte alta de la montaña y ataca constantemente. El problema es que la comunidad quedó en el medio”, cuenta Adelmo Carabalí, miembro del consejo comunitario de la vereda.Ese día, según denuncia el Consejo Comunitario de La Alsacia, los soldados ocuparon “arbitrariamente tres viviendas de personas de la comunidad”. Sin embargo, aclara el presidente de la organización, José Emérito Carabalí, la comunidad habló con los militares y salieron de las casas, aunque continuaron en el casco urbano del municipio. Agregó que el problema es que las tropas continúan en medio de la población civil, por lo que cuando la guerrilla ataca, con 'tatucos' y granadas artesanales, muchas veces las explosiones se registran en los mismos patios de sus viviendas. Además, indicó que aunque han enviado mensajes a la guerrilla, pidiendo respeto y un cese al fuego, ningún jefe subversivo del sector les ha dado respuesta.Ante esto, el general Jorge Jerez Cuéllar, comandante de la Fuerza de Tarea Apolo que opera en el norte del Cauca, explica que en esta zona las tropas deben avanzar lentamente y con cautela, pues han encontrado muchos campos minados. “En las últimas semanas se han encontrado y destruido 72 minas antipersonales en esa zona de La Alsacia y las veredas vecinas. A pesar de que tenemos los equipos para detectarlas y el apoyo de la población civil, hemos tenido casos de soldados muertos o mutilados por estos artefactos”, explica el oficial y hace un llamado para que los habitantes de esta parte del departamento ayuden a las autoridades con información que permita el desminado. Agrega que para la guerrilla la importancia de esta zona radica en que es un corredor estratégico para la salida de la droga desde el noroccidente del Cauca hacia el Pacífico, por medio de la región de El Naya. “Queremos cerrar ese corredor de movilidad y las áreas base de los terroristas”, indica, al detallar que en estas veredas operan dos estructuras de las Farc: la Columna Móvil Miller Perdomo y el Frente Urbano Manuel Cepeda Vargas.Confinados en su puebloDetrás de la polémica sobre la presencia del Ejército cerca de la población civil se esconde un drama humanitario, que hoy, de acuerdo con el Consejo Comunitario de La Alsacia, afecta a cerca de 63 familias. Quedar en medio de los enfrentamientos, con 'tatucos', granadas y disparos de fusiles, han obligado a muchos de los pobladores a pasar sus días en el centro comunitario, donde se sienten más protegidos. Por lo menos 150 personas de La Alsacia se encuentran en este lugar ya que, si bien los combates no han dejado víctimas mortales, han afectado a tres personas y han causado la muerte de vacas y caballos. Una de las víctimas, denuncia el Consejo Comunitario, es una mujer que se encontraba en estado de embarazo, pero que perdió su hijo luego de quedar afectada por la onda explosiva de un artefacto que cayó cerca de su casa. En las últimas semanas también resultó herido un hombre, quien sufrió una fractura en una pierna cuando intentaba huir de un enfrentamiento, pues su casa quedó en medio de la balacera. Por esta razón, los habitantes de la vereda exigen que los actores armados "se retiren inmediatamente de los territorios ancestrales" y que "se conforme una misión gubernamental de verificación que evalúen los daños causados a las comunidades y defina con ellas su reparación". Además, hacen un llamado para que se les brinde atención humanitaria, pues la imposibilidad de desplazarse hasta sus fincas y el hecho de que muchas de las familias se encuentran en el centro comunitario, ha ocasionado una escasez en los alimentos y productos de primera necesidad. Lo cierto, dice José Emérito Carabalí, es que la comunidad ha decidido no irse de sus parcelas hacia las cabeceras municipales, pues esto significa una pérdida mayor de sus territorios. "En el año 2000 hubo un desplazamiento y perdimos muchos cultivos y ganado. Hasta el momento el gobierno no nos ha reparado", recuerda.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad