Un nuevo plan entra en calor para la Selección Colombia

Escuchar este artículo

Un nuevo plan entra en calor para la Selección Colombia

Marzo 27, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Leonard Gutiérrez Bueno - Enviado especial a Barranquilla
Un nuevo plan entra en calor para la Selección Colombia

Carlos Bacca celebra un gol anotado con la selección Colombia en La Paz ante Bolivia por las eliminatorias mundialista.

Tras salir victoriosa de la altura de La Paz, Colombia se concentra en Barranquilla para conquistar tres puntos más rumbo hacia el Mundial de Rusia 2018. ¿Cuáles pueden ser las novedades?

Después de la sufrida victoria ante los bolivianos 3-2 el jueves en la temible altura de La Paz, se podría acuñar una vieja frase del fútbol que dice que “el equipo ganador no se cambia”. Pero como toda regla tiene su excepción, seguramente el técnico argentino José Pékerman maneja un planteamiento y algunos nombres distintos para el compromiso del martes ante Ecuador en el calor de Barranquilla, por la sexta fecha de las eliminatorias al Mundial de Rusia 2018.

Ante Bolivia, Colombia debía sumar de a tres puntos, luego de las derrotas frente a Argentina y Uruguay, y lo propio debe hacer ahora en el Metropolitano, pero en condiciones totalmente diferentes. 

En La Paz eran fundamentales los 3 puntos, pero tomando muchas precauciones, entre ellas la de la altura. En el Metropolitano el objetivo será el mismo, pero con la obligación de salir a buscar el resultado y hacerle sentir al rival el sofoco de la ‘Arenosa’.

Solo hasta el martes se conocerá realmente qué pasó por la cabeza de Pékerman cuando confirme la nómina titular, pero teniendo en cuenta las circunstancias adversas de ambas plazas y el desgaste físico de varios jugadores, es posible vislumbrar algunos cambios.

La defensa

Para el compromiso ante Ecuador, por lo menos tres cambios tendría Colombia en comparación con la zona posterior que estuvo en el partido ante Bolivia. Los laterales Estefan Medina (derecho) y Faryd Díaz (izquierdo), quienes hicieron un desgaste de piernas importante en La Paz, les darían paso a Santiago Arias, quien pasa por un excelente momento en el PSV, y Frank Fabra, del Boca Juniors de Argentina, respectivamente.

Con Arias y Fabra, la Selección ganaría más fútbol ofensivo, pero puede ser un cuchillo de doble filo a la hora de la marca. En ese sentido, Medina y Díaz son más productivos a la hora de cuidar sus espaldas y van al ataque solo cuando es necesario.

Y un tercer cambio en la zona posterior sería el de Cristian Zapata, quien estaba suspendido por acumulación de tarjetas amarillas y ante Bolivia le dio paso a Óscar Murillo, que hizo un excelente trabajo en La Paz.

“Para el compromiso ante Ecuador debe regresar a la defensa Cristian Zapata. Óscar Murillo hizo una gran labor en la defensa frente a Bolivia, pero Cristian tiene la suficiente experiencia y jerarquía. Habla todo el tiempo en la cancha, te da confianza en la zona posterior y es el dueño natural del puesto”, opina Carlos Valdés, quien conoce bien la posición y ha estado con Zapata en la Selección, bajo las órdenes de Pékerman.

Zapata haría dupla con Jeison Murillo y, en ese sentido, “la pareja de centrales debe tener continuidad en un proceso que se viene haciendo”, considera Valdés.

El mediocampo

En territorio boliviano era prioridad contener el ataque de los locales. Por eso, Pékerman, de forma acertada, puso una línea de tres (Daniel Torres, Sebastián Pérez y Guillermo Celis),  que por lo menos en la primera mitad del partido cumplió con el objetivo.

En Barranquilla, la línea de tres sería innecesaria. Allí, en la zona medular, la primera gran novedad sería el regreso de Abel Aguilar, quien pondría su liderazgo a disposición del equipo con la tenencia del balón y la seguridad a la hora de salir. 

“Abel me tiene muy contento. Ya lleva cinco partidos jugando como titular en su equipo en Portugal y eso es importante”, dijo Pékerman sobre el volante cafetero.

Con Aguilar, Colombia recuperaría su línea de dos centrocampistas de contención, y podría hacer pareja con Daniel Torres, quien estuvo en La Paz.

Para el exvolante Hárold Lozano, quien integrara la Selección Colombia de los 90, Aguilar será un hombre clave en Barranquilla por las condiciones del rival. Ecuador es un equipo que crea fútbol en el mediocampo con apropiación de la pelota y Pékerman debe destruir esa iniciativa.

 “Colombia solo hará valer el triunfo ante Bolivia con una victoria frente a Ecuador. Y para eso debe ser agresivo desde el primer minuto y proponer ese fútbol desde el mediocampo con un hombre de experiencia, tranquilidad y buen manejo del balón como Aguilar”, sostiene Lozano.

Más adelante, para consolidar ese objetivo, Pékerman repetiría en la nómina a Juan Guillermo Cuadrado y James Rodríguez, quien terminó siendo la figura de Colombia en la Paz con un gol y su participación en los otros dos tantos de la victoria.

Sin embargo, no se podría descartar del todo a Edwin Cardona, quizás en reemplazo de Cuadrado, por lo hecho durante el tiempo que estuvo en el estadio Hernando Siles, anotando inclusive el gol del triunfo colombiano.

¿Bacca y quién más?

Sobre la titularidad del delantero Carlos Bacca, quien el jueves consiguió su primer gol en partidos oficiales con la Selección, parece no haber dudas. Lo avala su papel con el Milán y jugará en su cancha y ante su público. La pregunta es: ¿quién debe ser su acompañante?

“Pienso que debe ser titular Marlos Moreno. Es un jugador que tiene el prototipo de los delanteros que ya no produce Colombia: Rápido, gambetero, goleador. Y no hay que temerle a su juventud. Hay que soltarlo ya”, opina el periodista Carlos Antonio Vélez.

Pero Dayro Moreno, goleador en México, también pide pista. Y Pékerman tendrá pocos días para analizar cómo ganar otros tres puntos.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad