Alberto Santofimio y Jairo Ortega son llamados a indagatoria por magnicidio de Lara Bonilla

Santofimio y Ortega son llamados a indagatoria por magnicidio de Lara Bonilla

Agosto 16, 2018 - 08:55 a.m. Por:
Colprensa
El asesinato de Rodrigo Lara Bonilla es de lesa humanidad: Fiscalía

Rodrigo Lara Bonilla, ministro de Justicia colombiano asesinado en 1984.

La Fiscalía General de la Nación llamó a indagatoria a Alberto Santofimio Botero y al excongresista Jairo Ortega en el marco de las investigaciones que se adelantan por el magnicidio del exministro Rodrigo Lara Bonilla ocurrido el 30 de abril de 1984. Las diligencias se llevarán a cabo el próximo 27 y 28 de agosto.

Será un fiscal de la Unidad de Derechos Humanos y DIH quien escuché la versión de Santofimio y Ortega. Después de dicha diligencia determinará si abren un proceso judicial por el magnicidio que fue declarado como delito de lesa humanidad, o si por el contrario cesan el proceso penal.

Sobre Santofimio Botero se sabe que durante el mes de julio intentó acogerse a la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), incluso teniendo en cuenta que ya fue condenado, en 2011, a 24 años de prisión por la muerte del dirigente liberal Luis Carlos Galán. De acuerdo con su defensa la solicitud a la JEP es para que se le otorgue la libertad condicional y anticipada.

Lea también: Condenan a exdirector del DAS, José Miguel Narváez, por crimen de Jaime Garzón

En este momento el exministro se encuentra en detención domiciliaria luego de que el 23 de mayo de 2017 fuese trasladado de la cárcel la Picota de Bogotá a su lugar de residencia con un brasalete electrónico.

En cuanto al crimen de Lara Bonilla, la Fiscalía durante el año 2016 exhumó los restos del exministro de Justicia ubicados en el cementerio los Olivos en Neiva (Huila), con el fin de identificar a los responsables de su muerte.

Pese a que la primera hipótesis del ente acusador consideraba que el crimen había sido cometido por alguno de sus escoltas, el ente acusador determinó que científicamente no se puede comprobar que el 30 de abril de 1984 alguien hubiera disparado desde adentro del vehículo en el que se desplazaba el exfuncionario.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad