"Yo no vivo de las apariencias": Adolfo 'El Tren' Valencia tras salir del Hospital San Juan de Dios de Cali

"Yo no vivo de las apariencias": Adolfo 'El Tren' Valencia tras salir del Hospital San Juan de Dios de Cali

Septiembre 24, 2018 - 11:56 p.m. Por:
Redacción de El País 
Adolfo 'Tren' Valencia

Adolfo 'Tren' Valencia, exjugador colombiano.

Colprensa

El miércoles pasado, una noticia impactó al deporte colombiano: Adolfo el ‘Tren’ Valencia, legendario exfutbolista, mundialista con la Selección Colombia en 1994 y en 1998, fue internado en el Hospital San Juan de Dios, en el centro de Cali, a causa de una diabetes.

De inmediato, hubo mensajes de apoyo para con el ‘Tren’, recordado no solo por su paso por el combinado nacional, sino también por su destacada carrera a nivel de clubes con Santa Fe, América y también el Bayern Múnich alemán, con el que salió campeón en 1994.

“Yo no sabría qué hacer sin ti, Adolfo, así que espero verte pronto por aquí por mi casa, tenemos muchos años por vivir todavía”, le escribió Faustino el ‘Tino’ Asprilla.

“Fuerza, mi hermano, pronta recuperación. Usted sabe que lo queremos mucho”, le manifestó, por su parte, Carlos el ‘Pibe’ Valderrama.

En diálogo con El País, Valencia aseguró que recurrió al San Juan de Dios porque no tuvo tiempo de ir a otra clínica y que esto no tiene nada que ver con que tenga líos económicos.

¿Cómo se encuentra ya?
Muy bien.

¿Cómo han sido estos días? ¿Qué fue lo que le ocurrió?
Lo que me ocurrió es que yo estaba en un hotel y me comenzó un desespero por querer tomar mucho líquido. Tomé jugo de naranja, ginger (una gaseosa), Coca Cola... y ahí se me fue subiendo un poquito la presión. Ya cuando amanece, a las 6:00 de la mañana, fui donde el médico y ahí salió que tenía un problema diabético, de azúcar, pero es una enfermedad que yo nunca me había dado cuenta que la tenía. Me apareció así, de repente.

¿Pero antes usted no había tenido síntomas?
No, yo lo que sí sentía eran muchas ganas de orinar, pero no estaba muy consciente de que esas ganas eran por eso, y ya cuando me sentí mal, comenzaron a ponerme insulina y ya estoy un poquito mejor. Casi me voy, hermano.

¿Cómo reaccionó?
Me estaba hospedando en un hotel cuando me empezó eso. Ahí recurrí al médico, llamé a unos amigos y ahí me metieron a cuidados intensivos, me revisaron y me dijeron que el problema era ese del azúcar.

¿Por qué estaba en un hotel?
Lo que pasa es que nosotros somos personas que vivimos muy ocupadas. Entonces no tenemos lugar para ir. Yo me mantengo entre Cali y Buenaventura y si llegué a un hotel es porque algo tenía por hacer.

¿Por qué decidió ir al hospital San Juan de Dios?
Porque yo soy una persona muy humilde, fui al San Juan de Dios porque en ese momento yo estaba bastante maluco y no tuve tiempo de ir a ninguna otra clínica. Recurrí a mis amistades. Yo tengo a una persona muy allegada en el San Juan de Dios, que me quiere, que me aprecia y me dijo que me quedara ahí, por eso lo hice.

Se rumora que sus asuntos económicos no marchan bien, ¿es así?
Pero cómo van a hablar de temas económicos si nadie sabe dónde yo vivo. Nadie conoce mi paradero. ¿Qué es lo que está pasando con el San Juan de Dios? Yo toda la vida he sido una persona humilde, tengo la facilidad de ir a una clínica como Imbanaco, pero yo no vivo de apariencias, nunca, ni cuando jugué. Para mí las apariencias son lo de menos. ¿Ya me entiende?
Mire, que yo esté en una clínica de estas no es porque no tenga para estar en una mejor. Lo que pasa es que yo soy una persona que ya dejó de jugar y ya tengo una forma de pensar muy diferente. Y aquí en Colombia la gente solo quiere vivir aparentando. Y yo no soy de esa clase de personas. Toda la vida he sido humilde y moriré con mi humildad. Y lo mismo que me iban a hacer allá (en otro hospital) la doctora me dijo que me lo hacían acá.
Cuando uno se muere a uno no lo entierran con nada. Entonces yo no veo eso como viven en este país, que todos quieren pensar que para que el otro esté bien tiene que tener caballos de oro. Yo hace rato dejé eso porque viví en el exterior y cuando uno va al exterior cambia la mentalidad.

¿Y usted qué se encuentra haciendo?
Tengo mi escuela y unos jugadores en México con los que estoy trabajando. No he querido hacer el curso de entrenador porque para eso se necesita mucho tiempo, más adelante miraré esa opción.

¿Qué significan los mensajes de apoyo de sus excompañeros de la Selección Colombia?
Es que yo soy hincha es de los valores. Por eso es que te digo yo a vos que a mi no me interesa eso otro. Ahí me llegó Rincón (Freddy) a visitarme, me mandó un mensaje el ‘Pibe’, el ‘Tino’, eso lo llena a uno más de satisfacción que esa vida que se vive aquí. De que todo el tiempo digan que para estar bien, una persona tiene que estar en cuna de oro. Todo aquí lo miden por el signo pesos. Por eso el país está como está, solo valoran la plata.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad