Malos hábitos con mascotas siguen siendo motivo de 'encontrones' en barrios de Cali

Escuchar este artículo

Malos hábitos con mascotas siguen siendo motivo de 'encontrones' en barrios de Cali

Abril 01, 2018 - 11:45 p. m. Por:
Redacción de El País
Mascotas excrementos Perros

Las quejas más frecuentes entre los caleños sobre las mascotas tienen que ver con las personas que no recogen las necesidades de sus animales en diferentes espacios públicos o dentro de unidades residenciales.

Archivo de El País

Un hombre en el barrio Desepaz, oriente de Cali, fue judicializado este año por la Policía Ambiental luego de atacar con un machete al perro de su vecino. En ese mismo barrio otro le disparó al perro de su vecino tras una fuerte discusión entre ambos; mientras que en el corregimiento de Navarro un hombre fue procesado por dejar a su perro amarrado causándole desnutrición.

Esos son los tres procesos de judicialización por maltrato animal que van en lo corrido del año en la ciudad, y que demuestran los encontrones que las mascotas causan entre vecinos.

Aunque cada vez hay una mayor aceptación en la convivencia con animales, el comportamiento de algunos ciudadanos con sus mascotas en áreas comunes es detonador de otro tipo de incomodidades: los fuertes ladridos, la no limpieza de excrementos y reacciones violentas de algunos caninos son ejemplos de ello.

Así lo evidenció Miguel Alberto Quiñones, juez de paz de la Comuna 18, quien describió el envenenamiento de ocho perros en una zona verde del barrio Altos de Santa Elena, como la manifestación de un problema de intolerancia con las mascotas.

“En ese momento lo que se hizo fue abrir el diálogo entre los vecinos, porque salen a buscar culpables y señalar a las personas generando problemas entre ciudadanos”, aseguró.

 “Las personas que tienen perros, deben tener en cuenta que los animalitos deben tratarlos y cuidarlos como si fueran sus hijos".
Jaime Cesar Jiménez,
usuario de Facebook de El País.

A su vez, Arley Polanco, juez de paz de la Comuna 17, manifestó que el barrio El Limonar ya es conocido entre sus habitantes como “el barrio de los gatos”, y que las quejas por la presencia de estos animales es frecuente entre los vecinos.

Germán Andrés Ramírez, juez de paz de la Comuna 2, dijo que hace seis meses dos perros fueron envenenados en esa zona de Cali y que nunca se dio con los responsables, sin embargo mencionó que las quejas son principalmente por la gran cantidad de mascotas.

“Aquí las personas han adoptado muchísimos perros, incluso hay un vecino que tiene hasta seis perros y no hay casos de intolerancia, solo llamados de atención a los dueños para que recojan las necesidades de sus mascotas”, aseguró.

Lea también: 'Esta es la iniciativa en pro del espacio público que causa polémica en San Fernando'.

Y aunque no hay un consolidado de las quejas que reciben todos los jueces de Paz por problemas de este tipo, un sondeo realizado en la Fan Page de Facebook de El País reveló que este no es un lío menor.

“En varias ocasiones he tenido choque con algunos de mis vecinos, si tienen mascotas no sé por qué no les enseñan a hacer sus necesidades en la calle",
Aracelly Valderrama,
usuaria de Facebook de El País.

Daniela Jiménez, por ejemplo, fue una de las 83 personas que participó del foro denunciando que su perro beagle fue atacado por tres pastores alemanes en la unidad en la que vive.

“Son tres perros que han sido criados para cuidar una casa, y mantienen con la puerta abierta y desatendidos. Son asesinos, ya han cometido dos crímenes más en la unidad en que vivo”, dijo.

La usuaria Joha Giraldo indicó que su vecina tiene cuatro perros que “no paran de ladrar”.

“Es desesperante, nos trasnocha y me levanta a mi bebé en la madrugada. Lo peor del caso es que me he acercado a la Policía y nunca han hecho nada, ni siquiera con el tal Código de Policía”, agregó.

La usuaria Zoraya Martínez Sanmiguel dijo que en su condominio una vecina dueña de cuatro gatos los mantiene afuera de su apartamento y “se orinan en los jardines y patios, se entran a las casas y se suben a los asientos, dejan las huellas y pelos regados por toda la casa, yo no tengo mascotas porque no me gusta tenerlas dentro de una casa, además soy alérgica al pelo de los animales y ¿tengo que aguantarme los animales ajenos?”, dijo la usuaria, quien agregó que la situación se ha informado a la administración de su condominio y se han enviado comunicados.

“Ya estamos desesperados, incluso unos vecinos están que entregan la casa por ese problema, qué horrible”, dijo Martínez.

Al respecto, el animalista Daniel Tellez Salgado, relató que estos actos son únicamente responsabilidad de los dueños y no de los animales.
“La culpa nunca es del animal, siempre es de la persona responsable. Es una falta de compromiso por parte de los dueños, hay que fomentar la cultura de la tolerancia porque no podemos responder con una piedra en la mano envenenando a los animales”, dijo.

Liliana Ossa, fundadora de Paz Animal, manifestó que la verdadera solución no es el diálogo sino que se cumpla la ley.

“Lamentablemente en nuestra cultura no se ha legislado lo suficiente para que las personas entiendan que ellos también son seres que sienten y tienen derechos y deben ser respetados”, dijo.

"Hay dos vecinos con dos perros pequeños que duermen en el antejardín y se la pasan ladrando y otro vecino tiene un perro pitbull que permanece encerrado",
Jhon Fabio Mendoza,
usuario de Facebook de El País.

¿Qué se debe hacer entonces? El intendente Jorge Eliécer Zorrila, responsable de la Policía Ambiental de Cali, explicó que ante estos casos de intolerancia las personas deben formular la denuncia.

“Hemos encontrado que cuando hay problemas entre vecinos muchas veces se desquitan con las mascotas y si se comprueba que una persona mató o envenenó a un animal, la sanción es atendida por la Fiscalía haciendo cumplir la Ley 1774 y pueden tener de dos a 26 meses de cárcel o inhabilidad especial, además las multas pueden llegar hasta los 60 salarios mínimos mensuales legales vigentes ($46 millones)”, explicó.

Zorrilla recordó que las denuncias por problemas con mascotas pueden ser llevadas a las inspecciones de Policía, agregando que “los animales no se deben involucrar en los problemas entre los vecinos”, para evitar retaliaciones como el envenenamiento de animales.

El Artículo 1 de la Ley 1774 establece que los animales son seres sintientes y deben protegerse contra el sufrimiento y el dolor causado por humanos.

La ley

El 6 de enero del 2016 el Congreso de Colombia decretó que:

“Quien maltrate a un animal doméstico , amansado, silvestre vertebrado o exótico vertebrado, causándole la muerte o lesiones que menoscaben gravemente su salud o integridad física, incurrirá en pena de prisión de doce (12) a treinta y seis (36) meses, e inhabilidad especial de uno (1) a tres (3) años para el ejercicio de profesión, oficio, comercio o tenencia que tenga relación con los animales y multa de cinco (5) a sesenta (60) salarios mínimos mensuales legales vigentes”.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS