Unimetro buscará acuerdo con Metrocali para seguir en el MÍO

Unimetro buscará acuerdo con Metrocali para seguir en el MÍO

Junio 15, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

Los socios mayoritarios de este operador se resisten a salir del negocio del Sistema de Transporte Masivo y aseguran que buscarán una conciliación.

Los socios de Unimetro aseguraron que recurrirán a las vías legales que sean necesarias para lograr una conciliación y no salir del negocio del MÍO en que han invertido todos sus recursos. El pronunciamiento se dio a conocer, luego que ayer el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, decidiera cancelar definitivamente el contrato con ese operador debido a la crisis financiera que enfrenta y por tanto no la hace viable. Como "una puñalada trapera" calificaron los socios del operador del MÍO la decisión, que además consideraron errada. "Es la determinación de un Alcalde que justo cuando comienza la segunda fase del Sistema de Transporte Masivo decide acabar con los pequeños transportadores que lo han invertido todo en el negocio", dijo José Alberto Mejía, socio de Unimetro.Tanto accionistas como el sindicato de propietarios de vehículos de transporte público de Cali, Asiprotrans, denunciaron que detrás de la decisión hay un interés de entregar el 18% de la operación al resto de transportadores."Lo que quieren es repartirse la empresa, como si ya no tuvieran suficiente. Si ese contrato se acaba significa perder $26 mil millones de inversión y quedarnos en la calle", dijo Rubén Aranda, representante de Asiprotrans. El alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, mantiene total silencio frente al tema y aseguró a través de sus funcionarios que sólo habrá pronunciamiento cuando se haga la notificación oficial el próximo lunes. Por su parte, Carlos Vivas Vargas, gerente y representante legal de Unimetro, indicó que intentará reunirse con Metrocali para llegar a un acuerdo y que por ahora los 70 buses que tienen operando seguirán prestando el servicio. Sin embargo, a futuro la actividad operativa dependerá de las resoluciones que emita Metrocali donde se hace oficial la cancelación del contrato. Unimetro pide un plazo de seis meses para alcanzar el equilibrio financiero, pues tiene una deuda de $40.000 millones con la banca que aún no ha podido solventar. Según sus directivas, la empresa necesita al menos $25.000 millones para operar sin inconvenientes, mientras se resuelve la refinanciación de la deuda al capital.Qué dicen los demás operadoresLos operadores GIT y Blanco y Negro Masivo proponen vincular más flota al Sistema de Transporte Masivo para no afectar el servicio del usuario y suplir así el faltante que dejaría Unimetro al salir del proyecto.Cesar Vergara, gerente de GIT, tiene a disposición 68 vehículos disponibles para vincular al masivo, adicionales a los 138 que ya tiene rodando actualmente. "Tengo 12 alimentadores que ya puedo poner a funcionar y en Bogotá tengo 40 padrones y 16 articulados que estarían llegando a la ciudad en lo que resta de junio. Sin embargo, requiero matricularlos y Secretaría de Tránsito no me da respuesta a esta petición", indicó Vergara.Asimismo, Jorge Larramendi, de Blanco y Negro Masivo, dijo tener 53 buses más de los 122 que ya tiene circulando para vincular al Sistema de Transporte Masivo y enfrentar la situación que se presenta con la cancelación del contrato a Unimetro. "Compramos buses adicionales y los tenemos parados, a la espera que el Alcalde firme un decreto que autorice la vinculación de los vehículos", afirmó.Según Carlos Barbosa, funcionario de la Secretaría de Tránsito en el área de Registro Automotor, no es posible vincular nueva flota al Sistema de Transporte Masivo hasta que inicie la segunda fase del sistema, la cual quedó en veremos luego que una acción de tutela interpuesta por un pequeño transportador ordenara suspender la puesta en marcha de la operación regular del MÍO. Además, Unimetro tiene aún un saldo pendiente de vehículos que no han salido de circulación por cuenta de la primera fase. De 435 buses que debía eliminar en la primera fase, hasta el mes pasado todavía tenía pendientes 90. Esto quiere decir que a este operador le falta el 20,7% para cumplir con la reducción de oferta de la primera fase."Metrocali ha pretendido, junto con los operadores, modificar el decreto 411.20.0302 del 15 de junio del 2007 que ordena la reducción de oferta con el fin de vincular más flota al MÍO sin haber iniciado la segunda fase. Eso no es posible y hasta la semana pasada la petición no había sido aprobada ni por el Alcalde ni por el Secretario de Tránsito", añadió el funcionario.Según Barbosa, modificar el decreto implicaría no solo permitir el ingreso de nueva flota por cuenta de la primera fase que ya concluyó, sino chatarrizar más buses. "Esto le generaría aún más problemas a Unimetro, que está rezagado en el tema de chatarrización, pues Blanco y Negro Masivo y GIT ya cumplieron con su cuota y tienen un excedente de buses".

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad