En el Valle le surge competencia a las tiendas Juan Valdez

Escuchar este artículo

En el Valle le surge competencia a las tiendas Juan Valdez

Julio 04, 2018 - 11:45 p. m. Por:
Redacción de El País
Cafexcoop abrió una tienda de café Ginebras en el barrio Granada de Cali

Cafexcoop abrió una tienda de café Ginebras en el barrio Granada de Cali. Según directivos de la empresa, hay interés de comerciantes por la franquicia.

Foto: Especial para El País

El mes pasado empezó a funcionar en Cartago una nueva tienda de café gourmet que entró al mercado de los café-boutique en el país. Se trata de la marca Bahareque, producida por los caficultores del norte del departamento, quienes ahora le apuestan a este formato de negocio que ha venido creciendo en Colombia.

Al mismo tiempo, en Cali se abrió una tienda de la marca Ginebras de propiedad del Comité Departamental de Cafeteros, que ya cuenta con tres de estos espacios en la ciudad diseñados para que los consumidores tengan una experiencia diferente con esta bebida.

De esta forma los pequeños competidores del mercado se le miden a ingresar a un negocio que han desarrollado marcas como Juan Valdez y Oma en Colombia y empresas internacionales como Starbucks, que ya tiene en Cali dos tiendas.

Al respecto, Julián González Espinal, gerente de Cafenorte, cuyo café Bahareque ha recibido premios internacionales, dijo que la tienda de Cartago es la primera de cinco que piensan desarrollar en el Valle del Cauca, una vez validen el modelo.

Explicó que de esta forma buscan dar a conocer más su marca y hacer visible el trabajo de los 2200 caficultores que están produciendo un grano de excelente calidad, capaz de competir en cualquier lugar del mundo.

Cafenorte vende su marca en una tienda online y ahora estará disponible en el punto de venta de Cartago. En menos de un mes han vendido 2000 libras.

“Esta marca la vamos a vender en tiendas especializadas de café, no nos interesa, por ahora, llegar a los supermercados”, dijo el directivo.

Por su parte Cafexcoop, con la marca Ginebras, incursionó hace tres años con el montaje de tres tiendas, dos en alianza con el restaurante La Boquería y la tercera se ubica ahora en el barrio Granada.

“En estos espacios los caleños tienen la oportunidad de disfrutar de un café vallecaucano, pues ofrecen grano originado en municipios tales como Florida, Jamundí, Palmira, Alcalá, entre otros. Se encuentran productos de la fusión de la cultura local”, dijo Eugenia Balanta, gerente de Cafexcoop.

Agregó que en Colombia y Cali apenas se comienza a despertar esta tendencia de ofrecer experiencias, a través de una taza de café. “La tarea que ha hecho Oma y Juan Valdez, siendo pioneros en este formato, ha sido clave. Vemos que el café se pone de moda y es una oportunidad para toda la industria”.

550.000 familias en Colombia dependen del cultivo de café, según la Federación de Cafeteros.

Café Ginebras es una marca regional que se vende en el Valle, Eje Cafetero, Popayán, Bogotá, Cartagena y Barranquilla, en diferentes formatos. También lo comercializan en el sector institucional y empresarial.

“Las tiendas apenas nacen como un modelo de negocio, estamos en construcción del manejo de este formato, pero ya tenemos propuestas de comerciantes buscando la posibilidad de obtener franquicias”, destacó la gerente de Cafexcoop.

Mercado en crecimiento

En la ciudad de Cali también son conocidas las tiendas de Mulato, un café orgánico que se ha mantenido en el mercado y que fue pionero en este campo.

Natalia Rincón, directora comercial, recuerda que luego de dos años de creada la compañía se inició con las tiendas tipo café-restaurante- café-bar o café-pizzería. Sin embargo, comentó que a través de los años se han tenido altibajos en el negocio.

Actualmente Mulato tiene dos puntos propios y dos franquicias en Cali y ahora entrarán en un plan de remodelación de los mismos.

Explicó que en este momento el mercado tiene mucha dinámica que permite el ingreso de nuevas marcas, sobre todo para ofrecer la experiencia de tomar café y dar valor al origen del mismo y a los productores.

Es así como en los ‘coffee shop’ se cuenta con productos que complementan la bebida y en algunos hasta se ofrecen talleres para enseñar a los consumidores a preparar una buena taza de café. “Este producto está de moda, hay un incremento en ventas a nivel mundial, por ejemplo, en los jóvenes ha crecido el consumo 23 % y en personas menores de 40 en 38 %”, destacó.

El canal más importante de venta de la empresa Mulato es el institucional, es decir, que su producto se encuentra en hoteles, restaurantes y cafeterías. “Un punto importante es que se ha cambiado el chip del colombiano que ahora está dispuesto a pagar más por una buena bebida”, dijo Natalia Rincón.

Por eso las tiendas siguen siendo un punto importante del negocio para llegar al consumidor final y para dar visibilidad a las marcas que han asumido el reto.

En el caso específico de Mulato la meta para este año es crecer al menos
5 % en ventas.

Sobre Cafenorte

Cafenorte tiene 2200 asociados de 12 municipios del norte del Valle. Esta cooperativa comercializa siete millones de kilos al año, de los cuales apuntan a que el 30 % sea de grano especial. Para ello adelantan un proceso de acompañamiento con expertos en café especial de Costa Rica.

Los 7 millones de kilos al año que comercializa Cafenorte representan el 40 % de la producción del norte del Valle. Se estima que el 75 % de la comercialización se vende con un sobreprecio de diez centavos de dólar por cada libra, debido a que los caficultores cultivan con procesos de taza limpia que valora más el mercado.

28.000 tiendas en el mundo tiene Starbucks. En Colombia cuenta con 26.

Pioneros y competencia

En mayo pasado Juan Valdez inauguró su quinta tienda en el Aeropuerto Internacional El Dorado, fortaleciendo su proceso de expansión a nivel nacional, según comentó Hernán Méndez, presidente de Procafecol.

A la fecha la marca está presente en 28 países en el mundo, con 282 tiendas en Colombia, 128 a nivel internacional y más de 6900 puntos de venta en el comercio, según la empresa.

Una cadena que entró fuerte en el sector es la marca Tostao que al cierre del año pasado tenía más de 300 locales en el país y según sus directivos, este año planean abrir más de 100. En pocos años se han multiplicado.

En la ciudad de Cali también tienen presencia la marca Oma, una empresa de Bogotá que cuenta con 9 tiendas de café en la capital del Valle del Cauca.

En mayo pasado también se abrió la tercera tienda Starbucks en Cali, con la que completaron 26 en el país. “En todos nuestros locales se sirve café 100 % cultivado, tostado y empacado en Colombia”, resaltó la compañía.

El año pasado Procafecol, dueño de la marca Juan Valdez, vendió $279.584 millones en café. Le siguió en facturación la cadena Oma.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad