Los Booktubers caleños que incentivan la lectura

Los Booktubers caleños que incentivan la lectura

Septiembre 30, 2018 - 07:55 a.m. Por:
Por Natalia Arboleda Moncayo, del Semillero de Periodismo UAO - El País
Booktuber de 7 años

Manuela Orozco Franco 'Manu', de 7 años, es la participante más joven de la comunidad Booktuber y es un ejemplo para incentivar a los niños a la lectura.

Archivo El País

“Cuando los libros logran cautivarte, uno desea compartir eso con el mundo”, afirma Laura Camila Paz, una ‘booktuber’ caleña de 19 años que comparte con sus seguidores en internet su gusto por la literatura.
Los ‘booktubers’ son creadores de contenido para la plataforma de YouTube, pero a diferencia de los ‘youtubers’ convencionales, el contenido de su canal es literario.

En Cali, la comunidad ‘booktuber’ trabaja con un único fin, hacer que se lea más. Aunque muchos comienzan creando contenido para la plataforma, son pocos los que permanecen y son constantes.

Booktuber Laura Camila Paz

Laura Camila Paz, miembro de la comunidad Booktuber. Cuenta con 25.022 visualizaciones en su canal.

Archivo El País

El más influyente en Cali es Jimmy Rodríguez, quien cuenta con 64.305 visualizaciones en su canal (Memorias de un Pistolero), más de 218 videos y tres años de experiencia. Jimmy es estudiante de Licenciatura en Literatura de la Universidad del Valle. Lee nueve libros al mes y sube contenido a su canal dos veces por semana.

El fenómeno ‘booktubers’ surgió en 2012 en los países de habla hispana como México y España. Sin embargo, fue después de un año que comenzaron a captar la atención en los usuarios de la plataforma. En la ciudad, quien más años lleva es Jimmy Rodríguez y en su canal habla de varios géneros literarios, pero el que más le gusta es el de terror.

Lea también: María Isabel Llano, la caleña experta en redes neuronales

A él le sigue Laura Camila Paz, estudiante de Comunicación Social y Periodismo de la Universidad Autónoma de Occidente, UAO. En dos años, las visualizaciones en su canal alcanzan las 25.022 y sube videos a la plataforma una vez a la semana.

La labor de un ‘booktuber’ va más allá de criticar un libro. La comunidad se ha convertido en una estrategia de marketing digital para que los libros logren venderse y se incentive al público a la lectura. Es por esto que las editoriales los contactan a fin de promocionar los libros que en un futuro saldrán a la venta.

En Colombia se leen 2,9 libros por año, frente a los 2 libros del 2016 y los 1,9 libros del 2014, según cifras de la Encuesta de Consumo Cultural del Dane, por lo que la labor de los ‘booktubers’ en la era digital podría contribuir a que las cifras aumenten en el público joven.

Con el tiempo la comunidad se ha dado a conocer llegando a jóvenes y niños. ‘Manu’, como es conocida Manuela Orozco Franco, de 7 años, la participante más joven de la comunidad, es un ejemplo para incentivar a los niños a la lectura. El canal ‘AventurArte con Manu’, que nació como la iniciativa de un proyecto de Comunicación Social en la Pontificia Universidad Javeriana, ha logrado convertirse en mucho más que eso.

Las reproducciones del canal en tan solo cuatro meses suman 3424 visualizaciones. Y este fue premiado por la Secretaría de Cultura de Cali por promover la lectura, el arte y la cultura.

“‘AventurArte con Manu’ surge de la iniciativa de Manuela. Cuando llegamos al curso ‘Gestión de productos de la gestión comunitaria y del tercer sector’, dictado por la profesora Fanny Franco, nos llamó la atención el proyecto de ‘Manu’, porque entendíamos que era una necesidad y aunque nosotros consumíamos este tipo de contenido, no conocíamos booktubers infantiles. En clase se planteó la idea, la ruta y lo ejecutamos tres compañeros: Mariana Cárdenas, Sebastián Ospina y yo”, señala Kamila Ríos. Hoy hay un nuevo equipo javeriano detrás, fortaleciendo el proyecto: Han realizado ya tres videos.

Jimmy Rodríguez booktuber

El booktuber Jimmy Rodríguez habla de de varios géneros literarios pero su favorito es el de terror.

Archivo El País

Cada canal tiene categorías que son comunes entre los exponentes de este mundo, como los ‘booktags’, donde responden preguntas de escenas o personajes que hayan leído; los ‘bookhauls’, en los cuales muestran a sus seguidores los libros que recibieron o compraron en el mes, y los ‘wrap up’, una categoría donde recomiendan los libros leídos en el mes.

También suelen hacer colaboraciones para que los seguidores de cada canal conozcan a la comunidad y se ayudan a crecer entre ellos.
La experiencia de ser ‘booktuber’ les ha dejado un público variado.

A Jimmy lo siguen los amantes del terror. “Mis seguidores hacen maratón de mis videos y me lo cuentan por redes sociales”. Aunque en su canal se habla de varios géneros literarios, el terror es lo que lo caracteriza.

La historia con ‘Manu’ es diferente. La mayoría de su público son niños de la misma edad, pero también padres que buscan estrategias para que sus hijos lean. El canal maneja contenido infantil de escritores como:

Amalia Low, Marcos Almada Rivero, entre otros. A Manuela le gusta hacer videos recorriendo las bibliotecas de Cali y asistiendo a actividades culturales como el festival ‘Oiga, mire, lea’. Recorridos que documenta para su canal con el fin de promover la participación a estos eventos.

Muchos de los ‘booktubers’ logran conseguir público de otros países como es el caso de Laura Paz, a quien le escriben personas de México felicitándola por la calidad de su contenido. Laura ha logrado fusionar los idiomas y la literatura como contenido para su canal, por lo cual su público en la plataforma de YouTube y redes sociales es de varios países latinoamericanos.

“A mí me gusta mucho la literatura, y revisando canales de ‘booktubers’ di con un video de Laura. Desde el momento en que vi su primer video me encantó su amor por la literatura y la comencé a seguir. Veo todos sus videos y sigo sus recomendaciones de libros”, cuenta Jorge Eliécer Meriño, suscriptor del canal.

El fenómeno ‘booktuber’ ha crecido a través de los años, por lo que esta comunidad se ha ido abriendo paso en las ferias literarias más importantes.

La Feria Internacional del Libro 2018 fue un claro ejemplo de esto. Los ‘booktubers’ tuvieron espacio para dar charlas durante el evento, exponer libros de su autoría y también espacios para conocer a sus seguidores.

Los resultados de su participación en la feria son evidentes. Los ‘booktubers’ están cambiando la manera de llevar los libros al público.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad