Proliferación de mosquitos después de la temporada de lluvias molesta a los caleños

Proliferación de mosquitos después de la temporada de lluvias molesta a los caleños

Junio 07, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

La comunidad pide a las autoridades municipales que generen controles sobre la plaga. Secretaría de Salud dice que sí se está fumigando y recomienda evitar pozos de aguas estancadas que la propaguen.

Con la pasada temporada de lluvias la proliferación del jején en los alrededores de los canales de aguas lluvias, ríos y zonas verdes de Cali, se ha convertido en una molestia para la ciudadanía.Según el secretario de Salud Municipal, Alejandro Varela, decenas de barrios se están viendo afectados por la sobrepoblación del insecto. "Efectivamente después de cualquier aguacero aumenta el Jején en las zonas verdes donde se forman pozos y en los alrededores de los ríos y canales de aguas. Ahora es algo que se presenta incluso en todo el Valle, por ejemplo en Pradera y Jamundí", aseveró Varela.Pero, a pesar de la confirmación de que en la actualidad hay un brote de Jején, el Secretario manifestó que las fumigaciones se están haciendo y que no es para preocuparse, porque según él, "el Jején no produce enfermedades". "En cambio, hay que llamar la atención para que la gente esté pendiente sobre el Aedes aegypti, el zancudo que porta el dengue. Se requiere que la gente no genere criaderos dentro de la casa, con aguas estancadas. Lo del Jején no es un tema de interés de Salud pública, es un tema de interés de Salud comunitaria. Si se corta el prado bien bajito y se secan los pozos, se acaba el mosquito", indicó Varela.No obstante, algunos voceros de la comunidad caleña se mostraron preocupados por la proliferación del insecto e instaron a las autoridades municipales a que generen controles sobre la plaga que resulta "molesta".Jhon Ortiz, presidente de la Junta de Acción Comunal del barrio Panamericano de la Comuna 10, que tiene varios parques y colinda con tres canales de aguas lluvias, manifestó su molestia ante la situación. "Si bien la Secretaría de Salud hace los controles en los canales y el Dagma corta el césped cada tres meses aproximadamente, consideramos que falta más. En época de lluvias el pasto crece más y se debería cortar con mayor periodicidad para evitar la proliferación de bichos", expresó Ortiz.También Jaime Mazorra, presidente de la Junta Administradora Local de la Comuna 22, aseguró que los organismos zonales no pueden operar para controlar la plaga ni aplicar planes para incentivar a que la comunidad evite la formación de pozos de aguas estancadas. "Nosotros no hacemos nada para controlar las plagas de mosquitos porque no hay plata. No tenemos recursos. Los miembros de las Juntas de Acción Comunal y Juntas Administradoras Locales en Cali no reciben plata ni para hacer una llamada. Por ello, yo creo que sí es responsabilidad del municipio reforzar las fumigaciones y mantener el cuidado de las zonas verdes", dijo Mazorra.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad