Cali también es la 'sucursal' de los ecoparques, pero ¿en qué estado se encuentran?

Gracias por hacer parte de El País.

Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos.

¿Aún no tienes suscripción digital con El País?

Suscríbete aquí

¿Ya eres un suscriptor digital de El País?

INICIA SESIÓN

Cali también es la 'sucursal' de los ecoparques, pero ¿en qué estado se encuentran?

Junio 27, 2018 - 11:45 p.m. Por:
Redacción de El País
Tres Cruces

Tres Cruces - Bataclán y Cristo Rey, ubicados en los corregimientos de Montebello - Golondrinas y Los Andes, respectivamente, hacen parte de la lista de 10 ecoparques que hay en Cali.

Jorge Orozco / El País

Un total de 1681 hectáreas suman los diez ecoparques que tiene Cali, donde se debe proteger y conservar la riqueza natural de la ciudad.

Sin embargo, a través de actividades como tala, caza, quemas y construcciones, entre otras, se ha venido generando impacto a estos ‘pulmones verdes’ que se encuentra en el norte, sur y oriente de la ciudad.

El País realizó un recorrido por estos lugares que buscan el cuidado de los caleños, ¿cuáles son?

Tres Cruces - Bataclán y Cristo Rey

A través de la estrategia ‘Ecoparques de Cali, un espacio de vida y naturaleza’, El Dagma, busca visibilizar estos espacios y promover su conservación.

Mensualmente se están realizando 50 socializaciones sobre los ecoparques en instituciones educativas públicas y privadas, juntas comunales, empresas, fundaciones y en los mismos ecoparques, para que las personas conozcan su importancia.

Tres Cruces - Bataclán y Cristo Rey, ubicados en los corregimientos de Montebello - Golondrinas y Los Andes, respectivamente, hacen parte de la lista de 10 ecoparques que hay en Cali.

“El mayor problema que tenemos son los residuos sólidos que genera la gente al transitar los senderos, en Tres Cruces, que es el que más recibe gente los fines de semana, los guardaparques pueden recoger entre 8 y 10 bultos de residuos y en este mismo tenemos una situación crítica porque nos han dañado la señalética que había en los senderos, también dañas las escalinatas y pasamanos”, explicó Mónica Londoño, líder del grupo de conservación de ecosistemas.

Lea también: 'Así están acabando con el sendero peatonal de Las Tres Cruces'.

Marco Marulanda, habitante de Bataclán, manifestó que al ecoparque de esta zona le hace falta mejorar sus senderos al igual que instalar recipientes para mitigar el problema de residuos.

“No sé el Dagma qué hace con los presupuestos porque aquí no se ha visto, lo que han hecho es muy poquito, las arborizaciones que se ven las hizo la comunidad”, dijo el señor.

Sin embargo, el Dagma aseguró que en estos ecoparques constantemente se realizan actividades de restauración ecológica, asimismo, hay más de 12 procesos de sanción en curso por construcciones o ampliación de vivienda ilegal.

Cerro de la Bandera y Aguas de Navarro
Cerro de la Bandera

Sendero en el Cerro de la Bandera.

Wirman Ríos / El País

En la mayoría de ecoparques que están bajo la administración del Dagma se cuenta con senderos, actividades de educación ambiental y siembras, entre otros.

Los ecoparques Cerro de la Bandera (ubicado en la Buitrera, con influencias de las comunas 18 y 19) y Aguas de Navarro (corregimiento de Navarro) ocupan un espacio de 950 hectáreas.

“El ecoparque de Navarro lo conforman el complejo de humedales que hay en esa zona, en este momento estamos terminando el plan de manejo para mirar el desarrollo que se le va dar”, explicó la funcionaria del Dagma, Mónica Londoño.

Asimismo, indicó que el Cerro de la Bandera es utilizado frecuentemente para actividades deportistas y educativas, “las universidades, por ejemplo, realizan estudios del tema de conformación de suelos porque como es un cerro que fue explotado por la minería. Allá también tenemos vivero de especies propias”.

Según Marcela Navarrete, ambientalista de la Universidad del Valle, Cali es de las pocas ciudades que tiene diez ecoparques en funcionamiento, por lo cual es importante visibilizarlos.

“Yo creo que ha faltado un poco de difusión al tema y un poco más de inversión por parte del Municipio, estrategias de educación ambiental, de pronto motivar a la comunidad a través de voluntariado, por ejemplo para los estudiantes que están en 10 y 11 o en el caso de algunos estudiantes de universidades con carreras afines al tema ambiental”, manifestó Navarrete.

Los ecoparques de la Vida y Aguacatal
Ecoparque de La Vida

Ecoparque de La Vida, ubicado en la Comuna 1.

Wirman Ríos / El País

Según el Dagma, este año se invertirán alrededor de $2159 millones en la conservación de los ecoparques de Cali y para el 2019 se proyectan cerca de $1900 millones, que provienen del presupuesto propio de la entidad y de la sobretasa ambiental.

Parte de esos recursos se utilizarán para realizar el plan de manejo del ecoparque Aguacatal, que lo conforman 117 hectáreas. “Este se ubica sobre el río Aguacatal. Cuando bajas al río es la montaña que se ve al lado, después de que esté listo el diagnóstico miraremos si es un ecoparque que va a estar abierto al público o si va a ser una zona simplemente para proteger”, explicó la ingeniera del Dagma, Mónica Londoño.

Sobre el ecoparque de La Vida (foto), ubicado en la Comuna 1, la ingeniera indicó que este espacio, de 8 hectáreas, lo administra la CVC. En el 2009 el parque, que se conecta con el Jardín Botánico, fue inaugurado con un homenaje a los 11 exdiputados y en sus muros hay placas de vidrio que llevan impreso el retrato de las víctimas.
“Ahí se hacen actividades de siembra y recorridos por los senderos del Jardín”, indicó Londoño.

Habitantes del sector como María Ruíz, aseguran que el ecoparque es utilizado por la comunidad para actividades deportivas y espacio de encuentro, sin embargo, le hace falta intervención. “La pintura ya se ve como desgastada, además una de las placas está reventada y hasta el momento no ha sido reemplazadas”, manifestó la señora.

Ecoparques Písamos y Villa del Lago
Ecoparque Villa del Lago

Ecoparque Villa del Lago, que conforman las lagunas Charco Azul y El Pondaje, en la Comuna 13.

Wirman Ríos / El País

Estos ecoparques están ubicados en el oriente de Cali y ocupan alrededor de 45 hectáreas. Písamos se encuentra en la Comuna 14, en el barrio Marroquín II. Para Julio Vargas, líder comunal de la zona, este espacio se encuentra abandonado y actualmente está afectado por una proliferación de caracol africano.

“Este es un pulmón que tenemos esta zona, lastimosamente hace como cinco años quitaron una base del Ejército que había ahí y el parque se ha venido deteriorando, el Dagma contrata a dos personas para que cuiden, pero hay mucha inseguridad”, dijo el señor.

Por su parte, la vocera del Dagma, explicó que este lugar opera todos los días, hasta las 2 p.m., precisamente por los problemas de inseguridad, pero indicó que no está abandonado.

“Tiene actividades de agricultura urbana, tenemos 36 parcelas donde trabajan campesinos que han sido desplazados por la violencia”, manifestó Londoño.

Con respecto al ecoparque Villa del Lago, la funcionaria señaló que es el espacio que conforman las lagunas Charco Azul y El Pondaje, en la Comuna 13: “ahí tenemos guardahumedales permanentes y hacemos actividades de avistamiento de aves y educación ambiental”.

Pablo Muñoz, miembro del colectivo ambiental Siembra Un Árbol, “es necesario unir esfuerzos para generar conciencia de los impactos positivos y negativos que podemos tener sobre los ecoparques... las entidades ambientales también deben tener un control contundente en cuanto a la libertad actual para permisos de construcciones, de nada nos sirve crear una conciencia y si las empresas privadas no respetan nuestro patrimonio ambiental”.

Lago de las Garzas y Río Pance
Ecoparque Lago de las Garzas

Ecoparque Lago de las Garzas, ubicado en la Comuna 22.

Wirman Ríos / El País

Mónica Molina, habitante de la Comuna 17, quien visita cuantas veces puede el ecoparque Lago de las Garzas (foto), ubicado en la Comuna 22, manifestó que es necesaria una política de ciudad más ambiciosa para el cuidado de estos sitios.

“No se le puede quitar más espacio a la naturaleza. Acá, por ejemplo, esto está rodeado de construcciones, están vendiendo lotes a los lados y el espacio que tienen aquí las iguanes, las ardillas, los guatines, se va achicando cada vez más”, dijo la señora.

Según la líder del grupo de conservación de ecosistemas del Dagma, uno de los encantos de este ecoparque es su humedal, lo que hace que sea uno de los más visitados, sobre todo por familias. Los fines de semana reciben entre 300 y 400 personas por día, “que van a pasar el día o hacer un picnic, pero sin decoración”, indicó Londoño.

El ecoparque Río Pance es otro de los lugares que alberga biodiversidad y busca ser conocido para sensibilizar a los caleños sobre su cuidado. Se trata de 163.8 hectáreas, “ubicadas en el sector de El Embudo, antes de llegar al ecoparque de la Salud”.

“La gente debe cuidar los ecoparques porque estos tienen los pocos relictos boscosos que todavía existen en la ciudad, son espacios que tenemos que conservar y mejorar para poder tener una buena cobertura vegetal, mejorar el clima, frenar un poco el tema de expansión hacia los cerros, en muchos de ellos tenemos especies endémicas, son suelos de protección y hacen parte de las cuencas principales de la ciudad”, precisó Londoño.

Actividades permitidas

Los ecoparques ofrecen servicios ambientales como: ser hábitat de especies de fauna, espacios de disfrute y esparcimiento pasivo, purifican el aire, producen alimentación y permiten la conectividad con otras áreas protegidas.

El Dagma indicó que las actividades permitidas en estos lugares son: recorridos guiados, implementación de viveros, avistamiento de aves, siembra de especies nativas, recolección de residuos sólidos y recreación pasiva.

Actividades prohibidas

Las actividades que no están permitidas en los ecoparques, según el Dagma, son: caza, tala de árboles, extracción forestal y de fauna, arrojar residuos sólidos, fumar, escuchar música en alto nivel de volumen, ingerir bebidas alcohólicas, portar armas, dañar los senderos o infraestructura, hacer fogatas o quemas y realizar construcciones sin permiso.

La autoridad ambiental indicó que los residuos, las quemas y las construcciones ilegales son las principales amenazas.

Ecoparques Cali
Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad