¿Moderar el alza del salario mínimo? Las ideas de reforma laboral que le entregaron a Duque

Gracias por hacer parte de El País.

Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos.

¿Aún no tienes suscripción digital con El País?

Suscríbete aquí

¿Ya eres un suscriptor digital de El País?

INICIA SESIÓN

¿Moderar el alza del salario mínimo? Las ideas de reforma laboral que le entregaron a Duque

Julio 12, 2018 - 11:45 p.m. Por:
Redacción de El País
Salario mínimo recibos

21 millones de colombianos conforman la población económicamente activa, según el Dane.

Archivo de El País

Los gremios económicos y de la producción volvieron ayer a encender la polémica sobre una eventual reforma laboral, al proponer cambios al sistema salarial, de contratación y formalización.

Las propuestas fueron hechas al presidente electo Iván Duque por parte del Consejo Gremial Nacional, tras considerar que son fundamentales para combatir la informalidad laboral y generar más empleo.

Por ejemplo, el consejo, que preside el exministro Jorge Humberto Botero, planteó ampliar la brecha que existe entre el salario mínimo y el salario medio. En la actualidad dicha brecha está muy por debajo de lo observado en otros países de la región.

Su ampliación, recalcan los empresarios, puede alcanzarse a través de aumentos en la productividad, tanto laboral como empresarial, y teniendo un crecimiento más controlado del salario mínimo.

Lea también: 'Estas son las cinco propuestas para reactivar la economía'.

De hecho, el próximo ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, había propuesto en 2008 bajar el salario mínimo, tras considerarlo “ridículamente alto”, lo que en su momento le valió una avalancha de críticas.

Frente a ello, el especialista en derecho laboral de la Universidad del Rosario, Iván Daniel Jaramillo, opinó que moderar el alza del salario mínimo “afectará considerablemente el consumo mínimo vital de los hogares”.

Puso de presente que tampoco es conveniente, ya que al menos el 80% de los trabajadores del país ganan salario mínimo.

Por su parte, Julio César Alonso, analista y director del Centro de Economía y Finanzas de la Universidad Icesi, consideró que “definitivamente es momento de dar la discusión sobre la conveniencia o no de salarios mínimos diferenciados por regiones. Esa discusión es importante. El costo de vida no es el mismo en todas partes”.

Enfatizó que “el salario mínimo puede ser muy bajo para una ciudad como Bogotá pero puede ser relativamente alto para un municipio pequeño en Nariño. Este tipo de discusiones son necesarias”.

Los gremios plantearon, asimismo, impulsar en mayor medida la tercerización laboral y no estigmatizar ese modelo de contratación.

Al respecto, el presidente de la Confederación de Trabajadores de Colombia, CTC, Miguel Morantes, indicó que por el contrario, “hay que eliminar, de alguna manera, la tercerización en general. Hay que lograr que la gente sea contratada directamente por las empresas y no a través de cooperativas ni intermediarios”.

De igual manera, el empresariado propuso al presidente Duque eliminar o reducir los sobrecostos que persisten con el fin de propiciar la formalización. Hoy, pese a los avances de los últimos años, en a informalidad laboral está el 48% de los trabajadores colombianos.

Lea también: '"Sistema pensional del país es inequitativo": Colpensiones'.

Para sustituir las contribuciones parafiscales que permanecen para el sistema de salud, el Icbf y el Sena, se sugirió presupuestar cada año un valor fijo, calculado como el promedio de los últimos 2 ó 3 años e indexado a la inflación. Valga decir, financiar dichos programas con cargo a la tributación.

Los gremios también instaron al próximo Gobierno y al Congreso a “ajustar la legislación a la nueva realidad del mercado laboral gracias a las herramientas tecnológicas actuales. Por ello, es fundamental ampliar el llamado teletrabajo. Es decir, que más personas laboren desde sus casas”.

Finalmente, respecto a la posibilidad de esos cambios en el sistema laboral, el presidente de la CGT, Julio Roberto Gómez, anticipó que los sindicatos están dispuestos y abiertos al diálogo, pero “no se aceptará una reforma que toque los derechos de los pensionados; ni una reforma tributaria que genere más inequidad y desigualdad social”.

21
millones de colombianos conforman la población económicamente activa, según el Dane.
48
por ciento es actualmente la tasa de informalidad laboral o ‘rebusque’ en Colombia.

Aportes a la salud

Algo que ha molestado a muchos colombianos es la no rebaja de los aportes de salud de los pensionados del 12% al 4%.

Como se sabe, esa ley fue objetada por el presidente Santos alegando que sería un descuadre para las finanzas públicas.

Al respecto, la CUT, la CTC y la CGT, las principales centrales obreras del país anticiparon que insistirán en esa reducción de dichos aportes, ya que los mismos afectan a los jubilados de menores mesadas.

También la negociación colectiva por rama y la eliminación de los pactos colectivos serán temas sobre los cuales la CTC hará propuestas en el próximo periodo presidencial.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad