La Camperona abrió el duelo entre Nairo Quintana y Yates en la Vuelta a España

La Camperona abrió el duelo entre Nairo Quintana y Yates en la Vuelta a España

Septiembre 07, 2018 - 11:07 p.m. Por:
Redacción de El País
nairo quintana ciclismo

Nairo Quintana, ciclista colombiano del Movistar.

EFE- El País

La Camperona, una subida vertical de esas que tanto gusta en la Vuelta, la primera en la edición de este año, destapó un duelo por la Roja final en Madrid entre el colombiano Nairo Quintana y el británico Simon Yates, con el español Alejandro Valverde a la expectativa.

Prácticamente un pulso entre el Movistar y el gemelo inglés del que se descolgaron un tanto otros nombres que sonaban, y muy fuertes. Sobre todo los de los colombianos Miguel Ángel López y Rigoberto Urán, más atrasados de los que se les esperaba en una etapa de las de enjundia de la carrera y la primera del temible tríptico astur-leonés. Aunque ‘Superman’ porque sufrió un percance.

Tampoco es que las diferencias fueran de asustar, apenas unos segundos entre unos y otros en el goteo con el que todos llegaron a meta. Pero no se podía esperar mucho más de unas paredes, verticales eso sí, pero de apenas 3 kilómetros al final de La Camperona.

Aunque las diferencias fueron escasas, como lo llevan siendo en toda esta Vuelta, y como es tradicional en la última grande por etapas del calendario, sí resultaron significativas.

Con la mirada de todos todavía puesta en la espectacular hazaña de Óscar Rodríguez Goicoechea ayer, un triunfo que puede cambiar la historia del Euskadi-Murias y la vida de todos los que lo componen, Quintana fue el primero de los mejores y Yates, con el que Nairo caminó buena parte de la subida final, llegó 8 segundos después.

Valverde se dejó 17 segundos; un enfadado López por su mala suerte, 20; Urán, acompañado por Steven Kruijswijk, Wilco Kerlderman y David de la Cruz, 25.

Más atrás, Tony Gallopin perdía 40 segundos; Ion Izagirre, al que esperó su hermano Gorka para ayudarle en un día de dificultades, 42; Emanuel Buchmann 47; y Fabio Aru 54; Michal Kwiatkowski 1:06 y el líder, que conservó la Roja, Jesús Herrada 1:46.

Consecuencia, contando con que Herrada no significa demasiado para la general ante “la fatiga” que el conquense confiesa acumular. Nairo se acercó a 8 segundos en la general de un Yates que alejó a Valverde a 11 segundos cuando lo tenía a solo 1.

Ya con más de medio minuto perdido, que en esta Vuelta puede ya significar lo suyo, López a 41 segundos del inglés y Urán a 51. El pequeño de los Izagirre a 53, Gallopin a 58 y, con más de un minuto perdido, Kruijswijk a 1:02 y Buschmann a 1:05 cierran el Top 10.

Sorpresa agradable la de Enric Más, la perla de la generación de la que precisamente es el ganador de ayer, Rodríguez Garaicoechea, la del 95. El de Artá es undécimo en la general a 1.18 de Quintana, al que ayer solo cedió 9 segundos.

En la etapa, el mallorquín el año pasado señalado por el gran Alberto Contador como su sucesor, solo le aventajaron entre los favoritos en meta Quintana y Yates.

Precisamente nombres a los que todos ya veían entre los máximos favoritos al triunfo final y que fortalecieron su candidatura con la subida de ayer a La Camperona. En la que comenzaron un mano a mano que puede durar lo que queda de Vuelta. Con Valverde, “contento por seguir ahí, en la pomada”, a la expectativa. Este sábado habrá más montaña y el duelo promete ser emocionante.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad