“Elegí bien al venir al Deportivo Cali”: Matías Cabrera

Escuchar este artículo

“Elegí bien al venir al Deportivo Cali”: Matías Cabrera

Agosto 09, 2018 - 11:06 a.m. Por:
Daniela Cárdenas Vásquez - Reportera de El País
matías cabrera deportivo cali

Matías Cabrera, volante del Deportivo Cali.

EFE- El País

La jovialidad que ha mostrado Matías Cabrera desde que llegó al Deportivo Cali se la enseñó la vida. En el 2009 el volante uruguayo sufrió una fractura de cráneo, producto de un choque de cabeza con un compañero en una práctica cuando jugaba en el club Cerro de su país.
Ese suceso le enseñó a vivir con intensidad y a perseverar, una palabra que lleva tatuada en su piel como la firma de su abuelo y que exhibe en cada gol.

Ha pasado poco más de un mes desde que fue presentado como nuevo refuerzo del equipo azucarero. Desde entonces ha demostrado que no se necesita de muchas sesiones de entrenamiento para adaptarse a un estilo de juego.

El risueño y alegre uruguayo, proveniente del Defensor Sporting, es, hasta ahora, la cara nueva que más ha sorprendido en el entorno verdiblanco, por su chispa especial. Además de sumar un gol en sus primeros cinco partidos, el jugador de 32 años contagió desde el principio con su euforia a la hinchada y compañeros.

Matías se reinventó, aprendió y se exigió para convertirse en el jugador que ahora se destaca en el prometedor Deportivo Cali, club donde espera seguir creciendo.

¿Pensó que su sueño podría desmoronarse luego del accidente?
Sabes que no. En ningún momento lo pensé. Yo toda la vida me he sacrificado mucho por el fútbol, y no ha sido fácil, ha sido mi sueño y he luchado por eso. Si me hubiese muerto ese día, me moría haciendo lo que más me gustaba. Es más, los seis meses de recuperación fueron los mejores de mi vida.

¿Por qué fueron los mejores?
Porque valoré la vida más que nunca, estaba feliz de estar vivo. Disfrutaba cada segundo, cada charla, todo. El 25 de noviembre de 2010 (un año después) hice una fiesta en donde invité a todo mundo como si fuese un cumpleaños. Fue un accidente fuerte y gracias a Dios pude seguir disfrutando del fútbol y luchar por mi sueño, que no fue fácil de alcanzar.

¿Por qué?
De chico se me hizo muy difícil porque yo tenía 16 años y parecía de 12 o 13. Entonces todo ese proceso no fue fácil, incluso me echaban de los clubes porque era muy chico. Gracias a Dios llegué al club Cerro (Uruguay), y debuté en primera. Luego pasé a Nacional de Uruguay, y me vendieron al Cagliari de Italia, pasé a Portugal (Estoril), volví a Nacional y mi más reciente etapa fue en Defensor Sporting.

En ese periplo internacional compartió con muchas figuras, ¿qué pudo aprender de ellas?
He aprendido mucho de todos, pero puedo decir que más de los que no son tan figuras porque las estrellas han tenido menos fracasos y de las derrotas se aprende más. Cuando se gana se festeja y cuando se pierde es cuando realmente te haces fuerte y maduras.

Ahora está en el Deportivo Cali, ¿cómo se dio su llegada?
Yo me sentía muy cómodo en el Defensor, es un club muy serio, y yo siempre decía que si me iba a ir, sería a una parte que realmente me sedujera y me entusiasmara. Y la verdad fueron muchas cosas que me motivaron del Cali y estoy muy feliz acá, con muchas ganas de ganar.

¿Que estuviera Gerardo Pelusso como técnico fue uno de esos factores?
Fue lo primero que me sedujo, porque es un técnico uruguayo, ganador; ha conseguido títulos en todo lado. Lo primero fue eso, después fueron muchas cosas más y elegí bien, estoy muy contento.

¿Cuál es su clave para adaptarse tan rápido al estilo de Pelusso?
La verdad eso no lo sé, nunca pensé adaptarme tan rápido. Tampoco hacerlo en una posición que no era la habitual mía (doble cinco). Pero Gerardo quería ponerme en esa posición y que me acostumbrara a ella y la verdad estoy en plena adaptación. Por suerte las cosas han salido muy bien y se ve de afuera la adaptación tan rápida, pero estoy en pleno proceso.

Asegura que está cumpliendo una nueva función, ¿cuál es realmente su posición?
Hubo técnicos que me utilizaron como enganche, es decir, un poquito más adelantado. Luego otros me han utilizado de doble cinco. Pero los últimos años en Uruguay había jugado en función de enganche, más cerca del 9, más cerca del arco y me ha ido muy bien.

Y en esa función de doble cinco, ¿con cuál jugador se ha asociado mejor?
Me ha pasado en otros clubes que sí puedo decir eso. Pero acá a todos los jugadores les gusta el buen juego y mostrarse como opción.
Entonces me ha tocado actuar por el lado izquierdo y me asocio muy bien con Darwin (Andrade), con Nico Benedetti, Mosquera (Jhon). Después me ha tocado por el derecho y lo hago muy bien con Dídier, con Giraldo, con Juan Camilo. He buscado asociaciones en todo lado de la cancha. Yo no me considero un jugador individual, yo me considero un jugador que actúa dependiendo de las necesidades del equipo.

¿Y fuera de la cancha, con cuál ha tenido más empatía?
En un principio con Pepe (Sand) porque antes de venir al club yo lo llamé por referencias y también me hizo mucha fuerza para que viniera. Ya después con todos los muchachos, Andrés (Pérez) se portó muy bien conmigo, fue el que me dio la bienvenida. Tengo una relación bárbara con todos, es un plantel muy sano y con muy buena energía.

¿Sus compañeros le comentan algo acerca de la alegría que transmite?
Me siguen el juego (Risas). La verdad la gente me dice que yo soy muy transparente, que cuando estoy muy bien se me nota y cuando estoy mal, también. Entonces lo que me dicen acerca de esa alegría es porque estoy contento y simplemente lo transmito.

De hecho su alegría se la ha transmitido también a la hinchada que ha avalado su llegada...
Es buenísimo. Yo creo mucho en lo que es la energía y lo que es la buena vibra y creo que esa empatía entre el hincha y el jugador es fantástica. He estado en equipos donde hay muchas estrellas y a pesar de eso no pudimos lograr lo que queríamos porque nos faltaba esa energía positiva. Entonces la experiencia me ha dado la razón en que eso es muy importante.

¿Cómo se ha sentido en la ciudad?, ¿Ha podido disfrutar de ella?
Estoy fascinado en Cali, estoy muy contento, muy a gusto, lo estoy disfrutando. Con mi mujer estamos conociendo de a poquito, la comida es espectacular, la calidez de la gente me llamó la atención desde el primer momento. Ya tengo una mascota caleña, es una perrita y se llama Francia por la selección campeona del mundo.

Datos
Luego del empate 1-1 ante Boyacá Chicó, Deportivo Cali se alista para recibir en su casa al Independiente Medellín por la cuarta fecha de la Liga Colombiana.

Los azucareros suman cinco punto de nueve posibles y se ubican en la séptima posición.

Ante Medellín, Matías Cabrera reaparecería en la alineación titular después de iniciar en la banca ante Chicó.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad