¿Por qué el sur se convierte en una laguna con cada aguacero? Estas son las causas

Gracias por hacer parte de El País.

Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos.

¿Aún no tienes suscripción digital con El País?

Suscríbete aquí

¿Ya eres un suscriptor digital de El País?

INICIA SESIÓN

¿Por qué el sur se convierte en una laguna con cada aguacero? Estas son las causas

Mayo 07, 2018 - 11:45 p.m. Por:
Redacción de El País 
Parque El Ingenio Lluvias

Vista de la afectación por lluvias en el Parque El Ingenio, en el sur de Cali.

Giancarlo Manzano / El País

Las invasión de los cerros le está pasando cuenta de cobro a Cali. Prueba de ello es el desbordamiento de los ríos en la zona plana de la ciudad cada vez que llueve, tal como sucedió con el Meléndez, el pasado fin de semana, provocando el anegamiento de algunas vías y el colapso del sistema de alcantarillado del Sur. A esta conclusión llegaron expertos de Emcali, la Sociedad de Ingenieros del Valle y la Asociación Colombiana de Ingeniería Sanitaria y Ambiental, Acodal.

Efraín Torres, jefe del Departamento de Recolección de Acueducto y Alcantarillado de Emcali, sostiene que la escenas de vías anegadas, parques inundados y estacionamientos convertidos en pequeñas piscinas es el producto del desbordamiento del río Meléndez en la Calle 13 con Carrera 80, a la altura del Supermercado La 14 de la Avenida Pasoancho.

“Se trata de un fenómeno de avenida torrencial del río Meléndez y esto ocurre porque en la parte alta de la cuenca, es decir en los cerros, hay un proceso de invasión de la zona de protección del río. Allá arriba, en la Comuna 18, hay un proceso grande deforestación, de ocupación de pequeños cauces y arrojo de basuras y escombros a los ríos y quebradas y eso es lo que causa los desbordamientos en la parte baja”, precisa, el funcionario, quien sentencia, que se perdió el control de la zona de ladera de Cali.

Lea también: Fuerte aguacero provocó inundaciones y cortes de energía este domingo en Cali

Torres complementa que una gran cantidad de los sedimentos que bajaron del río Meléndez, el pasado domingo, se quedaron en el sector de la Calle 5 porque la fuerza del río no puede arrastrarlas más.

“Entonces los sedimentos no llegan hasta el Canal CVC Sur, que es el que desemboca en el río Cauca... en la Calle 13 con Carrera 80; el río Meléndez se desbordó porque en parte del lecho quedó atrapada una gran cantidad de basuras. Es una situación muy compleja. Los impactos de la parte alta del río nos lo cobran en la parte baja”, dice.

Torres alertó, por ejemplo, sobre los constantes intentos de ocupación del cerro Las Banderas. “Si eso pasa sería empeorar la situación. Por ejemplo, en la Comuna 18 todas las cascadas están invadidas. Las anegaciones en las vías cuando llueve son el costo de haber dejado invadir en la zona alta. Todo eso nos llega a la parte baja. La ciudad creció a punta de invasiones y estamos pagando el costo de eso. Así fue con Aguablanca y por eso después se tuvieron que hacer millonarias inversiones para construir estaciones de bombeo en este sector de la ciudad y evitar inundaciones".

Para Hugo Salazar, ingeniero sanitario y presidente de la Asociación Colombiana de Ingeniería Sanitaria y Ambiental, Acodal, a la invasiones en la zona de ladera se suma la falta de zonas blandas que absorban el agua.

“En la Comuna 22, el impacto de las anegaciones fue muy fuerte y eso que el aguacero del domingo no fue tan severo. Sin embargo, el río Lili -que surca la comuna- subió al menos tres metros su nivel y ocasionó inundaciones en la parte baja, por ejemplo, en la Calle 15b con Carrera 102. También se presentó una situación similar en la Avenida Cañasgordas. Lo que me preocupa es que hay una alta cantidad de agua rodando por todo lado cuando llueve y eso podría afectar también las obras de la Vía Cali - Jamundí”, advierte Salazar.

Motivo del colapso de las alcantarillas en Cali
Lagos de retención, la solución

Para Acodal, la solución menos costosa y más viable es la elaboración de lagos de retención en la zona de ladera y tanques de recolección de aguas lluvias en las nuevas construcciones de la zona plana.

“Para eso hay que calcular el agua lluvia que está cayendo actualmente con cada aguacero en Cali y en qué zonas. Hay que hacer una proyección con esa información para calcular la situación. Con eso se deben comenzar a ubicar lagos en la parte superior y media de las cuencas de los ríos de la ciudad para evitar que todo el agua llegue simultáneamente a los puntos críticos”, precisa Salazar.

El presidente de Acodal recordó que estudios recientes determinaron que para la Comuna 22 se deberían elaborar tres grandes lagunas de almacenamiento, solo para la cuenca del río Lili.

“No hacemos nada subiendo los diques de los ríos o entamborándolos. La salida es la retención de agua en la parte alta de los ríos”, precisa.

En el caso del río Meléndez, sostiene, que este afluente no tiene zonas de playa por lo que el afluente no se puede expandir cuando hay grandes lluvias.

“El río Meléndez quedó convertido en un canal con jarillón a lado y lado, por eso sube su nivel verticalmente de forma rápida cuando llueve y lógicamente tapona todos los desagües y sumideros que llegan a él”, precisa.

Cabe anotar, que esta iniciativa de las lagunas de regulación en la zona alta de los cerros de Cali también ha sido esbozada por líderes del norte de la ciudad, para evitar inundaciones en el sector de Chipichape.

La propuesta de las lagunas de regulación también es apoyada por miembros de la Asociación de Ingenieros del Valle.

“Las lluvias registradas en la ciudad están superando cada vez más los máximos históricos y eso está rebosando la capacidad de todo el sistema de desagüe de la ciudad. Por eso es evidente que hay controlar el agua de alguna manera, una es encausándola por tubería y canales. Pero para estas lluvias de gran intensidad la solución es hacer lagunas o zanjas de coronación para que toda el agua que se recoja en la parte alta de la loma sea captada en un primer anillo y después sea regulada. Esto es un sistema de disipación de energía. Las lagunas lo que harían es parar el agua desde la parte alta de los cerros”, sostuvo Miguel Charry, presidente de la Asociación de Ingenieros del Valle.

El líder gremial también advirtió que los colapsos en las alcantarillas también se deben a mala planificación en las limpiezas y mantenimiento de las mismas.

“De nada serviría hacer lagunas en la parte alta si en la zona plana el alcantarillado está obstruido. Igual colapsaría el sistema. Debe ser un proceso integral del sistema. Pero es claro que este proyecto se debe pensar desde ya para el próximo invierno”, recalca el líder gremial.

Según la Unidad de Gestión de Riesgo y Desastres el balance de las últimas precipitaciones dejaron múltiples afectaciones en Cali, sin lesionados, en particular en la Calle 8 con carreras 121 y 122 en un almacén de grandes superficies e igualmente en la Calle 25 con Carrera 122 en Piedragrande.

Al tiempo que se registró el desbordamiento del canal de aguas de la Carrera 80, “afortunadamente en forma precaria, por cuanto no se registraron lesionados en esa zona”, informó Rodrigo Zamorano, secretario de Gestión del Riesgo de Cali.

Así opera el sistema de drenaje en Cali
Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad