Preocupación por aumento de casos de suicidio en Cali

Preocupación por aumento de casos de suicidio en Cali

Abril 07, 2019 - 11:30 p.m. Por:
Redacción de El País
Suicidio

Este año se han reportado en el Valle tres casos más que en 2017.

El País

Las muertes auto infligidas que se han presentado en Cali en los últimos días tienen en alerta a las autoridades sobre el aumento de los suicidios en la ciudad.

El caso más reciente que está siendo investigado es la muerte de un artista plástico que cayó desde el piso 17 de su apartamento en el norte de Cali. A esta situación se le suma el deceso de una mujer ocurrido hace dos semanas, la cual decidió quitarse la vida mientras estaba en una celebración familiar.

Según el informe Forensis de Medicina Legal, en el 2016 hubo 82 casos de suicidio en toda la ciudad, 117 en el 2017 y, de acuerdo al Observatorio de seguridad y Justicia de la Alcaldía, el año pasado hubo 121 muertes.

Las estadísticas de individuos que en el 2017 intentaron quitarse la vida llegaron a los 1584 casos, mientras que en el 2018 ascendieron a los 1675.

“El factor de riesgo más importante es el intento previo. La persona que ya ha atentado contra su vida, tiene una probabilidad mucho más alta de volverlo hacer y por eso es una población de mucho cuidado”, manifestó Nelson Sinisterra, secretario de Salud Municipal.

Según Medicina Legal, en el 2016 hubo 202 suicidios en el Valle del Cauca y 244 en el 2018 y, de acuerdo a María Cristina Lesmes, secretaria de Salud del departamento, los jóvenes entre 18 y 32 años son las personas que más se están quitando la vida.

Lea también: Retos virales en internet pueden afectar su salud física y mental

“La mayoría de las causas de este fenómeno son de tipo afectivo, especialmente relacionadas a las rupturas amorosas. Es muy probable que esto se esté presentando porque ellos no están teniendo un proyecto de vida, es decir, cuando la felicidad en vez de mirarse dentro de uno mismo, se mira alrededor de las otras personas. Pero eso tiene que ver con un proceso de auto aceptación y afecto que se inculca en el interior de una familia”, explicó Lesmes.

A nivel nacional, entre 2008 y 2017 fallecieron 19.977 personas por lesiones auto infligidas intencionalmente. El último año reportó el mayor número de registros (2571), lo que representó 573 casos más que la media de 1998.

Panorama en niños y adolescentes

El suicidio es un problema de salud pública que también viene en aumento en los niños y adolescentes de la región y del país, fenómeno que ha despertado un particular interés en las autoridades de salud.

De acuerdo con Medicina Legal, el Valle del Cauca es uno de los doce departamentos que registró un incremento en el número de casos cometidos entre el 1 de enero y el 31 de julio del 2018. En ese periodo se presentaron catorce casos, tres más que los once reportados durante los primeros siete meses del 2017.

Lina María Saldarriaga, subdirectora del programa Aulas en Paz, aseguró que los factores de riesgo en materia de suicidios están asociados a situaciones de carácter familiar.

“Hay una correlación muy importante entre el suicidio y el maltrato o el abuso, que históricamente explican por qué ellos llegan a tomar la decisión de quitarse la vida. Pero también han aparecido problemas como la intimidación escolar y el ciberacoso, los cuales están llegando a ser un factor de riesgo muy importante para los niños”, señaló la funcionaria. Añadió que otra de las causas que estaría relacionada con el incremento de este fenómeno es el desarrollo de la identidad sexual en los menores.

A su vez, la subdirectora del programa Aulas en Paz hizo hincapié en la soledad en los niños, como detonante de suicidios y comportamientos contra la vida misma.

“Los niños se están dejando a cargo de cuidadores que no necesariamente son sus papás o, en su defecto, se están quedando solos. Debido a esta circunstancia es que identificamos menores que empiezan a utilizar, de manera desprotegida, las redes sociales y se pueden volver más vulnerables al abuso o al ciberacoso”, precisó Saldarriaga.

Estrategias de prevención

Ante el incremento de los casos de suicidio a nivel local, la Secretaría de Salud de Cali viene adelantando campañas de promoción con el propósito de que se puedan identificar de manera temprana conductas suicidas en las personas.

“Una de ellas es el proyecto ‘Pasaje a la palabra’, que lo estamos implementando en los entornos educativos en los cuales se viene trabajando con los jóvenes y los docentes de las instituciones oficiales para que ellos aprendan a identificar situaciones de este tipo entre los estudiantes”, indicó el Secretario de Salud de Cali.

Nelson Sinisterra también aseguró que desde la dependencia se busca poner en marcha un proyecto que impacte a nivel psicosocial los pacientes que han intentado suicidarse en años anteriores en Cali, así como su grupo familiar.

Gobernación, en alerta

La Gobernación del Valle del Cauca también está adelantando la construcción del 'Plan departamental para la prevención del suicidio’, con el que se busca fortalecer la estrategia de salud mental en los municipios, y así evitar que se presenten casos de suicidios.

Al respecto, Dilian Francisca Toro, gobernadora del Valle del Cauca, dijo que se está “trabajando duro para evitar que se presenten suicidios, especialmente en menores de edad y jóvenes y, para eso, impactaremos fuerte la parte de salud mental con el fin de poder lograr que nuestros niños puedan tener una vida normal que les permita desarrollarse como futuros ciudadanos”.

Asimismo, la Secretaría de Salud del Valle está realizando la asistencia técnica a los municipios en la identificación y prevención de conductas suicidas.

Después de Cali, Pradera y Cartago, con 14 casos cada una, fueron las ciudades del Valle del Cauca que reportaron el mayor número de casos de suicidios en el 2017, de acuerdo al informe Forensis del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses.

Signos de alarma

Estos son algunos signos de alarma de conducta suicida:
Presencia de pensamientos o planes de autolesión en el último mes o acto de autolesión en el último año.

Alteraciones emocionales graves.

Desesperanza.

Agitación o extrema violencia.

Conducta poco comunicativa.

Aislamiento social.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad