Protestas por cobertura educativa generaron caos vehicular en Cali

Febrero 25, 2016 - 12:00 a. m. 2016-02-25 Por:
Elpaís.com.co
Protestas por cobertura educativa generaron caos vehicular en Cali

Así se veía el bloqueo sobre la Calle 70 a la altura de La 14 de Calima.

Docentes y estudiantes de colegios que no fueron contratados para ampliación de cobertura bloquearon cinco puntos de la ciudad. Alcaldía dice que esas instituciones no cumplen con requisitos de calidad.

Gran congestión vehicular se registró por más de tres horas de este jueves en diferentes puntos de Cali por una jornada de protestas de un grupo de docentes, padres de familia y estudiantes, en desacuerdo con la decisión del Ministerio de Educación de dejar por fuera del programa de ampliación de cobertura a 73 instituciones educativas debido a sus bajos índices de calidad. 

Las manifestaciones se reportaron simultáneamente en cinco puntos de la ciudad: Calle 5 con Carrera 94, Calle 70 frente a la 14 de Calima, barrio Cuatro Esquinas,  barrio Ciudad Córdoba y barrio Decepaz, las cuales concluyeron a las 11:00 a.m.

En la Calle 5 con Carrera 94, a la altura de la estación Meléndez del MÍO, los manifestantes bloquearon los carriles del sistema masivo, generando un caos vial en el sur de la ciudad.

La protesta fue liderada por docentes de los colegios que no fueron contratados este año en el plan de ampliación de cobertura, pues no contaban con los requisitos de calidad solicitados por el Ministerio de Educación.

Adolfo Valderruten, rector del Instituto Colombiano de Bachillerato de la Comuna 18, indicó que la protesta es un reclamación de los profesores y padres de familia que quedaron por fuera de la contratación.

"El Alcalde se comprometió en una mesa de trabajo a declarar la urgencia educativa, hay 30 mil niños sin iniciar clases en Aguablanca y la ladera. El problema es que en la ladera no hay colegios y los que hay ya están llenos. En Meléndez solo hay dos instituciones educativas y están llenas", dijo el rector.

El padre de familia Ober Hoyos, dice que en su caso "me están trasladando a mi hijo al colegio Santa Librada (centro de la ciudad) y yo vivo en zona de ladera (suroeste), no lo puedo trasladar hasta allá, no le han dado tarjeta del MÍO y yo estoy desempleado".

Al respecto, la secretaria de Educación de Cali, Luz Elena Azcárate, rechazó las manifestaciones y recordó que la decisión de no contratar a estos colegios fue ordenada por el Ministerio de Educación, ya que no cumplían con el porcentaje de calidad requerido.

"Nosotros no estamos tomando decisiones por caprichos del Alcalde, ni de la Secretaría, sino siguiendo los lineamientos del ente rector que es el Ministerio de Educación. Estamos en la obligación de cumplir con un decreto, pero eso no quiere decir que seamos indiferentes a la suerte de los niños, porque la Secretaría está cumpliendo con garantizarles el cupo, el transporte y la alimentación escolar; sabemos que es romper con una costumbre, con un tema muy cultural, pero a veces las dificultades son oportunidades para mejorar y en este momento el Ministerio está empeñado en mejorar la calidad en la educación, no solo en Cali sino en todo el país", enfatizó Azcárate.

Recordó que "si los colegios están por debajo de la medida que el Ministerio tiene consignada en un decreto ley firmado por el Presidente, no podemos tomar decisiones de contratarlos, porque estaríamos violando la ley".

[[nid:511297;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2016/02/trancon-calle-5.jpg;full;{Así se ve el trancón sobre la Calle 5 al sur de Cali por protestas de docentes y estudiantes.Foto: Cortesía @saloyu}]]

Por su parte, el alcalde de Cali, Maurice Armitage, manifestó que "entiendo que hay 7 mil estudiantes todavía sin reubicar, pero estamos trabajando con el Ministerio de Educación para manejarlo, vamos a superarlo, porque si a algo le he trabajado es a la educación".

En enero pasado, la ministra de Educación, Gina Parody, denunció que en Cali sí hubo corrupción en la contratación de ampliación de cobertura y que el Municipio tenía una matrícula contratada muy alta, que no debería de tener.

"La ampliación de cobertura se ha convertido en un negocio, yo lo dije aquí, eso tiene intereses no políticos, politiqueros, y el Estado y los colombianos no están para financiar los negocios de los particulares y menos en el sector educativo. Aquí, además de garantizar la calidad en la educación, de generar oportunidades, tenemos que blindar la educación de los negociantes, de los mercaderes", dijo la Ministra.

En Cali, el Ministerio identificó 74 instituciones educativas que tuvieron bajos resultados de calidad y estas son precisamente las que no podrán seguir contratando este servicio para el presente año.

En octubre pasado, el Ministerio de Educación dio a conocer que los 74 colegios que se quedaron por fuera del plan de ampliación de cobertura estaban por debajo del percentil 20 de los resultados de las Pruebas Saber (que se mide en una escala de 0 a 100).

La ampliación de cobertura consiste en contratar con los colegios privados la educación para los estudiantes de escasos recursos, que no pudieron ser ubicados en los colegios públicos porque no tenían cupo.

No obstante, los padres de algunos de los niños que fueron reubicados alegan que las instituciones que les fueron asignadas para la educación de sus hijos quedan muy retiradas de su sitio de residencia.

 

 

Lee todo el contenido de El País sin límites. Suscríbete aquí
VER COMENTARIOS