Atlético de Madrid goleó al Huesca de Juan Camilo 'Cucho' Hernández

Atlético de Madrid goleó al Huesca de Juan Camilo 'Cucho' Hernández

Septiembre 25, 2018 - 06:25 p.m. Por:
EFE
Thomas Lemar

Thomas anotó uno de los goles del Atlético de Madrid ante el Huesca.

Efe / El País

El Atlético de Madrid goleó a las dudas y al Huesca del colombiano Juan Camilo 'Cucho' Hernández en el Wanda Metropolitano, reafirmado por un triunfo tan rotundo sobre el terreno de juego como en el marcador (3-0), solventado en 34 minutos y realzado por una incontestable pegada rumbo al derbi contra el Real Madrid en el Santiago Bernabéu.

La tercera victoria consecutiva del equipo rojiblanco y la segunda seguida en la Liga, el torneo que había despertado las suspicacias en cuanto al ambicioso proyecto de este curso, que aún exige más triunfos, mejores posiciones en la tabla y menos diferencia de puntos respecto al liderato. En ello está el Atlético.

Con el derbi ya a la vista. Quizá por eso, o quizá por la acumulación de partidos de la última semana y media, cuatro, Simeone ofreció descansos. A Juanfran, Saúl, Rodri o Lucas, que aún así entró en el minuto 40 por el lesionado Giménez. No rotan ni Diego Costa ni Griezmann, mientras rebuscan su versión más determinante.

En ese proceso no hay un camino mejor, más fiable y más reconfortante para un delantero que los goles; más aún si lo hacen conectados, con Diego Costa como pasador y con Griezmann como rematador este martes en el minuto 16 para encarrilar el partido con un gol que terminó ahí también por Correa, el impulsor de la acción.

Su toque oportuno al desmarque del internacional español desarmó definitivamente a la defensa del Huesca, que contempló luego como el '19' rojiblanco divisó la entrada del atacante francés. Él remató el 1-0, también su segundo gol de la temporada, para reafirmar en el marcador la potente puesta en escena que planteó el Atlético.

No dudó ni en la presión ni en jugar en campo contrario ni en la actividad de Griezmann, Lemar y Correa entre líneas para remover a su adversario, que amagó con la reacción, porque a su idea de fútbol desde el balón se sumó alguna transición rápida, precisa y valiente... Sin ocasiones. Pronto comprobó la certeza de su derrota.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad