¿Por qué James está mejor con la Selección Colombia que con Real Madrid?

¿Por qué James está mejor con la Selección Colombia que con Real Madrid?

Septiembre 01, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Redacción El País

Al desprecio de Zinedine Zidane en el Real Madrid, siempre serán buenos los goles, el talento y la entrega en la Selección Colombia.

En el Real Madrid está condenado al banco de suplentes, a los pocos minutos y a una evidente tristeza por no hacer parte del once de gala del técnico Zinedine Zidane.

En la Selección Colombia es todo lo contrario: es titular indiscutido, es el líder del equipo dentro de la cancha, es el máximo goleador de esta camada y es feliz con todo lo que le sucede vestido de amarillo.

James Rodríguez volvió a pedir a gritos la titularidad en el Real Madrid con una nueva gran actuación en la Selección.

En la pasada Copa América Centenario de Estados Unidos también le demostró a Zidane que tiene fútbol para volver a ser el James en la era de Carlo Ancelotti. 

Solo pide minutos y confianza, como se las da Pékerman en la Selección. 

Lea: "James Rodríguez es un jugador clave para la Selección": Pékerman

James es definitivamente feliz en el combinado nacional. Sabe que es importante, que le dan la importancia que se merece, que tiene el espaldarazo de los jugadores y del cuerpo técnico, así como el de la afición, y que dentro del campo definitivamente es el dueño del balón.

Y el 10 responde como debe ser. No defrauda. En cada presentación con el equipo cafetero agradece, pero con fútbol y goles, todo ese decidido apoyo. El que Zidane se niega a darle en el Real Madrid.

Por unos días más, hasta el martes cuando juegue contra Brasil, James reirá y se divertirá en una cancha. Tiene la camiseta amarilla encima, que es donde siente el respaldo.

Después del duelo en Manaos, viajará a Madrid de nuevo para luchar contra una incomprensión, y contra una evidente y necia falta de apoyo. Y seguramente James se verá serio por su condición de suplente.

Mientras tanto, Colombia lo disfruta. El volante cucuteño sabe cómo responder a los mimos de todo un país. Y eso que él da es lo que tiene al equipo de Pékerman soñando con ir a otro Mundial.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad