Las agresiones que tienen contra las cuerdas a los médicos en Cali

Gracias por hacer parte de El País.

Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos.

¿Aún no tienes suscripción digital con El País?

Suscríbete aquí

¿Ya eres un suscriptor digital de El País?

INICIA SESIÓN

Las agresiones que tienen contra las cuerdas a los médicos en Cali 

Agosto 30, 2018 - 11:37 p.m. Por:
Redacción de El País 
Agresiones a médicos en Cali

La Policía, según el coronel Fabián Ospina, subcomandante de la Institución en Cali, hace rondas por los hospitales complejos en seguridad para los médicos.

Foto: Andrés Felipe Carmona / El País

La agresión a un médico en el Hospital Departamental de Tuluá, en el centro del Valle, volvió a poner en la agenda los frecuentes ataques de los que son víctimas estos profesionales en Cali, en especial en hospitales públicos del oriente de la ciudad.

Así lo demuestran estadísticas entregadas por la Red de Salud del Oriente que indican que, por ejemplo, entre 2014 y lo que va de 2018 se han registrado 113 casos de agresiones a misiones médicas en centros médicos de esta zona de la ciudad, en especial en urgencias y consulta externa.

Se trata de episodios que incluyen agresiones verbales, físicas o hasta en algunas oportunidades al personal lo han intimidado con arma de fuego. Las personas utilizan lo que tengan a la mano para atacar al personal.

De acuerdo con el secretario de Salud de Cali, Alexánder Durán, los centros hospitalarios con más casos son el Carlos Holmes Trujillo y las IPS Diamante, Desepaz y Potrero Grande. “Las quejas vienen, principalmente, de la Red del Oriente, el resto de la ciudad no ha tenido mayores inconvenientes con agresiones complejas a la misión médica”, explica Durán.


En una visita hecha ayer al Hospital Carlos Holmes se pudo conversar con personal médico que indicó que las agresiones se dan principalmente los fines de semana, por la gran cantidad de pacientes que ingresan al centro asistencial por servicio de urgencias, la mayoría de ellos con heridas de arma blanca o arma de fuego.

Le puede interesar: Así operaba la red que había montado un Invima paralelo y expedía certificados falsos

“Hay heridos que llegan con cinco o seis amigos acompañados y le exigen a los médicos que le salven la vida a esa persona y los amenazan diciendo que si se muere es culpa de ellos, pero hay pacientes que ya vienen muy críticos y nada se puede hacer”, cuenta uno de los funcionarios médicos.
Yaneth Álvarez, profesional especializada de la Red de Salud del Oriente, explica que de las diferentes agresiones contra las misiones médicas, por lo menos en un 54 % las víctimas son médicos y un 16 % adicional son auxiliares de salud en áreas como enfermería y odontología.

“Dentro de las intervenciones que tenemos se hace un reporte de la agresión a la misión médica y se envía al Ministerio de Salud, al Crue (Centro Regulador de Urgencias y Desastres) y las EPS y la ARL cuando el agresor golpea a un funcionario”, explica Álvarez.

Otra de las zonas complejas en materia de agresiones a misiones médicas es la ladera de la ciudad, siendo la IPS de Siloé la de más casos, donde la Comuna 18 y Comuna 20 son las más afectadas.

Voceros de la Red de Salud de la Ladera indicaron que las agresiones más presentes en Siloé son las verbales, con más de 100 casos en lo que va de 2018. Este año va solo un caso de ataque físico, pero fue grave.
“Una persona agredió a patadas y puños a médicos y auxiliares de esa IPS, ese día el agresor dañó una puerta del centro médico”, dice una trabajadora de la Red Ladera, al citar información entregada por el grupo de urgencias de Siloé.

Otra de las IPS de esa zona con más registros es Cañaveralejo, con 60 agresiones verbales en lo que va de 2018, estos van acompañados de insultos.

Jorge Enrique Enciso, presidente de la Federación Colombiana de Sindicatos Médicos, rechaza los ataques al personal de salud y añade que los casos no son solo en hospitales públicos, también en clínicas privadas.

“La gente no se da cuenta que no somos enemigos de ellos, sino aliados estratégicos. Desafortunadamente la atención no se puede dar como quisiéramos, no por desidia nuestra, sino que no existen suficientes médicos porque las diferentes instituciones no contratan, los pobres pacientes o familiares de estos se desquitan con los médicos. Las agresiones son más que todo en urgencias, donde los golpean y hasta les tiran las historias clínicas en la cara”, puntualiza.

¿El agresor puede ser judicializado?

El coronel Fabián Ospina, subcomandante de la Policía de Cali, indicó que toda persona que agreda a una persona, incluido el personal médico, puede ser judicializado por lesiones personales.

“Estamos atentos a recibir los casos de alerta de los hospitales para acudir de inmediato, pueden llamar al 123 o comunicarnos el caso a través de la Red que tenemos con ellos”, añade.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad