Así fue el operativo para incautar arsenal que disidencias Farc ocultaban en una casa en Cali

Escuchar este artículo

Así fue el operativo para incautar arsenal que disidencias Farc ocultaban en una casa en Cali

Junio 02, 2020 - 11:50 p. m. Por:
Redacción de El País

A una mujer de 47 años, capturada en el operativo y quien sería hermana de un armero, se le imputó cargos por presunta responsabilidad en tráfico, fabricación, y porte de armas de uso de Fuerzas Militares, o explosivos, accesorios y municiones.

Colprensa

En una casa del centro de Cali, las autoridades se llevaron una sorpresa el fin de semana pasado: tras un allanamiento, lograron la incautación de un arsenal, con fusiles, munición y otro tipo de material bélico.

El operativo, realizado por la Policía, la Fiscalía y el Ejército, dejó al descubierto que dicha vivienda, ubicada en el barrio Sucre, Comuna 3 de la ciudad, había sido adecuada para el ensamblaje de armamento ilegal.

Exactamente, las autoridades encontraron 12 fusiles tipo Fal y M-4, 2766 cartuchos, así como elementos que permitirían el armado de otro importante número de armas largas de este tipo, entre ellos 35 alzas de mira, 7 guardamanos, 81 tubos de culatín y 42 apaga-llamas. Los elementos estarían avaluados en unos $200 millones.

Lea además: Envían a la cárcel a mujer señalada de guardar armas de disidencias de Farc en Cali

Según el general Manuel Antonio Vásquez, comandante de la Policía de Cali, “se pudo establecer que este lugar estaría bajo el mando de la disidencia de las Farc denominada Jaime Martínez. La casa sería utilizada para el fortalecimiento de su brazo armado, con injerencia en la parte alta de Jamundí (Valle) y el norte del departamento del Cauca”.

“Dentro del operativo se capturó a una mujer de 47 años, quien fue dejada a disposición de la Fiscalía por el delito de tráfico, fabricación o porte de armas de fuego de uso privativo de las Fuerzas Armadas. El lunes pasado un juez penal le dictó medida de aseguramiento en establecimiento carcelario”, acotó el general Vásquez.

Así fue el operativo

Un investigador del caso le aseguró a este diario que la mujer judicializada por este hecho sería hermana de un armero, que le estaría trabajando a la disidencia mencionada. El hombre era también objetivo del operativo, pero logró huir de las autoridades.

“La investigación se venía haciendo desde hace unos meses. La idea del operativo era ver cómo el arsenal iba a ser sacado de la casa y llevado hasta las disidencias en Valle y Cauca, pero se tuvo que actuar el fin de semana porque se supo de la cantidad de armas que había en el lugar y de cómo venía operando”, dijo la fuente.

La casa, aseguró el investigador, era una vivienda normal, en pleno centro de la ciudad. En una habitación se encontraron las armas, pero atrás quedó al descubierto una especie de taller, donde se ensamblaban las armas. Cada fusil tiene un valor de $15 millones y se incautaron doce. No se descarta que desde esta vivienda no solo se le vendiera armas a las disidencias, sino también a bandas delincuenciales de la capital del Valle.
Ahora la investigación apunta a saber cómo opera la red. Es decir, cómo entraban todos esos elementos a la capital del Valle para poder ser ensamblados.

Sin embargo, el investigador maneja una hipótesis: “todos los elementos podrían haber ingresado a la ciudad por los puertos del país y provenientes de otros lugares donde sí es legal la venta de esas partes”.

Esta no es la primera vez que un arsenal de este tipo es encontrado en Cali y por eso las autoridades tienen un grupo especial investigando todo este entramado criminal.

Uno de los casos se dio en el 2018, cuando un poderoso arsenal se halló al interior de un vehículo que al parecer fue abandonado en un parqueadero público localizado en la parte posterior del edificio de la Gobernación del Valle, en el centro de Cali.

Según confirmó la Policía en su momento, en el interior de un Kía Picanto se encontraron cinco fusiles AK-47, dos lanzagranadas, tres revólveres, tres pistolas, tres granadas de fragmentación IM26 y cuatro uniformes (de uso privativo de las Fuerza Policial).

En ese momento se encontraron en el vehículo también las fotografías de la entonces gobernadora del Valle, Dilian Francisca Toro, y Jorge Iván Ospina, hoy alcalde de Cali.

Ese mismo año, en otra casa del centro de la capital del Valle fue asesinado un hombre que al parecer le había quedado mal con un pedido de un arsenal a un grupo armado ilegal del Cauca. A los meses, otro familiar de ese hombre fue ultimado, al parecer por la misma razón del negocio de las armas.

Lea además: Envían a la cárcel a mujer señalada de guardar armas de disidencias de Farc en Cali

Negocio de armas

El negocio de las armas ilegales en Cali mueve muchos millones de pesos.

Según una fuente de la Fiscalía que lleva casos de crimen organizado, la banda ‘Los Army’, que fue desarticulada en operaciones adelantadas en el año 2018, movía anualmente $200 millones producto de la venta y alquiler de armas de fuego.

“Hay bandas que pueden mover mucho más dinero que lo que se hacían ‘Los Army’ en la renta y venta de armas de fuego”, explicó la fuente.

Las armas cortas, pero también armas largas como los fusiles AK-47, llegan en ocasiones desde el Cauca a través de vehículos pequeños. O en otros casos provienen de ciudades del centro del país como Bogotá.

Pero también los grupos acuden a los armeros de Cali para comprar.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS