Listo el acuerdo entre la Industria de Licores del Valle y el comercializador

Listo el acuerdo entre la Industria de Licores del Valle y el comercializador

Junio 10, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Listo el acuerdo entre la Industria de Licores del Valle y el comercializador

Durante los primeros seis meses las ventas de la Licorera del Valle no fueron las mejores. El balance será analizado la próxima semana por su junta directiva.

Se cambió la proyección en las ventas para el 2011. Ahora le apuntará a 11 millones de botellas. El Gobernador del Valle, Francisco Lourido, dijo que el compromiso asumido es grande y que se espera el cumplimiento de las nuevas metas previstas por la empresa.

El futuro de la Industria de Licores del Valle, ILV, parece despejarse. Ayer, las directivas de esta empresa y las de la Unión Temporal Comercializadora Integral, firma que vende actualmente los productos de la licorera, llegaron a un acuerdo para la renegociación del contrato de distribución.Al mes de mayo la ILV sólo había facturado 144.000 botellas, cuando en igual periodo del 2010 la cifra llegó a 1.860.012, situación que generó preocupación de diferentes sectores del Valle y de los mismos trabajadores de la Licorera.Tras el acuerdo, según explicó Bernardo Collazos, gerente de la ILV, la compañía volverá a facturar y con ello se incrementarán las transferencias de recursos al Departamento, que al mes de mayo sólo sumaron $2.000 millones. En igual periodo del 2010 se transfirieron $9.913 millones y en todo el año pasado ascendieron a casi $100.000 millones.Destacó el funcionario, que para llegar a la conciliación tanto la Licorera como el comercializador, hicieron concesiones que permitieron en un periodo de dos meses renegociar el contrato.Por un lado, la ILV aceptó una reducción en los compromisos de venta del aguardiente Blanco de la firma UT Comercializadora Integral, que debía colocar en el mercado para este 2011 un total de 12 millones de unidades. Ahora serán 11 millones.Por otra parte, se reduce el número de botellas que la Industria Licorera del Valle le entrega al distribuidor para las labores de promoción. “El año pasado se habló que eran cerca de 3 millones de botellas que no pagaron impuesto y ahora sólo serán 700.000 unidades que si tendrán que asumir los costos de Ley”, dijo.Adicionalmente se acordó que el distribuidor hará más esfuerzos en materia promocional, mientras que la ILV tratará de hacer lo mismo para el reforzamiento de la marca.Aunque este acuerdo, para Collazos, despeja el panorama de la empresa, porque permite reanudar las ventas y la facturación para el segundo semestre del año, que es la temporada fuerte en consumo, aún quedan algunos puntos que inquietan a la región.La reducción en el compromiso de ventas de un millón de botellas significa que el Departamento dejará de recibir al final del año unos $8.000 millones, según confirmó la Secretaria de Hacienda, Cecilia Tovar.“Hay satisfacción por el acuerdo porque se marca una ruta para el funcionamiento del contrato de comercialización y tenemos la garantía de que se venderán las 11 millones de botellas, pero al final serán menos recursos para el Valle”, dijo.El plan del Departamento, afirmó Tovar es incrementar junto con el comercializador los controles al contrabando y a la venta de licor adulterado. “También es importante el acuerdo de que no saldrá ni una botella de la fabrica sin pagar impuestos y las que salgan para promoción serán marcadas con el mensaje de prohibida su venta”, explicó la funcionaria.El año pasado la ILV vendió al comercializador 11.668.800 unidades y tuvo ingresos por $90.911 millones. Pero el distribuidor se quedó con un inventario de 3,2 millones de botellas, de las cuales ya vendió 2,3 millones de unidades.Las utilidades de la Licorera terminaron en $2.141 millones en el 2010, es decir $4.637 millones menos de las registradas en el primer balance de la entidad.Asimismo, el pasivo de la compañía al cierre del año pasado ascendía a $116.195 millones, de los cuales $66.560 correspondía a pasivo laborales.Ayer en el debate que hizo la Asamblea del Valle a la Licorera, algunos diputados expresaron su complacencia porque los ‘nubarrones’ que tiene la empresa parecen alejarse. Sin embargo, pidieron garantías para que las transferencias del Departamento no se reduzcan y tenga que hacerse un recorte al presupuesto.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad