El vallecaucano tras las riendas de Cine Colombia habla de desafíos y expectativas

El vallecaucano tras las riendas de Cine Colombia habla de desafíos y expectativas

Septiembre 06, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Francy Elena Chagüendo, reportera de El País
El vallecaucano tras las riendas de Cine Colombia habla de desafíos y expectativas

Munir Falah Issa, presidente de Cine Colombia.

Munir Falah, quien fue exaltado como el Empresario del Año por la Universidad del Rosario, habla sobre el potencial de la industria del entretenimiento en el país y de los planes de expansión de Cine Colombia.

El próximo año la compañía Cine Colombia cumplirá 90 años de operaciones en el país, de los cuales 26 años ha sido liderada por el vallecaucano Munir Falah, quien fue destacado este mes como el Empresario del Año por la Universidad del Rosario.

Falah, nacido en Buga, ha sido clave en la consolidación de la compañía en el negocio del entretenimiento que sigue creciendo en Colombia, de tal forma que el año pasado 59 millones de colombianos pasaron por las salas de cine del país, de los cuales casi 27 milllones visitaron  Cine Colombia.   

Esta empresa nació en Medellín en el año 1927, pero a finales de los ochenta pasó a manos del grupo Mayagüez del Valle del Cauca, momento en que Falah ingresa a liderar la compañía, que hoy comparte el mercado con empresas locales, pero también internacionales que han visto en Colombia un mercado potencial. 

Hoy, la compañía hace parte del grupo empresarial Santo Domingo y sigue comprometida con el crecimiento del negocio con una proyección de inversión en el corto plazo de US$100 millones.

¿Usted lleva 26 años al frente de Cine Colombia, ha logrado las metas propuestas?

Creo que sí,  una empresa tiene que ser muy dinámica sobre todo hoy en día en que todo evoluciona a pasos agigantados, en especial en el campo tecnológico. Todos los días hay retos y todavía nos falta mucho por crecer.

¿Cuáles  han sido los factores de éxito y que lo llevaron a ser seleccionado este año como Empresario del Año?

Primero creo que este es un reconocimiento muy importante porque proviene de la Academia, como lo es la Universidad del Rosario, eso hace que la distinción sea más interesante. Es un reconocimiento a la labor de todo un equipo que me acompaña hace muchos años y hemos logrado generar con los 2100 colaboradores de Cine Colombia un sentido de pertenencia y tener una mística empresarial de siempre salir adelante. 

Diría que trabajar de manera honesta y comprometida, cuando a uno le gusta lo que hace, las cosas le resultan bien y esto simplemente es un resultado de tantos años de esfuerzo de todo un equipo de trabajo.

¿Cuál es la actual posición de la empresa en el mercado del cine  en el país?

Somos dentro del sector cinematográfico la compañía más representativa con la tercera parte del número de pantallas que tiene el país, que en total son  900, pero con esa tercera  parte manejamos el 45 % de los asistentes a cine en el país.

La competencia en este sector ha crecido en  Colombia, en especial de inversión extranjera, ¿cómo han logrado mantener el liderazgo?

Nosotros siempre hemos tenido competencia y lo que sucede es que los colombianos generalmente asociaban a Cine Colombia como la única empresa de cine, pero como lo dije antes, tenemos la tercera parte de las salas y con ello atendemos el 45 % de los espectadores. 

Sí hay mucha competencia en el sector, pero la industria ha crecido muchísimo. Hace 10 años en Colombia se vendían 18 millones de tiquetes de cine al año, el año pasado se cerró con 59 millones de espectadores. Es decir, el mercado ha crecido muchísimo y nosotros hemos aprovechado esa dinámica.

¿A qué se debe ese importante crecimiento? 

Hay muchos factores, primero la infraestructura de las  salas de cine que  ha crecido, yo diría que los cines que se están haciendo en Colombia están a la altura de los más desarrollados de cualquier país del  mundo.

Segundo, en la medida en que el poder adquisitivo de las personas mejora, obviamente vamos a tener más asistencia al entretenimiento y en esta área lo más barato podríamos decir que es el cine. 

En tercer lugar,  el número de películas que están llegando al país ha aumentado. El año pasado se lograron estrenar  350 títulos,  pero aún hay mucho potencial.

En los países desarrollados la asistencia a cine con relación a la población es muy alta y en Colombia esa proporción es baja. Aspiramos a que el país llegue a unos 90 millones de espectadores al año,  eso sería muy bueno.

¿Cuáles son los planes de inversión de Cine Colombia para los próximos años?

Tenemos varios proyectos muy interesantes, complementarios algunos con la industria del cine para aprovechar el público que asiste a nuestras salas. En este momento tenemos en construcción más de 100 pantallas de cine, diría que en unos dos años tendremos operando unas 400 pantallas en el país, esas son inversiones que estamos realizando para los próximos dos años y medio del orden de US$100 millones.

Adicionalmente hemos tocado un nicho de mercado totalmente distinto al cine como es el de la programación cultural, trayendo a Colombia la ópera de Nueva York, el ballet, teatro de Londres, conciertos y todo esto el público lo puede ver en nuestras salas, que de otra forma se quedarían sin poderlo disfrutar.

La compañía Cine Colombia inició operaciones  en el año  1927 y el próximo año celebrará 90 años de operaciones. La empresa  de entretenimiento cuenta con 2100 empleos directos en  el territorio nacional.

¿Dentro de las inversiones mencionadas qué hay para el Valle del Cauca? 

Tenemos varias. Haremos un complejo sumamente especial para contenido alternativo de cine  arte en el hotel de la Sagrada Familia, recientemente renovamos el multiplex de Unicentro y próximamente estaremos cerrando totalmente Chipichape, donde haremos un complejo de primer nivel, diría que uno de los pocos que tendrá el país.

Además, tenemos otra serie de proyectos, al frente de Unicentro se construirá un centro comercial nuevo  y pensamos estar allí. Cerca del centro comercial Río Cauca vamos a desarrollar otro multiplex muy importante. En general diría que vamos a crecer mucho en algunas ciudades intermedias.

¿Cuándo arranca el proyecto de renovación de Chipichape?

Vamos prácticamente a tumbar el multiplex actual, vamos a hacer un complejo nuevo, moderno con una inversión por encima de los $20.000 millones y nos vamos a demorar cerca de un año en renovarlo y abrirlo al público. Ya se están haciendo trabajos, pero en un mes se cerrará totalmente el complejo.

¿Cuánto aporta el Valle en materia de asistencia al mercado?

La ciudad de  Bogotá tiene más o menos un 45 % del mercado y podemos decir que Cali y Medellín, participan con  el 13 % ó el 15 %.

¿Qué regiones presentan mayor dinámica en el gasto en entretenimiento en Colombia?

En el sector nuestro está muy concentrado, entre Bogotá, Cali y Medellín se tiene el 75 % del mercado, pero yo diría en que en la medida en que estas tres ciudades se vayan consolidando, empezaremos a crecer en otras ciudades. Por ejemplo, próximamente vamos a abrir un complejo en la ciudad de Popayán, en Villavicencio y empezamos a hacer muchos proyectos. Nos metimos en ciudades intermedias.

¿La perspectiva del negocio es buena para la próxima década?

Yo diría que se ve muy bien porque, repito, no solo se aprovechan las salas de cine para ver películas sino que se aprovechan para eventos culturales sumamente importantes. O sea, que vemos que el cine es el  entretenimiento menos costoso y es lo que más está disfrutando la gente.

¿La piratería dejó de ser un problema para la industria del cine?

Colombia ha tenido uno de los niveles de piratería más altos del mundo y sigue existiendo, lo que pasa es que el nivel cultural va subiendo, la gente se vuelve más exigente y quiere disfrutar de atributos como los que ofrece la pantalla grande y no de copias piratas de regular calidad.

¿El menor ritmo de la economía nacional afecta el negocio del cine?

El negocio del entretenimiento y particularmente el del cine obviamente se ve afectado por la situación de la economía, pero tiene que ser un bajón muy grande para que se sienta el impacto. Cuando la economía baja, la gente tiene menos dinero disponible para hacer ciertas actividades, pero primero suspende aquellas más costosas, más no el cine, por el contrario, dejan de hacer unas cosas y asiste más a cine para suplir esa carencia de entretenimiento.

¿Todavía tiene algún reto por cumplir? 

Diría que seguir creciendo y aspiramos en unos tres años poder convertir a Cine Colombia en una de las compañías con una facturación superior al billón de pesos.

Munir Falah

Estudió Ingeniería Industrial en la Universidad del Sur de California. También tiene un MBA de esta institución educativa.

Trabajó en la Corporación Financiera del Valle, también fue vicepresidente financiero de las siderúrgicas del grupo Mayagüez.

Se casó en 1987 con Patricia Tascón Tenorio y tiene dos  hijas. Desde el año 1990 pasó a dirigir Cine Colombia

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad